Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Especialistas piden más cupos en cuidados intensivos para niños con daños cardíacos

Aunque los médicos se han reunido con autoridades aún no hay acuerdos.

La capacidad instalada del hospital Benjamín Bloom no permite operar oportunamente a los infantes con diferentes tipos de problemas cardíacos.

La capacidad instalada del hospital Benjamín Bloom no permite operar oportunamente a los infantes con diferentes tipos de problemas cardíacos. | Foto por Archivo

La capacidad instalada del hospital Benjamín Bloom no permite operar oportunamente a los infantes con diferentes tipos de problemas cardíacos.

Más cupos en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) y más horas quirúrgicas, a corto plazo,  han solicitado a las autoridades del Ministerio de Salud (Minsal) y el Bloom, el equipo del programa de Cirugía Cardiovascular para reducir la lista de espera.

Guillermo Martínez Arias, jefe del programa; y Mauricio Velado, cardiólogo pediatra, manifestaron que han estado en reuniones con el viceministro de Salud, Julio Robles Ticas, y las autoridades del Bloom para buscar una salida.

“Estamos buscando alternativas para ver cómo se puede hacer para que cirugía cardiovascular tenga más horas quirúrgicas, por un lado, con los insumos y el personal que eso representa; además, expandir el área física porque con el área actual es imposible hacer más cirugías y contratar más horas cirujanos, porque las horas cirujanos son muy escasas”, comentó Martínez Arias.

Los cirujanos tienen asignado para hacer cirugía de corazón abierto los lunes y miércoles, y de corazón cerrado (menos complejas) pueden hacer el resto de días; pero están supeditados a que el resto de especialidades no hagan operaciones.  

Velado  expuso que ellos no se han quedado de brazos cruzados, que cada vez que llegan nuevas autoridades al Minsal le exponen el problema y la necesidad de construir una Unidad Cardiovascular con todo lo que supone.

“Nosotros estamos llevando el cuestionamiento a cada autoridad nueva que llega al ministerio y estamos solicitando su ayuda, claro, ellos la propuesta que han hecho es para solventar parcialmente el problema”, dijo Velado.

El cardiólogo agregó que la idea es dividir la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) en quirúrgica y de medicina, de la quirúrgica darles dos cupos a los niños que sean intervenidos del corazón. Pero eso aún no ha sucedido.

Velado explicó que la propuesta ideal es hacer un centro cardiovascular de dos plantas, con dos salas de operaciones, sala de cateterismo cardíaco, cinco camas de Unidad de Cuidados Intensivos y Cuidados Intermedios, camas de hospitalización. Una solución por la que vienen clamando desde hace años.

“Nosotros necesitamos que se haga un área quirúrgica cardiovascular dentro del hospital o fuera, necesitamos al menos que tenga dos quirófanos con personal las 24 horas dedicado a eso, necesitamos una UCI, personal de UCI (enfermería, médicos), insumos, oxigenadores, medicamentos ... ”, dijo Martínez Arias.

El jefe del programa expresó que el programa del Bloom es uno de los mejores de Centroamérica, que ha avanzado bastante, que están haciendo procedimientos de primer mundo; pero necesitan más apoyo para avanzar más y que no haya demanda insatisfecha de pacientes.

Martínez Arias expresó que han conversado con las autoridades para ver dónde se puede expandir físicamente dentro del hospital el área dedicada a cirugía de corazón, especialmente de cupos de UCI.

Añadió que en este momento hay una UCI en la que ingresan los pacientes quirúrgicos, quemados y con infecciones y no es recomendable tener pacientes quirúrgicas porque se pueden contaminar. A ellos se les asigna un cubículo, en algunas ocasiones, dependiendo de la demanda y los espacios que existan, les pueden dar otro cupo, si un paciente se complica y puede pasar semanas ingresados.

“Pero hasta ahora hay solo conversaciones, no hay nada que se esté elaborando en concreto y nosotros necesitamos solucionar este problema ya; no mañana, ni pasado mañana”, expresó Martínez Arias.

Entre las conversaciones se ha planteado dividir la UCI, en quirúrgica y medicina, de usar un quirófano de la Emergencia solo para cirugía cardiovascular, de convertir la vieja Unidad de Cuidados Intensivos Neonatales (Ucin) en una UCI, indicó el cirujano.

Con el personal, hay cuatro cirujanos cardiovasculares contratados, dos con dos horas, uno cuatro horas y otro ocho horas; pero una operación de este tipo generalmente dura cinco horas, aunque puede prolongarse por muchas más horas.

Por su parte, Velado insiste: “si nosotros no arreglamos de base el problema haciendo contrataciones destinadas exclusivamente para el programa de cirugía cardiaca eso no se va a solventar...”.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación