Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Estados Unidos

70 millones de tarjetas pirateadas por fallo de seguridad de Target

Este caso ha sido calificado como el mayor robo de información de tarjetas de crédito y débito sucedido en EE.UU.

El dato cifrado en 40 millones de clientes, asciende a 70 mills.

El dato cifrado en 40 millones de clientes, asciende a 70 mills.

El dato cifrado en 40 millones de clientes, asciende a 70 mills.

El gigante minorista Target reconoció este viernes que el número potencial de víctimas de pirateo de tarjetas de crédito y débito, inicialmente cifrado en 40 millones de clientes, asciende a 70 millones, lo que convierte su brecha de seguridad en el mayor robo de información de tarjetas sucedido en EE.UU.

Según nuevos datos de la investigación iniciada después de que el pasado 18 de diciembre Target reconociera que había sufrido un robo de información entre las fechas del 27 de noviembre y el 15 de diciembre, el robo de datos incluyó nombres, direcciones de correo electrónico y físico y números de teléfono de 70 millones de clientes.

"Sé que es frustrante para nuestros clientes saber que esta información ha sido sustraída, y sentimos realmente que tengan que estar pasando por esto", reconoció el director ejecutivo de la empresa, Gregg Steinhafel, en un comunicado.

El número de víctimas es potencial, pero mientras se vayan confirmando los clientes afectados, Target se ha comprometido a contactar personalmente con cada uno de ellos.

Los clientes no tendrán que asumir ninguna responsabilidad en el costo de cualquier transacción fraudulenta que se realice en sus tarjetas por culpa de esta brecha de seguridad y, para tranquilizar a los afectados, Target ofrecerá un año de seguimiento de las cuentas y protección para el robo de identidad a todos sus clientes de los grandes almacenes.

La compañía abrirá un plazo de tres meses para apuntarse a este seguimiento y se ha comprometido a ofrecer nuevas informaciones al respecto en la próxima semana.

La brecha de seguridad sucedida en Target en pleno período de compras navideñas, así como la gestión de la crisis por parte de la empresa, provocó un duro revés para la segunda mayor cadena de grandes almacenes de Estados Unidos.

Inicialmente aseguraron que, por su programa para encriptar datos, no había riesgo de que los ladrones informáticos hubiesen podido acceder a información personal de los clientes, pero los nuevos datos contradicen esta información.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación