EPAPERNOTICIAS | Elecciones 2024TRENDS | Miss UniversoNOTICIAS | Guerra en IsraelDEPORTES | Torneo Apertura 2023

Enfermera británica asesinó 7 recién nacidos inyectándoles aire

Lucy Letby, una mujer de 33 años ha sido encontrada culpable de siete asesinatos a prematuros e intento de asesinato a otros seis bebe en Reino Unido.

Por Agencias / A. Parada | Ago 18, 2023- 20:33

Foto AFP/EDH

Una enfermera británica de 33 años fue hallada culpable por el asesinato de siete recién nacidos prematuros y del intento de asesinato de otros seis en el hospital en el que trabajaba, tras un largo proceso que ha conmocionado al Reino Unido.

"Fría, calculadora, cruel y tenaz", según la acusación, Lucy Letby, trabajaba en la unidad de cuidados intensivos en el hospital Countess of Chester, en el noroeste de Inglaterra.

Entre junio de 2015 y junio de 2016, siete recién nacidos prematuros fallecieron repentinamente, sin causas aparentes, a veces con pocas horas de intervalo. Otros 10 bebés rozaron la muerte, pero pudieron ser salvados.

Letby estaba acusada de haber inyectado aire vía intravenosa a los bebés, utilizar sondas naso-gástricas para enviarles aire o una sobredosis de leche en su estómago. También habría agregado insulina a las bolsas de alimentación, cambiado un tubo respiratorio a un prematuro y sobrealimentado a otro. A veces, utilizaba varios métodos al mismo tiempo.

Con 25 años era la única persona del efectivo médico siempre de servicio mientras se produjeron todas aquellas muertes, señaló el juez James Goss. Este fallo "no evitará el dolor extremo, la ira y el sufrimiento que todos hemos sentido", reaccionaron las familias de las víctimas en un comunicado. "Quizás no sabremos nunca por qué pasó esto".

Casos de Covid-19 incrementaron un 80% producto de la variante Eris
Letby estaba acusada de haber inyectado aire vía intravenosa a los bebés, utilizar sondas naso-gástricas para enviarles aire o una sobredosis de leche en su estómago. Foto AFP/EDH

Una profesional "entregada"

Letby habría intentado matar a ciertos niños en varias ocasiones. Sobre ella pesaban 22 acusaciones, siete por asesinato y 15 por intento de asesinato de 10 bebés. El tribunal dará a conocer la pena el lunes.

Ante la conmoción que ha levantado el caso y las cuestiones sobre la seguridad en el sector sanitario, el gobierno ordenó el viernes una investigación independiente. El juicio empezó el 10 de octubre en Mánchester (norte). Los bebés fueron identificados con letras, de la A a la Q, para proteger a las familias. Hubo padres que testificaron, a menudo entre lágrimas.

Mientras la defensa describió a Letby como una profesional "entregada". "Mi trabajo era mi vida", insistió. El fiscal Nick Johnson reconstituyó minuciosamente su organización y describió hechos similares entre las muertes. Letby atacaba a los recién nacidos después de que sus padres se fueran, cuando la enfermera jefe se alejaba o de noche cuando estaba sola, explicó el fiscal.

También fue registrada uniéndose a los esfuerzos del personal para salvar a las criaturas, o ayudaba a los padres desesperados. Entre las víctimas figuran gemelos e incluso trillizos, de los cuales murieron dos con 24 horas de diferencia, tras su regreso de vacaciones de Ibiza en junio de 2016. El tercero se salvó porque sus padres suplicaron que fuera trasladado a otro hospital.

Policía pide pena de muerte para español acusado de asesinar a médico colombiano
Las autoridades encontraron notas en las que revelaba su culpabilidad en los asesinatos. Foto AFP/EDH

"Incontrolable"

Haber cometido tantos crímenes sin llamar la atención, llevó a la enfermera a ser "incontrolable", afirmó el fiscal. "Se creía Dios". Una niña muy prematura, atacada tres veces en septiembre de 2015, ha quedado con grandes discapacidades.

"No merezco vivir. Los maté adrede porque no era suficientemente buena para ocuparme de ellos. Soy una persona horrible", escribió la enfermera en una nota encontrada en su casa en 2018. En otros documentos, decía que era inocente.

Ben Myers, su abogado insistió en que el servicio neonatal del hospital acogió en 2015-2016 "más bebés de lo habitual, con necesidades médicas más importantes", y había "fracasado" en sus acciones.

Durante el proceso, una madre explicó cómo, al volver para llevar leche a uno de sus gemelos prematuros a las 21H00 horas en agosto de 2015, lo había oído gritar y descubrió que tenía sangre alrededor de la boca. Letby la tranquilizó y le aconsejó que subiera a su habitación.

Según la acusación, la enfermera acababa de introducir un utensilio médico hasta el fondo de la garganta de minúsculo bebé, y también le había inyectado aire. Murió unas horas más tarde, tras haber perdido un cuarto de su sangre. Trasladada en junio de 2016 a un servicio administrativo, Letby fue detenida una primera vez en 2018, y luego en 2019. Finalmente fue encarcelada en noviembre de 2020.

REGRESAR A LA PORTADA

MÁS SOBRE ESTE TEMA

KEYWORDS

Fallecidos Internacional Niños Niños Prematuros Reino Unido Ver Comentarios

Patrocinado por Taboola

Te puede interesar

Ver más artículos

Inicio de sesión

Inicia sesión con tus redes sociales o ingresa tu correo electrónico.

Iniciar sesión

Hola,

Bienvenido a elsalvador.com, nos alegra que estés de nuevo vistándonos

Utilizamos cookies para asegurarte la mejor experiencia
Cookies y política de privacidad