Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Pleito entre Maduro y las hijas de Chávez

El periódico español ABC afirma que el presidente venezolano y su esposa están molestos porque no se van de la residencia presidencial

Pleito entre Maduro y las hijas de Chávez

Pleito entre Maduro y las hijas de Chávez

Pleito entre Maduro y las hijas de Chávez

A pesar de las constantes expresiones del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, de idolatría a su mentor Hugo Chávez que lo ha llevado, incluso, a verlo en forma de pajarito o en la pared de un túnel, lo cierto es que fuera de los focos mediáticos existe un "divorcio" con las hijas de quien lo dejara en el poder.

El periódico español ABC ha publicado una serie de reportajes sobre lo que ocurre detrás del telón entre Maduro y la familia del fallecido presidente, inclusive, publicó sobre el aparecimiento de una posible nueva hija de Chávez.

"Ahora que las hijas oficiales de Hugo Chávez están siendo obligadas a desalojar la residencia presidencial de La Casona, otra posible hija llama a la puerta del clan", afirma el medio.

El diario español publicó el pasado 2 de diciembre que una de las primeras en salir de La Casona fue María Gabriela Chávez Colmenares, de quien afirma que es tan "decidida y pragmática" como su hermana mayor.

Pero sus hermanos Rosa Virginia y Hugo tienen plazo hasta el 15 de diciembre para abandonar la residencia presidencial, la que fue su hogar durante 15 años, incluso después que muriera su padre el 5 de marzo pasado.

También el esposo de Rosa Virginia, el vicepresidente Jorge Arreaza, de quien se ha separado, ya se mudó para la urbanización de Fuerte Tiuna, sede del Ministerio de la defensa, y está buscando trasladarse eventualmente a China o Argentina, en caso de que tenga que dejar su cargo por la incertidumbre e inestabilidad que vive Venezuela en estos tiempos, afirma el medio.

Y detalla que Rosa Virginia fue quien echó a Arreaza de La Casona, de acuerdo con las fuentes consultadas por ABC.

Los tres hijos de Chávez son producto del primer matrimonio con Nancy Colmenares, todos mayores de edad y sin profesión, quienes han vivido en La Casona, lo cual ha creado altercados con el nuevo presidente Nicolás Maduro y la familia de su mujer Cilia Flores, indica ABC.

Pelea entre chavistas

La pelea por La Casona, que es la residencia oficial del presidente de Venezuela y su familia, según reza la Constitución, está ahora en su capítulo más intenso desde la muerte del presidente Hugo Chávez hace ocho meses, reporta el medio.

"Y es que el nuevo presidente venezolano no ha podido ocupar todavía esta residencia desde su toma de posesión el pasado 19 de abril. Maduro duerme algunas noches en el Cuartel de la Montaña, junto a la tumba de Chávez, para que el espíritu de su antecesor le inspire, tal y como ha reconocido en sus apariciones televisivas. Otras lo hace con la "primera combatiente" –como se acostumbra a llamar a su mujer Cilia–, en otra residencia oficial: La Viñeta", apunta el diario.

La Viñeta es una residencia destinada a los jefes de Estado extranjeros.

El periódico añade que las hijas, Rosa Virginia y María Gabriela Chávez, con sus respectivas familias ya vivían en La Casona cuando Chávez era presidente, aunque no deberían haberlo hecho porque la ley se lo impedía al ser las dos mayores de edad y tener sus propios recursos.

También por ley deberían haber desalojado la residencia presidencial desde el mismo momento en que juró el nuevo mandatario, agrega la punlicación.

El tiempo en el que han ocupado la residencia ha sido "suficiente para acostumbrarse a los privilegios, la buena vida y el lujo de una mansión decorada con muebles caros, obras de arte y varias decenas de empleados, entre personal de servicio y miembros del cuerpo de seguridad", dice ABC.

Ante esa situación, Maduro empieza a estar bastante molesto y ha ordenado ya que se trasladen a una de las casas de la urbanización Fuerte Tiuna donde viven altos cargos chavistas (miembros del gabinete, ministros, diputados, oficiales de las Fuerza Armadas bolivarianas) y donde también se ubica el Ministerio de Defensa, asegura el medio.

Pese al plazo todavía no se ha visto movimiento de mudanza por parte de las hijas de Chávez y se presume que lo harán poco a poco, sin prisas, para mayor molestia de la primera dama venezolana, afirma el periódico español.

Y consigna que Cilia Flores ha hecho valer su posición desde que se casó oficialmente con Maduro en junio pasado, por lo que ella es quien más estaría presionando al presidente venezolano para que ambos puedan disfrutar de La Casona.

Las desaveniencias entre Maduro y las hijas de Chávez cada vez se hacen más evidentes. Recientemente en un homenaje al fallecido presidente, las hijas no figuraron en los actos que le dedicaron en el Cuartel de la Montaña, indica ABC.

Pero hay otro punto que también provoca choques: las hijas de Chávez rechazan los esoterismos de Maduro cuando se refiere a su padre y a las supuestas apariciones.

Los lujos de Maduro

Pero el hecho de que el presidente venezolano y su esposa no vivan en la residencia presidencial no ha impedido que se den sus lujos.

La oposición ha criticado fuertemente los excesivos gastos de Maduro en viajes, ropa, zapatos, entre otros.

Por ejemplo, cuando se casó con Cilia Flores, la luna de miel fue en la isla Margarita en una lujosa mansión del millonario Antonio Lecuna.

También en sus viajes suele ir acompañado de una numerosa comitiva que eleva los gastos en hotel y viáticos.

Por ejemplo, cuando viajó en mayo de este año a Uruguay, Argentina y Brasil fue con una delegación de 120 personas, entre ellos 42 miembros de su equipo de seguridad, cuyo gasto fue de más de un millón de dólares.

"Es un despilfarro injustificado de más de un millón de dólares que el país no se puede permitir", aseguró el diputado opositor Carlos Berribeitia al diario ABC.

En su paso por Montevideo, Maduro y su delegación se alojaron en el lujoso hotel Radisson Victoria Plaza, donde ocuparon tres plantas completas. Cada habitación costó 1,100 dólares.

Otra hija de Chávez

En medio de todo el pleito por propiedades estatales entre Maduro y las hijas de Chávez, surge la noticia de que el fallecido presidente habría tenido otra hija.

El pasado 3 de diciembre ABC publicó que producto de la relación sentimental prolongada que habría mantenido con Nidia Fajardo Briceño, quien fue durante mucho tiempo azafata del avión presidencial, nació la niña Sara Manuela.

"Quienes conocen a madre e hija aseguran que Sara Manuela, de cinco años, fue fruto de ese amor", sostiene el periódico. De hecho, consigna que la niña asistió al funeral de Chávez para despedirse, ya que la relación entre sus padres no era un secreto en el círculo presidencial.

El medio publicó varias fotografías en las que se ve a Chávez y Nidia Fajardo compartiendo con la pequeña, e incluso, de la niña junto al hijo de Rosa Virginia.

También, el medio asevera que la fuente que le proporcionó las fotografías asegura que en el acta de nacimiento, en la ciudad de Guatire, consta la paternidad de Chávez.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación