EPAPER Desalojos Costa del Sol | Caso Cosavi | Palacio Nacional | Torneo Clausura 2024 | Espectáculos

Boeing anuncia, en plena crisis, la salida de su director general y otros ejecutivos

La empresa enfrenta múltiples problemas debido a varios incidentes de seguridad. Los cuestionamientos han llegado desde las autoridades estadounidenses y desde sus clientes, las aerolíneas. Los cambios son un golpe de timón para la compañía.

Por Moisés Alvarado | Mar 27, 2024- 05:08

La empresa aeronáutica Boeing aceptó pagar multa por avión 737 MAX. AFP

El fabricante aeronáutico estadounidense Boeing, en crisis tras presentar varios problemas de seguridad en sus aviones, anunció el lunes la salida a finales de año de su director general Dave Calhoun, así como de otros ejecutivos. Además de Calhoun, que permanecerá en su cargo hasta finales de 2024, Boeing anunció otros dos cambios importantes en la dirección de la empresa.

Stan Deal, director de la división de aviación comercial de Boeing desde 2019, será sustituido con efecto inmediato, mientras que el presidente de la junta, Larry Kellner, partirá después de la reunión anual de la compañía esta primavera boreal.

Stephanie Pope, ejecutiva de Boeing desde hace mucho tiempo, reemplazará a Deal, mientras que el exdirector ejecutivo del fabricante de chips Qualcomm, Steve Mollenkopf, será el nuevo presidente. Los cambios de ejecutivos se producen a raíz de un accidente a principios de enero en un avión modelo 737 MAX 9 de la aerolínea Alaska Airlines, en el cual una puerta de la cabina se desprendió en pleno vuelo.

“El mundo nos observa y sé que vamos a superar este momento para ser una mejor compañía”, escribió Calhoun en una carta a los empleados en la que sostuvo que “la seguridad y la calidad son lo que anteponemos a todo”.

Boeing CEO Dave Calhoun
El CEO de Boeing, Dave Calhoun, durante una plática con reporteros en el barrio de Capitol Hill, en Washington, DC, después de una reunión con un grupo de senadores. Foto EDH/ AFP.

El mes pasado, las autoridades de Estados Unidos dieron a Boeing un plazo de 90 días para presentar un plan sobre control de calidad. La Agencia Federal de Aviación Civil (FAA) estadounidense señaló que la compañía debe “comprometerse a una verdadera y profunda mejora”.

Clientes preocupados

La empresa también enfrentó fuertes cuestionamientos por parte de las aerolíneas, que habían solicitado una reunión con la junta directiva de Boeing.

El incidente de Alaska Airlines volvió a poner a Boeing en el banquillo, un lugar que no le resulta extraño después de que el 737 MAX estuviera en tierra durante 20 meses tras accidentes fatales en 2018 y 2019.

Boeing nombró a Calhoun, miembro de la junta directiva desde hace mucho tiempo, como director ejecutivo después de destituir al exjefe Dennis Muilenburg en diciembre de 2019. Muilenburg había sido criticado por su gestión de la crisis del MAX tras los accidentes.

Pero el mandato de Calhoun también tuvo sus desafíos: los efectos de la suspensión del MAX y la grave crisis de la industria debido al Covid-19, a los que siguieron un frenesí de pedidos de viajes postpandemia, presionando la cadena de suministro.

En abril de 2021, Boeing extendió el contrato de Calhoun como director ejecutivo potencialmente hasta 2028, elevando la edad de jubilación de la compañía a 70 años. En las últimas semanas, la sociedad se ha enfrentado a interrogantes tras otros episodios potencialmente peligrosos, incluido un incendio en el motor de un Boeing 747 poco después de despegar de Florida (Estados Unidos) en enero.

A principios de este mes, un avión Boeing 777 con destino a Japón tuvo que realizar un aterrizaje de emergencia poco después de despegar de San Francisco cuando una rueda se desprendió y se precipitó en el estacionamiento de un aeropuerto, dañando varios automóviles.

La semana pasada, las autoridades neozelandesas abrieron una investigación después de que un Boeing 787 Dreamliner perdiera altura violentamente en pleno vuelo de Sidney a Auckland, hiriendo a algunos pasajeros.

Reacción mixta

Los cambios de liderazgo fueron elogiados por el presidente ejecutivo de Ryanair, Michael O’Leary, calificándolos de “muy necesarios”, ya que la aerolínea irlandesa señaló el retraso en las entregas de nuevos aviones como un lastre para las perspectivas de la compañía.

Pero Michel Merluzeau, especialista en aeronáutica de la consultora AIR, expresó sus dudas. En un correo electrónico, opinó que si bien se necesita un “nuevo liderazgo empresarial” en la cima, “la urgencia reside principalmente en la fábrica”.

“Sin mejoras operativas sustanciales y cambios de personal implementados en las fábricas de Boeing, en nuestra opinión, los resultados tangibles seguirán siendo difíciles de alcanzar”, dijo Merluzeau. “Estos problemas trascienden a Dave Calhoun o Stan Deal. Han estado cocinándose en Seattle durante más de cuatro décadas”, agregó.

Además de tener un mejor control de la seguridad y la calidad, Calhoun dijo que el nuevo director general de Boeing necesitará “saber cómo manejar un gran negocio de ciclo largo como el nuestro”, incluyendo la supervisión del próximo avión de la compañía, una inversión de $50,000 millones.

Pope, que anteriormente dirigía Boeing Global Services, fue ascendida a directora de operaciones en enero. Se hará cargo inmediatamente de los aviones comerciales.

Licenciado en ingeniería eléctrica, Mollenkopf, miembro del consejo de Boeing desde 2020, dirigirá el proceso para supervisar al próximo consejero delegado.

Las acciones de Boeing subieron un 0.9% en las operaciones de media mañana.

2018, el inicio de la crisis

La crisis que vive Boeing, el segundo mayor fabricante de aviones comerciales tras la europea Airbus, se inició el 29 de octubre de 2018 cuando vuelo 610 de la indonesia Lion Air se estrelló en el mar de Java poco después de despegar provocando la muerte a sus 189 ocupantes

El 10 de marzo de 2019, el vuelo 302 de Ethiopian Airlines sufrió un accidente en circunstancias similares en el que fallecieron las 157 personas que viajaban en el avión.

accidente boeing etiopia protesta
Nadia Milleron, cuya hija Samya Stuno murió en el accidente del Boeing 737 MAX en Etiopía el 10 de marzo de 2019, habla durante una protesta conmemorativa frente a las oficinas de Boeing en Arlington, Virginia, en marzo de 2023. Foto EDH/ AFP

Estos dos accidentes provocaron que decenas de países en todo el mundo prohibiesen los vuelos de la familia de aviones 737.

Las investigaciones revelaron que la Administración Federal de Aviación de Estados Unidos (FAA en inglés) había adoptado medidas favorables al fabricante en el proceso de certificación del Boeing 737 Max-8.

Boeing también ignoró las advertencias de sus propios empleados sobre el sistema de vuelo del avión y ocultó información a la FAA. El fabricante aceptó pagar una multa de $2,500 millones para evitar ser imputado por fraude.

En enero de 2020, en plena crisis reputacional, el entonces presidente del consejo de administración de Boeing, David Calhoun, asumió el cargo de consejero delegado y presidente de la compañía en sustitución de Dennis Muilenburg. En noviembre de 2020, la FAA volvió a autorizar los vuelos de los aviones 737 Max.

El vuelo de Alaska Airlines

Tras algo más de tres años sin grandes incidentes, a principios de enero de 2024, un panel que cubría el espacio para una puerta de emergencia de un Boeing 737 Max-9 de la aerolínea Alaska Airlines se desprendió poco después del despegue del avión.

El incidente, que no provocó heridos, inició una serie de nuevas investigaciones en las operaciones de Boeing.

La FAA descubrió docenas de problemas de control de calidad tanto en Boeing como en su proveedor Spirit AeroSystems mientras que otro informe del Consejo Nacional de Seguridad en el Transporte (NTSA en inglés) reveló que el panel que se desprendió del avión de Alaska Airlines no fue instalado de forma correcta y no contaba con cuatro tornillos de fijación.

El incidente fue sólo el inicio de un periodo especialmente negativo para la compañía ya que en marzo de este año, el número de incidentes de aviones de Boeing se multiplicaron.

boeing alaskan accidente
Imagen de un Boeing 737 de Alaska Airlines en el aeropuerto internacional de Seattle-Tacoma. Foto EDH/ AFP

VOLVER A LA PORTADA

MÁS SOBRE ESTE TEMA

KEYWORDS

Aerolíneas Aviones Director Estados Unidos Negocios Ver Comentarios

Patrocinado por Taboola

Te puede interesar

Ver más artículos

Inicio de sesión

Inicia sesión con tus redes sociales o ingresa tu correo electrónico.

Iniciar sesión

Hola,

Bienvenido a elsalvador.com, nos alegra que estés de nuevo vistándonos

Utilizamos cookies para asegurarte la mejor experiencia
Cookies y política de privacidad