Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

La Movida inicia recorrido sin la cadena Europa

Chile, Bolivia y Paraguay también quedaron en la parte alta de las naciones mejor preparadas

Con la inauguración de La Movida Plaza Jardín, el restaurante arrancó vuelo como un competidor de servicios alimenticios en el país. foto edh /marlon hernandez

Con la inauguración de La Movida Plaza Jardín, el restaurante arrancó vuelo como un competidor de servicios alimenticios en el país. foto edh /marlon hernandez

Con la inauguración de La Movida Plaza Jardín, el restaurante arrancó vuelo como un competidor de servicios alimenticios en el país. foto edh /marlon hernandez

Mientras la cadena de supermercados Europa se despide de sus clientes con una liquidación total, su cafetería y restaurante La Movida tiene planes diferentes: quiere mantenerse en el mercado con su comida "hecha en casa" y en largo plazo expandirse fuera de San Salvador.

Por el momento, La Movida cuenta con dos sucursales: Beethoven y Plaza Jardín; sin embargo, Alcira Saca, una de sus representantes, aseguró que planean abrir una tercera en Santa Tecla o San Salvador para atender a los comensales de las sucursales de Europa Las Piletas, que cerró el año pasado, o de la Avenida Bernal, que se se encuentra en pleno proceso de liquidación.

Con la inauguración de su establecimiento en el centro comercial Plaza Jardín, sobre la Alameda Manuel Enrique Araujo, La Movida comenzó su camino separada de la cadena de supermercados que la vio nacer en 1990. En aquel entonces, el Europa se convirtió en el supermercado pionero en ofrecer servicios de alimentación dentro de una sala de ventas y desarrolló especialidades de comida a la vista, como la salvadoreña, la china, la mexicana, la italiana y la norteamericana.

En medio del cierre de los últimos dos Europa —Beethoven y Bernal—, la representante de La Movida está segura de que la fidelidad es la mejor ventaja competitiva de su negocio.

"La lealtad que nuestros empleados nos tienen a nosotros es igual que la lealtad que nosotros le tenemos a nuestros clientes", afirmó Saca, quien confesó que, en un principio, se había decidió rescatar únicamente la panadería del supermercado, pero al observar la cantidad de colaboradoras que quedarían desempleadas, en su mayoría madres solteras arriba de los 30, decidió hacer lo mismo por el área de restaurante y fusionarlas. Con esa movida, la accionista del Europa logró conservar 26 fuentes de trabajo entre sus dos sucursales, más media docena más de empleados que se dedicarán a la panadería que operará en alguno de los establecimientos una vez cierre Europa Beethoven, mientras que cuatro extrabajadores esperan la apertura de la nueva cafetería para ser recontratados.

Saca está consciente de que la marca se enfrentará a mucha competencia, sin embargo, destacó el precio económico de los platillos como otro elemento a su favor. "En la medida en que no es posible tratamos de trasladar ahorros a nuestros clientes", afirmó Saca, en clara consonancia con la filosofía del supermercado que fundó su padre.

Entre las 7:00 a.m. y las 7:00 p.m., las dos sucursales de La Movida reciben a 600 comensales. Aunque por el momento, la cocina se especializa en platillos salvadoreños y mexicanos, en el mediano plazo revivirán sabores internacionales. —EDH

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación