Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Otra fuga de agua en el nuevo Maternidad por ser reparada

La fuga fue dejada así después de una reparación, según el director. No hay más tuberías rotas, aseguró

Nuevo Hospital de Maternidad presenta una rotura en una tuberia en las sercanias de la bomba de agua.

Fuga de agua en Maternidad | Foto por Mauricio Cáceres

La fuga de agua está en un muro cercano al cuarto donde está la bomba de agua del nuevo hospital de Maternidad. Empezaría a ser reparada ayer por la tarde.

El nuevo hospital de Maternidad aún no termina de resolver la falta de lavadoras, cuando ya se reportó una nueva fuga de agua. Esta vez en el muro ubicado a un costado del cuarto que resguarda la bomba de agua.

Según la filial de Sigesal en este hospital, la fuga tiene 15 días de haber sido evidente. Según el director del hospital, ayer por la tarde empleados de una empresa constructora empezarían a repararla. “No sé la magnitud del problema que van a encontrar”, adelantó el director Roberto Edmundo Sánchez Ochoa.

Sobre las fugas anteriores, aseguró que las reparaciones tardaron tres días:“Ya tenemos un poco más de una semana de que ya no tuvimos otro problema de ruptura de tuberías, con la puesta del variador de frecuencia”.

Los trabajos en la zona donde está la bomba continúan, agregó.

Al ser cuestionado sobre la fuga de agua en el muro junto al cuarto de máquinas, explicó: “Eso es una mala conexión que se les quedó en el momento de la reparación que hicieron. Pero eso hoy en la tarde empiezan a repararlo”. 

El director aseguró que esa fuga no afecta la disponibilidad de agua en los servicios médicos. Además, le restó importancia a esa fuga y la comparó con cualquier pequeña reparación que puede ser necesaria en una casa.

“Pero sí, la seriedad del problema que teníamos, que a cada rato se no rompían las tuberías, con la fuerza de este variador de frecuencia (instalado)... Ya no hemos tenido problemas y esperamos ya no tenerlos”, aseguró.

El aparato que regula el funcionamiento de la bomba, fue adquirido como fruto de un arreglo que hizo la División de Infraestructura y la UACI centrales.

Ayer por la mañana, la ministra Violeta Menjívar reconoció que el nuevo hospital de Maternidad ha tenido “pequeños problemas”.
Al ser cuestionado sobre si todos esos problemas han sido solventados, Sánchez Ochoa manifestó: “Lo que tenemos básicamente pendiente es el asunto que ya conocen ustedes de lo que es la ropa y las lavadoras”.

Esta carencia ha implicado que a falta de batas, las pacientes se cubran con sábanas.

Se espera que las lavadoras sean instaladas durante los primeros días de enero.Esto según el acuerdo entre el Ministerio de Salud y el proveedor. “Con eso solventaríamos el cien por ciento de todas las dificultades”, aseveró el director.

El hospital también enfrentó problemas con una bacteria que fue detectada en la Unidad de Cuidados Intensivos Neonatales (UCIN) a mediados de agosto y por lo que el área fue puesta en cuarentena. Sánchez Ochoa explicó que el Acinetobacter baumannii , la bacteria, “es un habitante oportunista que puede estar en muchas personas”.

Por lo que pidió distinguir entre una infección y una colonización: “Yo puedo andar la bacteria y puedo estar colonizado, pero no estoy enfermo de eso. Eso es lo que sucedió en nuestro hospital, que dos niños sí estuvieron enfermos. Uno se fue de alta y el otro murió, pero de extrema prematurez, no de baumannii”.

El director dijo que la bacteria ya ha sido erradicada y que se está haciendo limpieza de las cunas encubadoras.
Entre ayer y hoy, el servicio empezaría a ser utilizado por completo y con normalidad.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación