Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Maternidad con un moderno edificio y equipo, pero con personal insuficiente

Al momento solo le han otorgado el 23 por ciento de las plazas solicitadas

Fachada del nuevo Hospital Nacional de la Mujer, antes denominado Maternidad.

Fachada del nuevo Hospital Nacional de la Mujer, antes denominado Maternidad.

Fachada del nuevo Hospital Nacional de la Mujer, antes denominado Maternidad.

El nuevo hospital de Maternidad tiene un moderno edificio, equipo médico nuevo; sin embargo, las autoridades de Salud no han garantizado el personal suficiente para que funcione en su totalidad.

El Ministerio de Hacienda solo autorizó 100 plazas nuevas, apenas un 23 por ciento de lo solicitado y un 17.4 por ciento de la necesidad real.

En el nuevo inmueble del ahora llamado Hospital Nacional de la Mujer, la capacidad hospitalaria aumentó, por lo que para atenderla se requieren 579 empleados nuevos, según las proyecciones del Ministerio de Salud (Minsal).

En septiembre del año pasado, María Isabel Rodríguez, entonces ministra de Salud, solicitó a Hacienda 434 plazas, un 25 por ciento menos de la necesidad real, de acuerdo con datos proporcionados por la Oficina de Información y Respuesta de la Institución (OIR).

Roberto Sánchez Ochoa, director del centro médico, manifestó que se hicieron escenarios y proyecciones de las áreas que debían reforzarse.

El director expuso que el mayor problema lo tenían con enfermería, sin embargo, les dieron 40 plazas, también les aprobaron contratar médicos, fisioterapistas, técnicos en arsenal, laboratorio y rayos X.

En el informe que Isabel Rodríguez envió al ministro de Hacienda detalla el tipo y número de plazas que requerían, por ejemplo, solicitó 175 enfermeras hospitalarias, pero solo les aprobaron 40, es decir que el déficit es de 135.

Pidieron 43 médicos especialistas ocho horas diarias, pero les otorgaron solo 23.

Auxiliares de enfermería necesitan 50, pero solo les autorizaron 15 plazas, según el reporte de la OIR.

Además requirieron 15 profesionales de laboratorio, pero les aprobaron cinco plazas. Y de 15 plazas de técnicos de arsenal pedidas, les dieron cinco.

En resumen de 58 diferentes tipos de puestos solicitados por el Minsal les dieron el aval para 14; no se les aprobó la contratación de auxiliar administrativo, auxiliar de estadísticas, costureras, auxiliar de laboratorios, auxiliar de servicios, enfermeras, supervisora hospitalaria, lavanderas, planchadoras y motorista, entre otros.

Sánchez Ochoa expresó que es necesaria la contratación de los 434 trabajadores, pero el problema es que muchas veces deben hacer ajustes y acomodarse a lo que tienen.

"Lógicamente para dar una mejor atención sí se necesita más personas", acotó el director de Maternidad.

El nuevo hospital de la Mujer fue inaugurado el 10 de mayo de este año, 28 meses después de que iniciaron los trabajos de construcción y cuatro años y ocho meses después de que colocaran la primera piedra.

En la nueva infraestructura invirtieron $50.3 millones, la mayor parte proveniente de un préstamo del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCI).

El hospital de la Mujer está compuesto por seis edificios en una extensión de tres manzanas.

Su capacidad de atención pasa de 232 camas hospitalarias a 400, de 22 consultorios a 30, de ocho salas de operaciones a 10, de cinco camas de UCI a 10, de 21 incubadoras en la UCI neonatal a 40, de 39 a 80 en cuidados intermedios neonatal, entre otros.

"En virtud de lo anterior, es imposible que con el personal existente actualmente se cubran todas las unidades de atención con el incremento esperado en la producción y el hospital pueda dar respuesta a la demanda que la población exige a un hospital de tercer nivel...", detalló Rodríguez en la justificación enviada a Hacienda.

El viejo inmueble que aún no ha sido desalojado en su totalidad fue uno de los siete hospitales dañados por los terremotos de 2001. El resto fue reconstruido con un préstamos del Banco Mundial, los fondos no alcanzaron para edificar el nuevo Maternidad.

El director Sánchez Ochoa expresó que el otorgamiento de plazas es un proceso al igual que el traslado al nuevo inmueble, que sigue sin concluirse.

"Hemos quedado en un proceso de completar en la medida que vayan pasando los tiempos, en la medida que vayamos organizando en el hospital", acotó el especialista.

El director de Maternidad dijo que tiene entendido que para finalizar este año les darán 50 plazas más y para el próximo otra cantidad similar.

Pero el viceministro de Servicios de Salud, Julio Robles Ticas, manifestó que solicitaron a Hacienda 50 nuevas plazas para el próximo año.

"Con esto tenemos una cobertura muy importante, porque con las 100 plazas que le dimos tenemos cobertura 24 horas con especialistas en todos lo sitios, ahora con los 50 lo que queremos es fortalecer algunas áreas administrativas y de apoyo", declaró Robles Ticas.

El funcionario explicó que la dotación del personal para el nuevo establecimiento será paso a paso, por lo menos 50 cada año.

"Será gradual porque las condiciones económicas no lo permiten, si todos pagáramos los impuestos y todos estuviéramos al día con todas nuestras obligaciones tributarias sí podríamos", acotó el viceministro.

Miguel Orellana, director de la Asociación Promotora de la Salud (ASPS), opinó que es preocupante que no se le brinde el personal que necesita el hospital.

"Contamos con uno de los mejores hospitales de la mujer en Centroamérica, con buena infraestructura, con equipo de última tecnología, pero lo que hace falta es el personal", expresó Orellana.

El director de ASPS dijo que si no se completa oportunamente los empleados que se requieren, eso puede repercutir negativamente es en la prestación de los servicios de salud.

Advirtió que de nada sirve tener un buen hospital, con buen equipo, sino se dispone del personal necesario y no solo médico, sino de enfermería, de laboratorio y otras áreas que tienen que ver con la atención.

"Entonces cómo quedamos con la Reforma de Salud, si uno de los pilares es irle garantizando a la población salvadoreña servicios de salud efectivos, que le resuelvan su problema, de calidad y con una calidez humana", cuestionó el representante de la ASPS.

Orellana agregó que desde el momento que se piensa en la construcción de un hospital debe haber una planificación de cuánto recurso se requerirá.

Agregó que "han habido fallas desde la administración anterior que sabían que íbamos atener un buen hospital, pero que no se hicieron las medidas del caso para garantizar que en el momento que este hospital estuviera funcionando, que tuviera todo el personal necesario".

La falta de recurso humano es un problema que también experimentan en el hospital Rosales.

En enero de 2012 se inauguró la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) polivalente, pero siete camas siguen sin funcionar por falta de enfermeras.

Mientras tanto, la mitad de los pacientes que requieren cuidados críticos son ingresados en diferentes áreas del Rosales a la espera de un cupo.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación