Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Ola de frío polar amenaza EE. UU.

Eso se suma a la tormenta "Hércules" que ya cobró la vida de 16 personas por las nevadas

La densa capa de nieve cubre varias zonas del país como en Danvers (Massachusetts) donde así lucen los parqueos.

La densa capa de nieve cubre varias zonas del país como en Danvers (Massachusetts) donde así lucen los parqueos.

La densa capa de nieve cubre varias zonas del país como en Danvers (Massachusetts) donde así lucen los parqueos.

ESTADOS UNIDOS. La tormenta "Hércules" y la ola de frío que sacude Estados Unidos ya han causado 16 víctimas mortales y se prevé que la entrada de otro frente por el medio oeste a lo largo del fin de semana cause récords históricos de temperaturas mínimas en algunas zonas del país.

El canal meteorológico estadounidense The Weather Channel advirtió ayer de que "una de las más frías masas de aire ártico en casi 30 años" sacudirá el medio oeste a partir de hoy, donde llegarán a alcanzar temperaturas peligrosamente bajas según los meteorólogos.

A lo largo de la costa este, el nuevo frente provocará lluvias y las temperaturas serán más moderadas, sin embargo, las previsiones para el comienzo de la semana próxima auguran un descenso drástico de los mercurios, que en Washington podrían registrar máximas bajo cero.

En la mañana de ayer, más de 800 vuelos fueron cancelados y otros 700 sufrieron retrasos, sumándose a los más de 3,000 trayectos aéreos cancelados este viernes, jornada que registró hasta 7,000 vuelos retrasados.

"Es la veta madre de aire frío", dijo el meteorólogo de The Weather Channel Tom Moore, quien alertó que "serán vientos peligrosos que pondrán vidas en peligro".

Según los datos arrojados por el canal, algunos estados pueden llegar a rozar los 30 grados bajo cero, pero debido a los fuertes vientos la sensación térmica podría alcanzar los -45º centígrados.

"Hércules" está afectando fundamentalmente a la zona noreste del país y mantiene en situación de emergencia a los estados de Nueva York y Nueva Jersey, además de causar graves complicaciones en Massachusetts, Illinois, y Pensilvania.

La nueva ola de frío pondrá en alerta a estados más occidentales como Tenesí, Minesota, Alabama o Wisconsin.

La nieve, que ha alcanzado los 60 centímetros en algunos puntos, y los intensos vientos han obligado a cancelar miles de vuelos y ha restringir los transportes por tierra, y a cerrar escuelas y edificios gubernamentales en 22 estados.

Como consecuencia de la severa tormenta no solo se han perdido vidas, sino que se han registrado numerosos accidentes de tráfico y hospitalizaciones por hipotermia, y miles de estadounidenses se quedaron sin luz en sus hogares y centros de trabajo.

Las gélidas temperaturas provocaron asimismo la rotura de tuberías, lo que desembocó en inundaciones y evacuaciones en tiendas, teatros y hospitales de algunas áreas de Boston.

Pero ahora será el frío ártico el que represente el mayor peligro en los próximos días, de manera que las autoridades concentran todas sus advertencias en que la población se proteja ante unas temperaturas históricas. —AGENCIAS

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación