Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Policía captura a 58 buseros acusados de desórdenes en la vía pública

Las escenas vandálicas fueron registradas en los municipios de Aguilares, Ilopango y San Salvador

Agentes de la Policía arrestan a un sospechoso de haber dañado un microbús de la Ruta 11. Horas antes, los buseros que acompañaban al imputado habían hecho desórdenes en Mejicanos. Foto EDH / marlon hernández

Agentes de la Policía arrestan a un sospechoso de haber dañado un microbús de la Ruta 11. Horas antes, los buseros que acompañaban al imputado habían hecho desórdenes...

Agentes de la Policía arrestan a un sospechoso de haber dañado un microbús de la Ruta 11. Horas antes, los buseros que acompañaban al imputado habían hecho desórdenes en Mejicanos. Foto EDH / marlon hernández

Los usuarios del transporte público no solo se vieron afectados ayer por la falta de buses y microbuses para dirigirse a sus destinos; también fueron testigos de las acciones vandálicas que protagonizaron decenas de sujetos en Aguilares, Ilopango y San Salvador.

En la madrugada, sujetos encapuchados que dijeron ser empleados del transporte colectivo se concentraron en la intersección del bulevar San Bartolo y la carretera Panamericana, en Ilopango, y por más de una hora bloquearon el paso vehicular quemando llantas.

Minutos después, agentes de la Unidad de Mantenimiento del Orden de la Policía (UMO) retiró los obstáculos y los manifestantes caminaron hacia la sede de la Fuerza Aérea, donde siguieron retando a las autoridades.

Según los sujetos, el bloqueo fue una medida para presionar al Gobierno a que les pague los cinco meses de subsidio de combustible que según ellos se les adeuda.

Simultáneamente, otro grupo de trabajadores y empresarios de seis rutas de buses y microbuses incendiaron llantas en la Calle al Volcán, cerca de la residencial La Gloria, en Mejicanos. En sus consignas, los sujetos exigieron al Gobierno que les permita incrementar la tarifa al pasaje del transporte colectivo y que se fije el precio del diésel.

Una vez que las autoridades retiraron las barricadas y el paso vehicular se normalizó, los sujetos marcharon hacia la Universidad de El Salvador y en el trayecto apedrearon un microbús de la Ruta 46, porque estaba dando el servicio a los usuarios y no se había unido al paro de labores.

Luego, caminaron en la 29 Calle Poniente y al llegar frente al Teatro de Cámara Roque Dalton obligaron a los motoristas de dos buses de las rutas 3 y de la 26 a detenerse; bajaron a los pasajeros a la fuerza. Algunos usuarios afectados criticaron la medida y agregaron que habían esperado mucho tiempo para lograr abordar las unidades.

La Policía reportó que en esta manifestación fueron capturadas 14 personas en la 25a. Avenida Norte. A uno de los detenidos le fueron decomisados un arma de fuego, varios cartuchos y clavos.

Dañan unidades que prestaron servicio

La marcha de empleados de buses que inició en Mejicanos culminó al mediodía en la plaza México, entre la 33 Avenida Norte y el bulevar Tutunichapa, frente a Metrocentro.

Esta se disolvió luego de que agentes de la UMO aprehendieran a dos sospechosos de haber quebrado, minutos antes, los vidrios de un microbús de la Ruta 11 que recién había salido con pasajeros de la parada que hace frente a dicho centro comercial.

"Está bueno (el ataque al microbús) para que aprendan a apoyar", vociferó una mujer que acompañaba a los buseros, mientras personal de Comandos de Salvamento verificaba si los pasajeros habían resultado heridos.

Los ciudadanos que viajaban desde y hacia la zona norte del país también tuvieron contratiempos porque unas 200 personas cerraron la vía en el kilómetro 34 de la carretera Troncal del Norte, en Aguilares.

La Policía capturó a 30 empleados de la Ruta 125 y 119 que circulan entre San Salvador, Chalatenango y Aguilares, quienes protestaron porque, según ellos, los empresarios les han reducido el salario y no les entregaron aguinaldo, debido a la deuda que el Gobierno tiene con el gremio.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación