Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

La detección temprana es determinante

El autoexamen y la mamografía son necesarios en esta lucha. La probabilidad de sobrevivir es más alta entre más temprano se detecte.

La mamografía ha mostrado ser muy eficaz en el diagnóstico.

La mamografía ha mostrado ser muy eficaz en el diagnóstico.

La mamografía ha mostrado ser muy eficaz en el diagnóstico.

El cáncer de mama es el más común entre las mujeres en todo el mundo, ya que representa el 16 % de todos los cánceres femeninos.

Según estimaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS), en 2004 murieron 519,000 mujeres por cáncer de mama y, aunque este cáncer está considerado como una enfermedad del mundo desarrollado, la mayoría (69 %) de las defunciones por esa causa se registran en los países en desarrollo.

El control integral del cáncer abarca la prevención, la detección precoz, el diagnóstico y tratamiento, la rehabilitación y los cuidados paliativos.

La sensibilización del público en general sobre la enfermedad y los mecanismos de control, así como la promoción de políticas y programas adecuados, también son estrategias fundamentales para el control poblacional.

De acuerdo con la Organización Panamericana de la Salud, aunque se puede lograr cierta reducción del riesgo mediante medidas de prevención, esas estrategias no pueden eliminar la mayoría de los cánceres de mama que se registran en los países de ingresos bajos y medios.

De esta manera, la detección precoz , por medio del autoexamen o la mamografía, con vistas a mejorar el pronóstico y la supervivencia sigue siendo la piedra angular del control de este tipo de cáncer. —EDH

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación