Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Los intentos malogrados del VMT de "acomodar" el transporte público

El VMT ha implementando y revertido cambios de recorrido de rutas del AMSS en varias ocasiones. La sociedad Rutas Unidas Salvadoreñas aseguró que el VMT no previó el desastre que ocasionaría con el Sitramss

Los buses interdepartamentales que continuarían circulando por el bulevar del Ejército tenían prohibido subir y bajar usuarios en dicha arteria. Foto EDH/huber rosales

Los buses interdepartamentales que continuarían circulando por el bulevar del Ejército tenían prohibido subir y bajar usuarios en dicha arteria. Foto EDH/huber rosales

Los buses interdepartamentales que continuarían circulando por el bulevar del Ejército tenían prohibido subir y bajar usuarios en dicha arteria. Foto EDH/huber rosales

Dos o tres días, aproximadamente, duró la modificación de recorridos que hizo el Viceministerio de Transporte (VMT) a las rutas de Soyapango e Ilopango, para descongestionar la zona del Sitramss en enero. Eso es lo que aseguran la sociedad Rutas Unidas Salvadoreñas y agentes de Tránsito de la PNC que fueron consultados, bajo condición de anonimato.

A falta de un plan estratégico de ordenamiento del transporte público de pasajeros y de entendimientos con ese sector, el VMT ha "acondicionado" en al menos tres ocasiones los recorridos de buses y microbuses del Área Metropolitana de San Salvador (AMSS) y lo ha hecho de acuerdo con las necesidades del momento.

Muchas de las disposiciones del ente que regula el transporte, solo han quedado en el papel o en discursos. En conferencia de prensa del 23 de enero, el director general de Transporte del VMT, Gaspar Portillo, anunció la modificación de trayectos de 110 rutas para "desalojar" la Juan Pablo II y el bulevar del Ejército.

La disposición entró en vigencia el 25 de enero, pero fue revertida por el mismo VMT "pocos días después", según un agente de Tránsito de la Policía Nacional Civil (PNC).

"Cuando empezó la prueba piloto del Sitramss fue que giraron esas disposiciones, nos dieron hasta unas paginitas donde estaban las rutas, dos o tres días duró; de ahí volvieron a girar otra disposición. Esta cuestión (cambios de recorrido) no funciona", externó un policía que inspeccionaba el accidente de tránsito que provocó el pasado martes un bus de la Ruta 41B en el bulevar del Ejército, por la estación Antekirta del Sitramss.

Las rutas 41B, 41D, 41E, 41F, 41G microbús; rutas 3, 41A, 41C, 41D, 41E, 7, 7D, 7C y la 31 bus son algunas de las que suben y bajan pasajeros, incluso en paradas no autorizadas en el mencionado bulevar.

El representante legal de Rutas Unidas Salvadoreñas, Juan Pablo Álvarez, confirmó que dicha disposición no prosperó, debido a la pésima condición de las calles alternativas y a la incapacidad del Gobierno de resolver este problema.

"Que provea (resoluciones), si existe alguna modificación a los recorridos en la actualidad, y si no existen (documentos), es que él (viceministro Nelson García) arbitrariamente está incumpliendo una medida que él mismo dio, producto de su incapacidad de prever el desastre que había ocasionado", opinó Álvarez.

La modificación de recorridos está plasmada en la resolución con referencia DGTT-UJUT-GAPB-58-01-2015, fechada el 15 de enero de 2015. No obstante, se desconoce si hay otra resolución que revierta el documento antes citado.

El 21 de abril, vía correo electrónico enviado al jefe de Comunicaciones del VMT, El Diario de Hoy preguntó si dicha resolución está vigente. Al cierre de esta nota, no hubo respuesta.

La resolución mencionada también le advertía a los dueños de unidades sobre posibles sanciones administrativas si no llegaran a acatar el recorrido autorizado.

El representante de la sociedad que, según él, aglutina a más de 30 rutas de la zona de Soyapango, Ilopango y San Martín, tildó las constantes restricciones de recorrido como medidas "nefastas" para la población.

"No había necesidad de preguntarle a la gente si estaba de acuerdo con lo que había hecho el gobierno, a la gente eso le cayó mal. Fue una medida nefasta hacia la población", declaró.

El recorrido autorizado para las rutas de Soyapango eran la 2a. Calle Poniente, en Soyapango, calle Agua Caliente, avenida Independencia y la zona de La Isla, para empalmar con la 11a. Calle Poniente, avenida Tutunichapa, hasta llegar a Metrocentro, en la capital.

Las rutas interdepartamentales también tenían prohibido realizar paradas de buses en el bulevar para no obstaculizar el tráfico. Pero hay buseros que incumplen. Por ejemplo, el martes pasado un bus de la Ruta 113, que viene de Cojutepeque hacia la Terminal de Oriente, por Fenadesal, se le observó detenerse cada vez que un usuario le hacía la señal de alto o para que alguien se bajara.

Un aproximado de 3 mil unidades dejaron de circular por la alameda Juan Pablo II, informó el VMT la misma conferencia.

En un recorrido que hizo El Diario de Hoy esta semana, se observó que algunas rutas, como la 52 bus, utilizan ciertos tramos de la avenida Independencia y la Juan Pablo II para evitar los congestionamientos en el redondel La Isla y en la 11a. Calle Poniente.

A partir del 3 de junio de 2013, cuando arrancó la construcción del primer tramo del Sitramss, desde los centros comerciales de Soyapango hasta Fenadesal, el VMT comenzó a "adecuar" los recorridos de las unidades.

Las calles Agua Caliente y Concepción, la avenida Independencia y las arterias aledañas para llegar al redondel La Isla; la calle Lara, el Cerro, las avenidas Las Rosas y diagonal Santa Marta, que conectan el barrio San Jacinto, han sido las alternativas tanto del transporte público como del particular para salir de Soyapango hacia San Salvador.

Mientras que las rutas alternativas a la Juan Pablo II, del centro de San Salvador hacia Soyapango, son la avenida Tutunichapa, la calle Rubén Darío, y 1a. Calle Poniente.

Otra de las cartas bajo la manga con las que han buscado descongestionar la zona del Sitramss fue que a partir del 25 de enero, 380 unidades regresaran a su antiguo recorrido por el Centro Histórico, desde la avenida España, la 3a. Calle Poniente, la 6a. Calle Oriente hasta la avenida Cuscatlán, por la plaza Gerardo Barrio; la medida sigue vigente. En 2011 el VMT "liberó" esas arterias, ahora en horas pico, el tráfico por la zona es pesado.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación