Hemos aplicado actualizaciones al sitio; si no has iniciado sesión nuevamente, te invitamos a hacerlo.
NOTICIAS | Hospital RosalesDEPORTES | Liga ConcacafNEGOCIOS | Bitcoin INTERNACIONAL | Dictadura de Nicaragua

Más de un millón de personas invisibilizadas a causa de su edad

El Diagnóstico sobre las condiciones de vida de las personas adultas mayores en El Salvador expuso la situación de salud, economía, política pública en que se encuentran. El análisis fue hecho por la Escuela de Comunicaciones Mónica Herrera.

Por E. Chacón | Jun 16, 2022- 21:52

Alejandra del Carmen Alfaro, de 85 años. Foto EDH/ Francisco Rubio

Una mirada desde la juventud de seis estudiantes de la Escuela de Comunicación Mónica Herrera ha mostrado la realidad diaria de la mayoría de salvadoreños que tienen 60 años o más de edad; un segmento de población que actualmente supera el millón y que constantemente va en aumento.

El Diagnóstico sobre las condiciones de vida de las personas adultas mayores en El Salvador, hecho por los alumnos en cooperación con la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB) y CORDES (Fundación para la Cooperación y el Desarrollo Comunal de El Salvador), ilustra los grandes desafíos para este segmento, como el de acceso a salud, con calidad y calidez.

En 28 años:
De cada 100 personas 20 tendrán 60 años o más en el año 2050, de acuerdo al proceso de envejecimiento, alertó la Organización Mundial de la Salud (OMS)

En la vida cotidiana de estos salvadoreños se puede palpar el miedo que sienten al acudir a un centro médico en donde se sienten discriminados por sus años de vida, en donde al momento del diagnóstico ha pesado más su edad que una evaluación objetiva de su estado, donde quien lo atiende no presta atención cuando describen sus síntomas, lo cual puede llevar a diagnósticos erróneos y la posibilidad de desarrollar enfermedades que pudieron prevenirse.

Otra repercusión es el temor que desarrollan al buscar atención médica y prefieren automedicarse, e incluso dejar que la enfermedad avance antes de ir a un hospital.

12%

de la población salvadoreña es adulto mayor, este año; según la dinámica demográfica.
Para el año 2047, la quinta parte de los salvadoreños serán de la tercera edad (43% mujeres y 57% hombres); de acuerdo con el UNFA.

Los alumnos han expuesto que uno de los retos u obstáculos que encontraron en su investigación ha sido la falta de un registro oficial sobre la cantidad de personas de la tercera edad en El Salvador, “ya que el acceso a cifras precisas y estandarizadas es un requisito fundamental para el diseño de políticas y programas que atienden a este segmento de la población”, han advertido en su análisis.

Foto Edh/ Francisco Rubio

Según la Encuesta de Hogares de Propósitos Múltiples (EHPM) de 2020 , las personas adultas mayores representan el 14.2% de la población total del país, equivalente a 897,588 personas.
Mientras que el Registro Nacional de la Personas Naturales (RNPN) reportaba para le mismo año un total de 1,055,273 personas.

1,055,273

personas son adultos mayores en el país según datos del año 2020 del Registro Nacional de las Personas Naturales (RNPN).
Solo 37,500 personas son beneficiadas con la pensión universal, programa gubernamental.


Vejez digna, entre la pensión y el trabajo informal.

La frecuencia con que se ve trabajando, en un empleo formal o informal, a mujeres de 55 años o más y hombres después de los 60 años responde a una realidad: bajas pensiones o carecer de una.

USULUTÁN: Comunidad de Jiquilisco asegura que su vecina Nicolasa tiene entre 120 y 123 años de edad

Esta es otra de las realidades resaltadas en el estudio presentado por los alumnos de esta Escuela de Comunicaciones.
De acuerdo al estudio, solo el 16.8% de las personas adultas cuentan con una pensión, ya sea del sistema contributivo (ejemplo las AFP) o no contributivo (ejemplo la pensión universal que aporta el Gobierno).

. Foto EDH / Archivo

Las personas mayores son forzadas a continuar trabajando, muchas veces en el mercado informal, debido a que reciben pensiones bajas o carecen de una, “sometiéndose a cargas físicas y emocionales no apropiadas para esta etapa de la vida. Dejar de trabajar, incluso para las personas que cuentan con una pensión, implica una reducción significativa en su capacidad para adquirir servicios y productos alimenticios o de salud que les provean bienestar”, es otro de los señalamientos del estudio.

17 médicos especialista en geriatría hay en el país para atender la demanda de la población de adulta mayor. De ese total, 13 están en San Salvador, 2 en Usulután, 1 en San Miguel, 1 en La Libertad.

Tanto las presiones económicas como los problemas de salud son factores que afectan la salud mental, de ahí que el diagnóstico realizado resalta “la importancia de priorizar la calidad de atención mental e impulsar iniciativas enfocadas en la recreación de las personas adultas mayores”.

El encierro y la soledad pueden causar estrés y ansiedad en los mayores.

También añade que “la inactividad y el aislamiento tienen cargas emocionales profundas que desencadenan otras afectaciones, como la perdida acelerada de las capacidades cognitivas y el desarrollo de depresión”.
Más de un millón de salvadoreños viven esa realidad compleja, que el estudio de los alumnos de educación superior busca poner en la palestra pública.

Tras la presentación de sus hallazgos, los jóvenes alumnos trabajarán en una campaña de sensibilización para mejorar las condiciones de vida de estos salvadoreños.

REGRESAR A LA PORTADA

MÁS SOBRE ESTE TEMA

KEYWORDS

Comunidades Economía Familiar Empleo Y Desempleo Escuela De Comunicación Mónica Herrera OMS Pensiones Salud Salud Mental Tercera Edad UNFPA Ver Comentarios

Patrocinado por Taboola

Te puede interesar

Ver más artículos

Inicio de sesión

Inicia sesión con tus redes sociales o ingresa tu correo electrónico.

Iniciar sesión

Hola,

Bienvenido a elsalvador.com, nos alegra que estés de nuevo vistándonos

Utilizamos cookies para asegurarte la mejor experiencia
Cookies y política de privacidad