Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Fusades: Si país no cambia de rumbo irá a una crisis mayor

Fusades ve con preocupación el bajo crecimiento y el excesivo endeudamiento

Francisco de Sola, presidente de Fusades, señaló que no se ven soluciones en el tema de seguridad. Foto EDH

Francisco de Sola, presidente de Fusades, señaló que no se ven soluciones en el tema de seguridad. Foto EDH

Francisco de Sola, presidente de Fusades, señaló que no se ven soluciones en el tema de seguridad. Foto EDH

A dos meses de que la administración Sánchez Cerén cumpla su primer año de Gobierno, la inseguridad y el clima de negocios siguen empantanados y aún no se observan soluciones a todo lo que se prometió en campaña, peor aún, tampoco se nota que se escuchen las recomendaciones ni las propuestas del sector privado o académico para enrumbar el barco de la nación.

Con esa premisa, la Fundación Salvadoreña para el Desarrollo Económico y Social (Fusades) señaló que el país podría entrar en una grave crisis financiera, política y social si no detiene el incontrolable endeudamiento, y si continúan apagados los motores de crecimiento de la economía.

Francisco de Sola, presidente de Fusades, recordó ayer que lo que se interpreta con el resultado de las elecciones, recién pasadas, es que se debe hacer un alto en el camino. "La sociedad les ha dicho a los partidos: 'un momento, no más de lo mismo. Es hora de ponerse de acuerdo, el país está en situación grave' y es necesario que, aunque cambie la correlación de fuerzas en la Asamblea, no hay ninguna luz verde para el Gobierno ni para ARENA".

También criticó la inseguridad como el problema que más angustia a los salvadoreños y el que más desconfianza genera entre los inversionistas, "porque todavía no hay soluciones ni liderazgo para implementar acciones de solución", ya que todas pasan por unir al país.

Como tercer elemento, que le echa más sal a la herida, De Sola advirtió que ahora que los diputados van de salida decidieron aprobar un paquete de endeudamiento; que viene a ser como una acción agresiva hacia el resto de la población, para decirle: "Vamos a hacer lo que queramos hacer. No nos importa la elección ni la inseguridad ni las llamadas de unidad que nos están haciendo", enfatizó.

Como consecuencia de este panorama, existe una gran preocupación en Fusades porque no se están viendo resultados y priva la desconfianza del sector privado al manejo de este Gobierno por parte del FMLN, porque no están haciendo lo que tienen que hacer. "En esta coyuntura, cuando el país les ha dicho, deténganse un momentito, es un momento oportuno para cambiar de estaca y dar un giro hacia el consenso, pero no lo están haciendo".

Para el empresario, estos elementos provocan más desconfianza que redundan en disminuir el poco crecimiento, que es la razón por la cual la Asamblea está pidiendo más deuda. "Es un problema sistémico que ellos mismos están agravando", dijo.

Más créditos significarán más impuestos futuros

Para el director del Departamento de Estudios Económicos y Sociales de Fusades, Álvaro Trigueros, el problema con los nuevos préstamos es que se traducirán en impuestos futuros y son créditos que no los pagará el Gobierno sino que los ciudadanos y sus hijos.

Las estadísticas de la Fundación revelaron que el promedio de la deuda actualmente es de $1,400 por persona, o sea que la familia promedio debe casi $10,000 que se pagarán con impuestos.

Por otro lado, Trigueros se quejó del excesivo crecimiento del tamaño del Estado.

Mencionó que la contratación de 40,000 nuevos empleados públicos no significa que haya mejores servicios públicos. Por ejemplo, dijo, en los rubros de Salud y Educación, en donde pese a la publicidad oficial el país va retrocediendo, "en la PAES el país ha aplazado", apuntó.

Desde 2007 hasta 2014 la deuda pública incrementó en $7 mil millones que se debía haber traducido en gastos eficientes, además se realizaron tres reformas tributarias que generaron en 2014 cerca de $1,300 millones adicionales en recaudación de impuestos, comparado con 2007.

"Si continuamos por este camino (mayor endeudamiento, menor crecimiento y pérdida de empleo) vamos hacia una recesión", concluyó.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación