Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Hepatitis, un virus que ataca al hígado

Hay tres tipos de la enfermedad. La tipo A es la más leve, y su tratamiento es tener reposo e ingerir muchos líquidos.

El hijo de Marisol Rodríguez fue uno de los alumnos que enfermó de hepatitis A.

El hijo de Marisol Rodríguez fue uno de los alumnos que enfermó de hepatitis A.

El hijo de Marisol Rodríguez fue uno de los alumnos que enfermó de hepatitis A.

La hepatitis A es considerada una enfermedad infecciosa, causada por el virus del mismo nombre, el cual se caracteriza por una inflamación aguda del hígado.

Según el epidemiólogo del Sibasi de Sonsonate, Hernán García, la enfermedad no es mortal y solo requiere de reposo y tomar líquidos.

Los síntomas de la enfermedad como cansancio, fiebre, dolor en el hígado y la piel, y ojos "amarillentos" causa muchas molestias especialmente en los niños.

La sintomatología se presenta entre 15 y 20 días después de haber estado en contacto con el virus.

La hepatitis A no es crónica y no causa daño permanente en el hígado, explicó García.

Seguida de la infección, el sistema inmune produce anticuerpos en contra del virus de la hepatitis A y le confiere inmunidad a la persona contra futuras infecciones.

La medicación contra el dolor y la fiebre que provoca la enfermedad no es recomendada. Según explicó García, tomar acetaminofén u otro fármaco para contrarrestar las molestias solo incrementaría el dolor en el hígado.

"El medicamento pasa por el hígado y después se distribuye en el cuerpo, pero en un niño con hepatitis que tiene el hígado inflamado, lo que vamos a a hacer es aumentarle el dolor, porque el hígado se le va a inflamar más", expuso.

Comer dulces es una de las indicaciones de los médicos para aliviar las náuseas asociadas con la enfermedad.

Para detectar la hepatitis se realiza un examen físico, en el cual pueden detectar que la persona tiene agrandamiento y sensibilidad en el hígado.

"El hígado se encuentra a dos centímetros abajo de la costilla, cuando una persona tiene hepatitis el hígado se encuentra entre tres y cuatro centímetros abajo, debido a que ha aumentado su tamaño y deja de funcionar con normalidad", explicó García.

La hepatitis B y C son las consideradas mortales y sí requiere un tratamiento más agresivo.

Para contar la cadena de contagios se debe evitar el contacto entre personas enfermas y las sanas.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación