Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

IPSFA descarga en edil Bukele dejar sin tierra a comunidad

El gerente general del IPSFA, René Díaz Argueta, durante la conferencia en que explicó el caso. Foto EDH / Mauricio Cáceres

El gerente general del IPSFA, René Díaz Argueta, durante la conferencia en que explicó el caso. Foto EDH / Mauricio Cáceres

El gerente general del IPSFA, René Díaz Argueta, durante la conferencia en que explicó el caso. Foto EDH / Mauricio Cáceres

El Instituto de Previsión Social de la Fuerza Armada (IPSFA) descargó en el alcalde de Nuevo Cuscatlán, Nayib Bukele, la responsabilidad de haberle devuelto un terreno que había sido cedido a 48 familias pobres que actualmente viven en una zona de alto riesgo y ahora está en venta.

El gerente general del IPSFA, coronel René Díaz Argueta, confirmó que esa institución cedió un terreno de 2.5 manzanas a la comunidad Zamora Rivas en 2011, pero lo recuperó a la llegada de Bukele a la alcaldía en 2012 con lo que dejó frustrada a la comunidad y bajo riesgo de deslaves donde actualmente vive, tal como lo ha informado ampliamente El Diario de Hoy.

"Nosotros lo recuperamos (el terreno) porque las necesidades son de dinero no de terreno, él (Bukele) por qué tiene esa prioridad hay que preguntarle al alcalde porque así quería la compensación", declaró ayer Díaz Argueta.

Ayer se buscó nuevamente una reacción del edil Bukele a través de su equipo de prensa sobre los señalamientos que se le hacen en este caso pero no respondieron a la solicitud.

Bukele decidió en 2012 de derogar un acuerdo municipal, según consta en documentos, y acordó devolver al IPSFA el terreno en el que trasladarían a las 48 familias.

Según familias, el alcalde y ahora candidato a la alcaldía capitalina por el FMLN, les habría prometido otro terreno para trasladarlas pero que no les parece el lugar donde se buscaría reubicarlos.

Sobre la pregunta de qué va a pasar con la situación de las familias que siguen demandando se les cumpla con el traslado a un terreno más seguro y particularmente al que está en cuestión sobre el que dicen tener "derechos adquiridos", el funcionario dijo que en eso el IPSFA no tiene nada que ver.

"Ese son un arreglo entre el alcalde y las comunidades, no tenemos nosotros nada que ver con derechos que se le cedan allí. Habrán otras obras que él ha hecho por las comunidades que imagino que él le dio prioridad en vez de darles el terreno", dijo Díaz.

Ayer más familias de la comunidad Zamora pidieron a la comuna que les traslade a ese terreno que Bukele devolvió a la institución pero Díaz Argueta informó que dicho inmueble ya está en venta a fin de hacer llegar más dinero a una institución con serios problemas financieros y dificultad para atender compromisos de pago de pensiones.

De hecho, el ministro de Defensa David Munguía Payés dijo ayer que para sostener la pensión de un oficial retirado se necesita tener 4 cotizantes y por hoy solo tienen 2.

Devolución

Díaz Argueta declaró ayer que ese terreno de 2.5 manzanas, equivalentes a 25 mil varas cuadradas ya está en venta, y que el costo por vara es de $25. De venderlo a ese precio, alcanzaría los $625 mil.

El funcionario también hizo ayer un breve repaso de cómo se hizo del terreno, el cual dijo que fue dado en "compensación social" a la alcaldía en cumplimiento a la ordenanza municipal por la calificación de una propiedad para hacerla apta para la construcción.

Esa compensación se hizo por la construcción del proyecto urbanístico Kuaukali, pero este no se ha concretado.

Todo el terreno tiene una extensión de 7 manzanas, de las cuales 2.5 fueron cedidas en compensación a la comuna anterior presidida por Thomas Álvaro Rodríguez, quien coincide en que la comunidad tiene derecho a residir en él.

"En virtud de esto hicimos el trato con el exalcalde Rodríguez y así fue como le cedimos 2.5 manzanas como una compensación social", recordó ayer Díaz, pero agregó que al perder la elección Rodríguez y asumir Nayib Bukele, este cambió las tasas y pidió más por ese terreno, cuyo valúo original era de $125 mil.

"La misma ordenanza lo faculta para recibir esa compensación no solo en bienes, sino que podría ser en dinero y así fue que nosotros le pagamos un poco más de dinero y en cambio nos regresa la tierra, quiero decirle que nos la regresa en el mismo valor que se la entregamos", dice Díaz sobre el trato con Bukele.

Pero el funcionario se contradice en ese punto, pues por un lado dice que el terreno se lo regresan en el mismo valor original pero que pagó "un poco más de dinero", mientras que los documentos de compra-venta y comprobante de cobro por $571,570.

Pero Díaz Argueta insistió en que no es que le hayan comprado la propiedad que antes habían cedido.

"No hay pagos, no hay cheques, no hay ninguna escritura de compra-venta. Sí hay una escritura en la que ellos nos lo devuelven porque tiene que haber una transacción, pero si usted lo revisa va a ver que la recibimos en el mismo valor, lo que cambió fueron allí las tasas de compensación", apunta.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación