Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Lula Mena, una diseñadora salvadoreña que rompe esquemas

Sus materias primas son las semillas, el añil, materiales reciclados, la madera, el mimbre y otros

Lula Mena, una diseñadora salvadoreña que rompe esquemas

Lula Mena, una diseñadora salvadoreña que rompe esquemas

Lula Mena, una diseñadora salvadoreña que rompe esquemas

Transformar objetos cotidianos, que ante los ojos de la mayoría pasan inadvertidos, en piezas extraordinarias es un trabajo que Lourdes Mena conoce muy bien.

Esta diseñadora artesanal se ha convertido en una experta en crear una diversidad de productos empleando materiales orgánicos y reciclados.

Hace dos años enfrentó el miedo que le daba y se atrevió a crear un espacio para ofrecer todas sus piezas. Así, en 2012 se abrieron las puertas de Qumbo, una tienda pequeña y acogedora donde se pueden encontrar productos con diseños originales, que mezclan técnicas tradicionales con formas innovadoras que le dan un giro a dichos productos. El resultado son collares elaborados con semillas, anillos y bolsos de madera, bufandas bordadas a mano y teñidas con añil, pulseras hechas con cable de teléfono o bronce reciclado, hamacas con colores de moda y otra serie de artículos para el hogar.

"Mi abuela paterna fue quien me marcó con mi interés por el diseño, ella me enseñó, por ejemplo, el reciclado. Ella hacía sombreros, adornos y muchas cosas divinas, era superalegre y positiva ante la vida", relató Lula Mena, quien ya ha creado su marca comercial con su mismo nombre.

Desde muy joven se involucró con la reactivación del añil en El Salvador y los telares artesanales, una técnica cada vez menos común en el país. Esto le permitió trabajar con personas de comunidades del interior del país que llevan años elaborando artesanías.

Así fue como Lula decidió mezclar el trabajo de los artesanos con ideas frescas para innovar.

Una de sus líneas estrellas son los collares hechos con semillas.

"Yo parto de lo que tenemos alrededor. Un grupo de mujeres que viven cerca del mar vino hacia mí y me dijeron que lo que tenían eran semillas, así que trabajamos los collares...", contó la diseñadora.

"Muchas veces, cuando en una comunidad no saben una técnica tradicional y no tienen materia prima alrededor, lo que hacemos es darle material reciclado. A partir de eso hemos diseñado cuadros y pulseras", agregó.

Desde la creación de Qumbo, Lourdes Mena tuvo claro que la empresa se basaría en tres reglas: comercio justo, ecoamigable y hecho a mano.

Actualmente trabaja con artesanos de siete comunidades, principalmente en Santiago Texacuangos (San Salvador) y Cara Sucia (Ahuachapán).

"Para mí es importantísimo el empoderamiento de la mujer porque yo creo que así podemos lograr un cambio social... Cuando comencé a trabajar con estas mujeres sus esposos les dijeron que no lo iban a poder hacer, y hoy después de dos años, ves a esos mismos hombres apoyándolas a ellas, y cuidando a los niños. Ellas se han convertido en el mayor proveedor de la casa, ganan hasta tres veces más que sus esposos", relató Mena.

En la cadena de elaboración de estos artículos trabajan alrededor de 50 personas, 20 de ellas con empleos permanentes, según explicó la creadora de Qumbo.

Un salto de fronteras

Los diseños de Lula Mena han tenido un gran reconocimiento internacional a partir de que en 2012 tuvieron la oportunidad de participar en la feria de productos nuevos Dwell, en Los Ángeles, Estados Unidos.

Luego vinieron invitaciones para exponer sus productos en las ferias previas a la entrega de los premios Emmy (2013) y los Óscar (en 2014), donde son invitados actores, cantantes y celebridades del espectáculo para que conozcan artículos de distintas partes del mundo.

"Fue una experiencia lindísima, yo estaba representando a El Salvador... Creo que también tenemos que contar que aquí pasan cosas buenas", resaltó Mena.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación