Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Puerto La Unión se retrasará hasta julio

La recepción de ofertas de las empresas será hasta el 14 de abril

El puerto La Unión fue inaugurado hace siete años, desde entonces casi no opera. foto edh /archivo

El puerto La Unión fue inaugurado hace siete años, desde entonces casi no opera. foto edh /archivo

El puerto La Unión fue inaugurado hace siete años, desde entonces casi no opera. foto edh /archivo

El proceso de adjudicación de la concesión del Puerto Cutuco en La Unión, se atrasará hasta julio de este año, según confirmó el vicepresidente de la República, Óscar Ortiz, durante una visita a la zona oriental del país.

Ortiz detalló que "para junio o julio de este año ese puerto estará funcionando y trayendo desarrollo a la zona oriental". "Es solo cuestión de meses", agregó.

Sin embargo, el proceso de concesión sigue retrasándose todos los meses, pues la Comisión Ejecutiva Portuaria Autónoma (CEPA) confirmó ayer que la fecha de recepción de las ofertas ya no será en marzo, sino hasta el 14 de abril. Esta es la cuarta vez que la autónoma modifica la fecha de recepción de las ofertas argumentando que las cuatro empresas precalificadas interesadas en la concesión han solicitado más tiempo para esclarecer dudas sobre la terminal marítima.

El presidente de CEPA, Nelson Vanegas, aseguró la semana anterior que las empresas están interesadas en el flujo comercial del puerto, su infraestructura, el flujo de contenedores que llegan al puerto de Acajutla en Sonsonate y otros aspectos técnicos que son importantes para que ellos estructuren la propuesta financiera que presentarán al Gobierno.

Además, Vanegas aseguró que una vez decidido quién ganará la concesión, la empresa adjudicada tiene todavía un año para hacer todas las adecuaciones necesarias para iniciar sus operaciones, lo que indica que el puerto no iniciará de inmediato.

Otro punto a tomar en cuesta es que el Gobierno aún debe contratar a la empresa que hará el dragado del canal de acceso al muelle. En este proceso, ya hay seis empresas precalificadas para presentar sus ofertas, pero tampoco se han recibido sus propuestas y no se tiene una fecha exacta de cuándo se abrirá oficialmente la licitación de este proyecto.

Ese dragado, que es responsabilidad exclusiva del Estado salvadoreño, debe estar listo antes de que la empresa concesionaria del puerto inicie sus operaciones.

Ortiz señaló que para el gobierno, lo principal es arrancar labores a mitad del presente año, pues la obra ha estado durmiendo el sueño de los justos por más de siete años desde que fue inaugurado en 2009.

Muchos economistas y el mismo partido de oposición, ARENA, criticó a la administración de Mauricio Funes, por no haber logrado la concesión durante su periodo presidencial a pesar de que este fue uno de los primeros objetivos que se planteó en materia de logística.

El proyecto que fue uno de los que más expectativas generó en la zona oriental comenzó a gestarse desde 2002, pero el inicio de su construcción se concretó hasta 2005, un 16 de enero; sin embargo y pese a la millonaria inversión, hasta ahora la terminal portuaria no esta operando, pues la concesión del mismo se ha postergado año tras año.

No obstante Ortiz considera que la concesión y operación del puerto es solo cuestión de meses, y que la espera de los empresarios y salvadoreños en general será compensada con la generación de empleos y el dinamismo económico que provocará en la zona, una vez sea habilitado.

De hecho habló sobre convertir el Puerto de la Unión en una zona "libre" (de impuestos) para facilitar que quienes inviertan o se muevan en la zona para hacer sus negocios o vender, no tengan trabas y todo sea más sencillo, la idea es que con ello se generará más empleos con mano de obra calificada.

Para muchos sectores económicos la activación del puerto de La Unión representa una esperanza para que la economía del país crezca al ampliarse las opciones comerciales con sus vecinos de Honduras y Guatemala.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación