Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Entrenamiento virtual beneficia a autistas

Un programa simula una entrevista laboral, mejorando las habilidades de las personas con autismo o bipolaridad

El programa ayuda a los adultos con autismo a prepararse para verdaderas entrevistas laborales.

El programa ayuda a los adultos con autismo a prepararse para verdaderas entrevistas laborales.

El programa ayuda a los adultos con autismo a prepararse para verdaderas entrevistas laborales.

Un programa de entrenamiento simulado ayuda a los adultos con trastornos del espectro autista a mejorar sus habilidades y la confianza durante una entrevista laboral.

"Las personas con un desorden del espectro autista tienen (alterada) la capacidad de comunicarse socialmente, de modo que en un ambiente de entrevista laboral, tienen dificultades para captar las pistas sociales", dijo el autor principal, Matthew J. Smith, investigador especializado en psiquiatría de la Escuela Feinberg de Medicina de North western University, Chicago.

"No podrían compartir información positivamente o no podrían demostrar que es fácil trabajar con ellos", aseguró.

La tasa de empleo de adultos autistas es muy baja y cada año, en Estados Unidos, unas 50,000 personas con autismo cumplen 18 años.

El programa interactivo de realidad virtual, que los autores llamaron Molly, se diseñó para mejorar las habilidades para las entrevistas de los adultos con trastornos psiquiátricos, como esquizofrenia y trastorno bipolar, como así también con un desorden del espectro autista.

"El programa de entrenamiento para las entrevistas laborales lo creó la empresa SIMmersion; lo hizo con la guía científica de nuestro equipo de Northwestern y un profesor de Yale, Morris Bell —explicó Smith—. El corazón del entrenamiento es virtual, proviene de un recurso humano, e una integrante del equipo llamada Molly Porter".

El entrenamiento computarizado les da a los usuarios la oportunidad de participar reiteradamente en una entrevista laboral simulada, de modo que los participantes obtienen experiencia con las preguntas de Molly. Las posibles respuestas varían de muy apropiadas para el proceso de selección laboral a potencialmente negativas.

Un software de reconocimiento de voz permite que el programa interactúe con el usuario. De modo que, según dijo Smith, el sistema proporciona un entrenador virtual en entrevistas laborales con retroalimentación inmediata sobre las respuestas del usuario que mejora o dificulta la interacción con Molly.

Smith señaló que el programa se diseñó para aumentar el nivel de dificultad del entrenamiento a medida que el usuario avanza y mejora sus habilidades básicas.

Con su equipo probó la viabilidad del programa para el entrenamiento en entrevistas laborales y evaluó si mejoraría en rendimiento en ese tipo de entrevistas. Para eso, convocó a 26 personas de entre 18 y 31 años con un desorden del espectro autista.

Todos los participantes pasaron por una etapa de entrevistas básicas y evaluaciones clínicas; a las dos semanas, volvieron para repetir dos pruebas de juego de roles y autoconfianza.

Entre las primeras y las últimas pruebas, 16 participantes recibieron entrenamiento virtual en entrevistas laborales y 10 actuaron como grupo de control.

Al final del estudio, el grupo entrenado había mejorado su rendimiento un 11 %, comparado con el 1 % que había mejorado el grupo control (sin entrenamiento). Y en autoconfianza, el grupo entrenado había mejorado un 22 %, versus el 7 % del grupo control, según publica el equipo en la revista Journal of Autism and Developmental Disorders. —Reuters

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación