EPAPER Lluvias en El Salvador | Bitcoin | Selecta | Espectáculos

La enigmática laguna de Alegría

.

Por Carlos Francisco Imendia

Sin duda la Cordillera de Tecapa, Chinameca, donde a finales del S. XIX prosperó el cultivo y la producción cafetalera en el oriente del país y que fue también escenario de sabotajes, secuestros, crímenes contra prominentes productores por parte de la guerrilla durante el conflicto armado, es desde hace algunos años un bonito destino turístico poco conocido. Desde sus montañas se aprecian valles, el mismo río Lempa, el volcán Chaparrastique y casi toda la zona para central de El Salvador, los pueblos de Mercedes Umaña, Berlín y Alegría son rutas turísticas muy impresionantes por su historia y la naturaleza donde se encuentran. Antes de llamarse Alegría su nombre náhuat era Tecapan, palabra que se compone de Tec, tet; piedra, y apan, laguna,  la Laguna de Piedras (un pequeño cráter).

 El pueblito de Alegría se ha sabido amoldar a los tiempos y es un agradable lugar donde llegar y conocer. En Alegría o Tecapan nació Don Alberto Masferrer, maestro y escritor salvadoreño autor de El Mínimum Vital y Helios entre sus obras. Las  calles del pueblito se llenan de alegría alrededor de su iglesia parroquial con pupuserías y mercaditos de artesanías que hacen placentera la estadía. El turismo ha despertado en esa zona oriental, aunque los habitantes de  pueblos aledaños la frecuentan constantemente.

Muchos productores de café  de la zona están apostando a convertir sus fincas en destinos turísticos campestres, invirtiendo en restaurantes y hostales, pese a que la economía no es la óptima, hacen malabares para promover dichos lugares. Otros han optado por conservar sus haciendas, pese al endeudamiento y la poca ayuda para incentivar la reactivación de la caficultura, muchos de estos cafetaleros hacen  una gran labor de mantener el bosque de sombra, generar oxígeno, que sus bosques cafetaleros absorban agua y mantengan la biodiversidad.

 Aun así, en medio de pérdidas, colaboran con el medio ambiente, evitando la deforestación.  Como es una zona volcánica, una de las joyas naturales más importantes de esa cordillera es la enigmática Laguna de Alegría, es realmente enigmática porque como dicen los lugareños, en invierno se seca y en verano se llena, también se tejen muchas leyendas sobre seres mitológicos, quizás herencia de los relatos lencas o nahuas, sobre sirenas, culebras gigantes, y que  bañistas descuidados  son arrastrados por una corriente interior y se ahogan.

 Desde la óptica científica, el fenómeno se puede explicar de qué se trata de un cráter extinto, y que lógicamente puede tener corrientes (drenajes)  que pueden llegar a succionar a los que intenten ingresar a sus aguas, su color es verdoso, hay enormes cantidades de minerales y azufre, casi al ingresar el bañista podrá sentir su piel irritada y gran comezón. De hecho se da una especie de barro amarillento en donde los lugareños aseguran es un exfoliante natural contra barros y espinillas. Pero si es de resaltar que bañarse en esa laguna es peligroso y las autoridades deberían advertir de eso a todo el que ingresa al centro recreativo. El clima es templado. Hace poco en los medios  locales se viralizaron varias noticias, la primera la de un joven estudiante al meterse a nadar a la laguna se ahogó; la segunda fue de que habían notado que la laguna se  estaba secando, esto quizás por la falta de lluvias y también por la reactivación volcánica, pero lo cierto es que ese fenómeno siempre ocurre en dicha laguna todos los años. Históricamente, en los primeros años del siglo XIX, el intendente Gutiérrez y Ulloa describe el sitio: “El gran cerro o Volcán de Tecapa , en cuya eminencia  está situado el pueblo de este nombre, a su falda por el N.  se hallan bastantes bocas  y entre ellas un respiradero cercado de pantanos , que arroja continuamente , una columna  de humo (vapor)  de 10 a 12 varas”.  También dicha sierra proporciona una de las fuentes de energía renovable más importantes del país: la geotermia.

Datos importantes de geólogos y vulcanólogos como Eduardo Gutiérrez (Q.D.D.G), uno de los grandes científicos de estos tiempos modernos,  la laguna podría tener 28 metros de profundidad y se trata de un volcán joven que es parte del complejo volcánico Berlín–Tecapa. El color verde (como playa caribeña) es por las emanaciones de gases del volcán, entre ellos el sulfato y el cloro. Se ha buscado declarar la laguna de Alegría como área natural protegida, una buena acción en la que deberían participar los ministerios del Medio Ambiente, Turismo y las autoridades departamentales.

En X @Chmendia. 

KEYWORDS

Medio Ambiente Opinión

Patrocinado por Taboola

Inicio de sesión

Inicia sesión con tus redes sociales o ingresa tu correo electrónico.

Iniciar sesión

Hola,

Bienvenido a elsalvador.com, nos alegra que estés de nuevo vistándonos

Utilizamos cookies para asegurarte la mejor experiencia
Cookies y política de privacidad