EPAPER NOTICIAS | Elecciones 2024 TRENDS | Premios Oscar NOTICIAS | Régimen de Excepción SELECCIÓN | David Dóniga

Mujeres rurales: retos y desafíos frente al cambio climático

Especialistas destacan el rol que desempeñan para garantizar la seguridad alimentaria en los territorios y cuidado del medio ambiente.

Por Xiomara Alfaro | Nov 16, 2023- 06:00

El poco acceso a la tierra y al agua son retos a los que se enfrentan mujeres rurales en la zona del departamento de La Paz. Foto EDH/ Cortesía

Visibilizar el trabajo de cuidado y productividad de la tierra que realizan las mujeres en áreas rurales y cómo enfrentar los desafíos que les afectan ante el cambio climático, son temas que un grupo de mujeres organizadas del departamento de La Paz busca atender, con el apoyo de instituciones como Ormusa y el programa “Manos que alimentan”, que forma parte de Asamblea de Cooperación por la Paz (ACPP) y la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID).

Bajo esta temática ofrecieron recientemente un festival gastronómico en el que expusieron productos agroecológicos que ellas mismas han cultivado en huertos caseros. Las protagonistas son mujeres provenientes de siete municipios: Zacatecoluca, Olocuilta, San Antonio Masahuat, Santiago Nonualco, San Pedro Masahuat, San Luis Talpa y Ciudad Arce.

Loroco, plátanos, mangos, piñas y granos básicos fueron comercializados en el festival que se celebró en el marco del el Día Internacional de la Tierra, también expusieron otros emprendimientos como artesanías, ropa teñida con tintes naturales artesanales, materiales de barro, vinos, bisutería, marroquinería, jaleas y encurtidos, entre otros.

Los organizadores resaltaron que actividades como estas son propicias para destacar la resiliencia, y la contribución de las mujeres rurales en El Salvador.

Ana Kelly Rivera, coordinadora del Programa Género y Justicia Ambiental de ORMUSA, destacó el rol “fundamental” que desempeñan “para garantizar la seguridad alimentaria en los territorios y la protección del medio ambiente”.

De acuerdo al Informe del Análisis de Inseguridad Alimentaria Aguda de la Clasificación Integrada de la Seguridad Alimentaria en Fases (CIF) , 907,000 personas en El Salvador se encuentran en condición de crisis o emergencia y requieren acciones urgentes (PROGRESAN-SICA, 2023).

Foto EDH/ Cortesía

Este es solo un panorama para exponer la inseguridad alimentaria como uno de los desafíos que deben enfrentar las mujeres rurales en el país. Se suma el alto costo de la canasta básica que ha afectado a gran parte de la población.

Según datos de la Mesa por la Soberanía Alimentaria, 2023, a inicios de este año, 544,000 personas no alcanzaban a cubrir la canasta básica; esto significa 242,000 personas más que en 2019. Un 53% de estas se ubican en la zona rural.

“En los últimos años, las variaciones climáticas extremas (sequías e inundaciones) han provocado la disminución significativa en la producción de alimentos en las zonas rurales de El Salvador”, exponen los expertos.

Otro de los desafíos que enfrentan es el acceso limitado a los recursos y espacios de tierra.

“El cambio climático está afectando mayoritariamente a las mujeres pobres que no tienen tierras y que no son incluidas en las políticas de apoyo a los agricultores, que son jefa de hogar y que solo disponen de un pedazo de tierra que es prestada (para sembrar). Las medidas gubernamentales se enfocan a atender a quienes tienen tierras de más de una manzana, porque ellos sí son visibles, la mayoría son hombres agricultores”, opinó Cidia Cortéz, de la Asociación de Mujeres Ambientalistas de El Salvador (AMAES).

Mujeres gastan $8 a la semana para tener acceso a agua potable

Las mujeres rurales también tienen acceso limitado al agua potable, a recursos como la tierra y servicios de educación de calidad, lo que dificulta su capacidad para adaptarse a las condiciones provocadas por el cambio climático.

Marisela Torres, residente en San Pedro Masahuat, expone: “El cambio climático nos hace personas más vulnerables, vivimos pensando qué va a suceder, porque a veces se ve tranquilo, pero de repente pasan cosas que no las esperamos, por ejemplo, inundaciones a causa de las lluvias frecuentes. Este municipio es muy vulnerable por la zona costera y el Río Jiboa que pasa cerca y se desborda”.

Foto EDH/ Cortesía

Por su parte María Luisa, quien vive en San Antonio Masahuat, habla de los problemas que enfrentan ante el acceso limitado al agua potable.

“Aquí tenemos problemas porque no nos cae agua, a veces nos dan cada 8 días, pero solo media hora. Me está costando $6 comprar (agua) para tomar y también para el oficio, son $8, eso es cada semana”, dice,

María Luisa explica que el agua que les sirven es de un río y no le echan cloro. “Mucha gente pobre que no alcanza a comprar agua, de esa les toca tomar. Mucha gente se enferma porque el agua está sucia. A veces agarran bacterias, se afectan los riñones de tantos líquidos que bajan en ese río. Se enferman los niños, igual”, añade.

Según la Encuesta de Hogares de Propósitos Múltiples 2022, la zona rural posee poco acceso a agua potable, solo el 66. 3% de los hogares posee agua por cañería; y solo un 12 % (10,918 mujeres) de las personas productoras agropecuarias son propietarias de tierras son mujeres, mientras que el 88 % son hombres).

Los expertos en el tema exponen además que el desempleo en áreas rurales, sumado a la poca escolaridad de las mujeres en estas zonas y las tareas de cuidado limitan las oportunidades de acceso a empleos formales con prestaciones.

La mayor parte de estas mujeres sobrevive de actividades económicas informales y en condiciones precarias, lo que contribuye en el aumento de la pobreza en el área rural, denuncian.

La EHPM 2022 expone que el 29.6% de los hogares en el área rural está en condición de pobreza total, mientras que el promedio de pobreza a nivel nacional es de 26.6%.

Desplazamiento, migración y violencia de género

Hay tres factores que según especialistas contribuyen a las afectaciones que sufren las mujeres rurales frente al cambio climático. Ormusa retoma los datos de la Oficina del Alto Comisionado de Derechos Humanos de las Naciones Unidas (2022) que calcula que el 80 % de las personas desplazadas por el cambio climático son mujeres, según el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, esto también representa mayor riesgo de sufrir violencia, señala el organismo.

Las tensiones relacionadas con la lucha por los recursos debido al cambio climático a menudo aumentan la vulnerabilidad de las mujeres rurales a la violencia de género, expone.

Las estadísticas reportadas en el Informe Anual de hechos de violencia contra la Mujer 2021, del Ministerio de Justicia y Seguridad Pública, evidencian en términos generales un incremento en el total de hechos de violencia en contra de las mujeres en comparación con el año 2020, el cual se fija en 21.2 %.

MÁS SOBRE ESTE TEMA

KEYWORDS

Agricultura Cambio Climático Mujeres Negocios Población Rural Ver Comentarios

Patrocinado por Taboola

Te puede interesar

Ver más artículos

Inicio de sesión

Inicia sesión con tus redes sociales o ingresa tu correo electrónico.

Iniciar sesión

Hola,

Bienvenido a elsalvador.com, nos alegra que estés de nuevo vistándonos

Utilizamos cookies para asegurarte la mejor experiencia
Cookies y política de privacidad