EPAPER Dengue | Lluvias en El Salvador | Bitcoin | Alza precios alimentos | Selecta | Espectáculos

Abogada sostiene que Alejandro Muyshondt murió con lesiones y lujo de barbarie

El asesor de seguridad nacional de Bukele fue detenido en agosto de 2023 por el mismo Gobierno para el que trabajaba. Su captura, según su abogada, se originó luego de revelar información “confidencial”, que incluía, supuesto tráfico de drogas, que involucraba al diputado Erick García de Nuevas Ideas; lavado de dinero y otros actos de presunta corrupción de funcionarios.

Por Wiliam A. Hernández @walexhernan | Feb 21, 2024- 22:58

Lucrecia Landaverde, abogada penalista, habló con El Diario de Hoy y dio detalles de cómo encontraron el cuerpo de Alejandro Muyshondt, muerto bajo custodia del Estado. Foto EDH/Miguel Lemus

El cuerpo de Alejandro Muyshondt, exasesor de seguridad nacional de Nayib Bukele, estaba igual a las víctimas del régimen de excepción, con golpes, hematomas, costillas quebradas, lesiones supuestamente con cuchillos o punzones, no con lesiones de una muerte por enfermedad.

Muyshondt, incluso, tenía un hueco hecho con un especie de taladro en la cabeza que perforó el cráneo para extraer el cerebro. Esto es lo que sostiene Lucrecia Landaverde, abogada penalista contratada por la familia del funcionario.

Aunque el Estado, por medio de un expediente del hospital donde murió y una supuesta autopsia de Alejandro indica que la causa de la muerte fue por un edema pulmonar, para Landaverde el mismo Estado y su aparataje lo asesinaron, y de eso - asegura - está muy segura.

“Lo mataron con lujo de barbarie”, afirma la abogada en entrevista con El Diario de Hoy.

“Acá lo que han hecho es inducción, conducción y producción de un homicidio”, dice, y es fuerte en afirmar sin dudar que no se trata de una muerte natural, sino de un asesinato en manos del Estado salvadoreño.

El “pecado” de Alejandro, según la abogada, fue denunciar delitos al interior de Nuevas Ideas, partido de Bukele. Antes de su captura, el asesor de seguridad nacional de ese entonces arremetió en denuncia pública en Twitter, hoy X , de un supuesto tráfico de drogas que involucraba a varios políticos, como el diputado de Nuevas Ideas, Erick García, quien está siendo procesado en los tribunales.

Abogada Lucrecia Landaverde habla con EDH sobre la muerte del ex asesor de seguridad, Alejandro Muyshondt. Foto: EDH/Miguel Lemus

Pero no solo divulgó información privilegiada sobre corrupción y lavado de dinero, de acuerdo con Landaverde, también en sus publicaciones mencionaba a otros diputados y diversos funcionarios del actual Gobierno como el director de Centros Penales, Osiris Luna, y al secretario de prensa, Ernesto Sanabria, con este último incluso sostuvo un encontronazo digital por la bonanza de este último.

“Muere en manos y en custodia del Estado, es procesado por haber denunciado unos hechos que son crímenes como el narcotráfico, posible comisión de lavado de dinero y activos, falsedad documental en audios que él mismo publica; pero más allá de eso, qué más sabía, qué tanta peligrosidad representaba para el gobierno”, detalla.

“Saber mucho y revelarlo (en Twitter)”, le costó la vida a Alejandro, sostiene la abogada Landaverde, quien señala que hubo una especie de reto con Bukele cuando le tuiteó en la misma red que presentará las pruebas de las imputaciones que hacía. Muyshondt no se contuvo y reveló algunos datos (ver imágenes de tuit), al hacerlo fue su sentencia de muerte, sostiene.

Muyshondt y Landaverde tenían “agarrones” constantes en la red social Twitter (ahora X). Ella recuerda que él defendía los abusos y lucha contra las pandillas del oficialismo, y ella por su parte, denunciaba los abusos y capturas arbitrarias que hacía el Gobierno por medio del régimen de excepción.

VER: Alejandro Muyshondt fue sepultado en el día de su cumpleaños

“No éramos enemigos, éramos personas que estábamos en posiciones distintas. Él trabajaba para un gobierno y yo defiendo a una sociedad que injustamente está siendo encarcelada”, afirma; pero confiesa que una relación de amistad con la madre y hermana de Alejandro fue que la llevó ahora a ser la apoderada legal de la familia.

“Vamos a seguir con el caso”, sostiene y agrega que buscará la verdad de la muerte de Alejandro para que no quede en la impunidad como el resto de los casos de personas inocentes que han muerto en las cárceles del país sin ser delincuentes, sin ser condenados, detenidos por el régimen de excepción. “Familias a quienes les han entregado los cuerpos de sus parientes en ataúdes sellados”.

Landaverde sostiene que están por resolver un “enigma” con las pocas evidencias que van recopilando. “El cuerpo de Alejandro estaba completamente vacío, sin órganos que permitan saber cuándo murió”, es un reto explica, pero señala, que van documentando evidencia importante.

Por el caso, la abogada dice sentir miedo y constantes ataques en redes sociales como X donde es muy activa. En esta semana, agrega, funcionarios de Gobierno la contactaron para un encuentro con un alto funcionario de Bukele que no quiso revelar la identidad, solo dijo: “no acepte”.

Al ser preguntada si demandará o presentará cargos por el supuesto asesinato, sostiene que lo hará, agotará las instancias internas en El Salvador, y luego de ser necesario acudirá a otras instancias fuera del país, aunque no detalló cuáles.

A pesar de las “intimidaciones y amenazas seguiré”, afirma.

Alejandro Muyshondt, exasesor de seguridad nacional, asistió junto a algunos de sus familiares, a la toma de posesión de Nayib Bukele en 2019. Foto/ Cortesía

“Es un horror su cuerpo”

Lucrecia Landaverde respira, recuerda y sigue con la entrevista que concedió a El Diario de Hoy, y afirma: “no puedo creer lo que le hicieron”. Sin permitir que tomemos fotos, hay imágenes del cuerpo de Alejandro y las diferentes lesiones que presentaba su cuerpo. No solo era la foto de la cabeza con varias costuras que circuló en redes sociales, sino una serie de imágenes del cuerpo más lesiones.

TAMBIÉN: Abogada de Alejandro Muyshondt sospecha que él murió antes del 7 de febrero

Puyones por todos lados, operación con costuras en la cabeza, una operación desde la garganta hasta la parte abajo de la cintura; un hueco hecho con una broca en la cabeza, una herida adicional (vieja, que no tenía según la abogada, y que ya estaba cicatrizada) en la cabeza.

Al ser cuestionada sobre su impresión al ver el cuerpo de Alejandro Muyshondt sostiene: “fue un horror como lo dejaron”.

“Estoy acostumbrada como abogada a ver este tipo de cosas, no había mucha diferencia con las personas que mueren dentro de las cárceles apresados injustamente por el régimen de excepción de Bukele”, afirma.

“Ya me esperaba ver algo así por los casos que llevó de víctimas del régimen, pero no me esperaba ver algo así, tan drástico. Lo que yo vi no me sorprendió, pero fue un lujo de barbarie y uno se pregunta por qué tanto odio contra una persona que querían aniquilar”, señala.

La abogada explica que Muyshondt tenía heridas o puyones causadas con un objeto punzante en todo el cuerpo, como de un arma blanca; golpes con sangre coagulada en la boca. Todo indica que fue torturado y golpeado, reitera.

Lucrecia, en su momento, denunció una serie de problemas con la no existencia del expediente médico de Alejandro en el hospital donde murió, incluso tuvo problemas para retirar el cuerpo del lugar donde fue ingresado luego de su detención hasta morir.

La muerte de Alejandro Muyshondt ha tratado de ser “maquillada” para que aparente una muerte natural, algo que Lucrecia sostiene con firmeza que fue un asesinato en manos del Estado dirigido por Bukele.

MÁS SOBRE ESTE TEMA

KEYWORDS

Abogados Alejandro Muyshondt Muertes Violentas Nayib Bukele Regimen De Excepción Sucesos Tortura Ver Comentarios

Patrocinado por Taboola

Te puede interesar

Ver más artículos

Inicio de sesión

Inicia sesión con tus redes sociales o ingresa tu correo electrónico.

Iniciar sesión

Hola,

Bienvenido a elsalvador.com, nos alegra que estés de nuevo vistándonos

Utilizamos cookies para asegurarte la mejor experiencia
Cookies y política de privacidad