EPAPERNOTICIAS | Elecciones 2024TRENDS | Miss UniversoNOTICIAS | Guerra en IsraelDEPORTES | Torneo Apertura 2023

Familia y amigos se unen por la liberación de joven molinero

La Policía lo mostró como pandillero y responsable de cobrar la renta en esa zona. Los parientes aseguran que el dinero decomisado es ahorro y producto de negocios heredados.

Por Enrique Carranza | May 14, 2022- 22:05

José Antonio Quinteros Portillo, de 26 años, conocido como Toñito, fue capturado en la comunidad Flor Blanca 2, de la colonia Zacamil, Mejicanos, la familia pide su libertad por no tener él vínculos con maras. Foto EDH / cortesía

El viernes pasado, las redes sociales mostraron dos realidades en extremo distantes, pero muy presentes en la vida cotidiana de los salvadoreños desde que el 27 de marzo, fue implementado por el gobierno el régimen de excepción.

Por un lado, la Policía informó vía Twitter sobre la captura de 544 presuntos terroristas solo ese viernes 13 de mayo, y que a esa fecha contabilizaba la captura de “29, 482 pandilleros”.

Mientras tanto,  en la comunidad Flor Blanca 2, de la colonia Zacamil, Mejicanos, la familia de José Antonio Quinteros Portillo, de 26 años, participaba en un vigilia donde rogaban por su pronta liberación. El joven forma parte de las capturas masivas que está haciendo el gobierno de Nayib Bukele.

LEER: Abogados opinan que línea anónima para capturar pandilleros puede aumentar detenciones arbitrarias

“Toñito”, como es conocido José, fue detenido en su vivienda, en la misma comunidad,  el domingo 8 de mayo, y al día siguiente, ya noche, fue trasladado hacia la delegación cercana.

“Ese día los policías llegaron a la tienda de él, pero fue hasta la noche siguiente que se lo llevaron”, recordó Lilian Portillo, su tía.
Desde aquel momento la familia y amigos se han unido para realizar actividades y poder costear los gastos que el proceso judicial les representará.

“Él es un muchacho trabajador, su madre (mi hermana) y su padre levantaron la tienda y el molino que él atiende hoy”, asegura Lilian, mientras se afanaba en terminar los preparativos para la venta de almuerzos, siempre con la intención de lograr un poco de dinero.

Tras la captura de “Toñito”, las autoridades, como les es costumbre, lo mostraron en sus redes sociales como miembro de la pandilla 18 fracción revolucionaria, también sostuvieron que él recogía la extorsión en la zona.

El tuit de la Policía incluyó el hallazgo de 20,000 dólares, dos celulares y una computadora portátil.

“Ese dinero proviene de la tienda y el molino que los papás de Toñito levantaron, él vive solo, casi no tiene gastos, yo ya le había dicho que mejor lo guardara en el banco, pero no quiso”, sostuvo Lilian.

Ella añadió que los gastos más fuertes que tiene Toñito es por los estudios de su hermana, pues no tiene hijos o compañera de vida,  y que él siempre se caracterizó por ser ahorrador.

“Los vecinos pueden dar fe del buen comportamiento de él, todos lo han visto que desde las 4 de la mañana estaba trabajando, atendiendo el molino o la tienda, la comunidad está consternada con la captura”, dice Lilian.

Como muestra del apoyo al joven, la familia mantiene en redes sociales la campaña #Toñitosomostodos donde muestran las actividades pro-fondos que realizan. Además, unas 300 personas han firmado libros donde  dan fe de la buena conducta del joven.

TAMBIÉN: Capturan a ministro de Iglesia Anglicana cuando se dirigía a un servicio religioso

La tragedia de Toñito

A sus 15 años, José perdió tres dedos de su mano durante un accidente en el molino de su padre. De alguna forma la ausencia de sus dedos le afectó más allá de los físico, pero no se rindió, trató de seguir su vida con toda la normalidad posible.

La madre de José murió hace ocho años a consecuencia de cáncer, y desde aquel entonces la vida se complicó un poco más para él.

Para aquel entecos José luchaba por terminar el bachillerato, y con gran esfuerzo lo logró, la partida de su madre había afectado profundamente sus ánimos.

A los seis meses de la muerte de la madre de José, el padre tuvo una nueva pareja sentimental y al formalizar la relación se mudó hacia otra vivienda.

José debió encarar la realidad que enfrentaba en aquel momento y tomó las riendas de los negocios que sus padres forjaron. Pero además se responsabilizó de los gastos de universitarios de su hermana.

“El error de él fue ahorrar a la antigua, sin darse lujos porque su sueño era comprar un apartamento con su sudor no el de sus padres y ahora se le acusa de lo que no es”, expresó uno de sus amigos.

Este amigo explicó que están juntando los documentos necesarios para demostrar el origen del dinero que las autoridades encontraron y decomisaron a José.

Entre esos papeles destacan las facturas de compra a proveedores de la tienda, recibos de pagos sobre impuestos municipales entre otros que evidencian el funcionamiento del molino como fuente de ingreso.

REGRESAR A LA PORTADA

MÁS SOBRE ESTE TEMA

KEYWORDS

Nayib Bukele Política Regimen De Excepción Ver Comentarios

Patrocinado por Taboola

Te puede interesar

Ver más artículos

Inicio de sesión

Inicia sesión con tus redes sociales o ingresa tu correo electrónico.

Iniciar sesión

Hola,

Bienvenido a elsalvador.com, nos alegra que estés de nuevo vistándonos

Utilizamos cookies para asegurarte la mejor experiencia
Cookies y política de privacidad