Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Argentina

Macri pedirá suspender a Venezuela de Mercosur

Rechaza los abusos y la persecución a opositores y a la libertad de expresión

Mauricio Macri, un liberal en la Casa Rosada

La victoria de "Mauricio Macri" en las elecciones presidenciales representa un cambio radical para Argentina. El vencedor "del kircherismo" ha acabado con lo que los argentinos llaman la...

BUENOS AIRES.  El presidente electo de Argentina, Mauricio Macri, anticipó ayer que, en la próxima Cumbre de Mercosur, en diciembre, solicitará que se aplique la cláusula democrática contra Venezuela por la “persecución” a los opositores y a “la libertad de expresión”.

La Cumbre de Mercosur, prevista para el 21 de diciembre en Asunción, supondrá el estreno de Macri, que tomará posesión el próximo día 10, en citas internacionales.

La clave está en Brasil, porque hasta ahora Dilma Rousseff se ha negado a condenar a Nicolás Maduro por el encarcelamiento de Leopoldo López. Macri tiene Brasil como prioridad y allí hará su primer viaje oficial, según ha prometido. 

“Es evidente que corresponde que se aplique esa cláusula porque las denuncias son claras, son contundentes, no son un invento”, dijo el líder de Cambiemos en su primera conferencia de prensa tras vencer al oficialista Daniel Scioli en las presidenciales celebradas el domingo en Argentina.

La situación que vive Venezuela bajo el régimen de Nicolás Maduro no se corresponde “con el compromiso democrático que hemos asumido todos los argentinos”, agregó el presidente electo, que ya había adelantado durante la campaña su intención de denunciar a Caracas ante Mercosur en caso de llegar a la Casa Rosada.

Durante las últimas semanas, Macri se refirió en varias ocasiones a la situación de la oposición en Venezuela y muy especialmente al caso del dirigente Leopoldo López, condenado a cerca de 14 años de prisión.

De hecho, la esposa de López, Lilian Tintori, acudió el domingo por la noche al búnker electoral de Cambiemos en Buenos Aires.

La cláusula democrática prevista en el Mercosur -integrado por Argentina, Venezuela, Brasil, Paraguay y Uruguay- establece la posibilidad de suspender a un Estado miembro ante la ruptura del orden democrático en virtud del Protocolo de Ushuaia, suscrito en 1998, que contempla que solo puede aplicarse por consenso.

El acuerdo fue perfeccionado en 2011, mediante un nuevo protocolo, que abre la vía a sanciones más severas, como cerrar total o parcialmente las fronteras terrestres y suspender o limitar el comercio, el tráfico aéreo y marítimo, las comunicaciones y la provisión de energía y servicios.

El protocolo fue utilizado en 2012 para suspender temporalmente a Paraguay después de que el entonces presidente paraguayo, Fernando Lugo, fuera destituido por el Congreso sin un “debido proceso”, según alegaron el resto de los socios del Mercosur.

El alto representante del Mercosur, el brasileño Florisvaldo Fier, descartó aplicar la cláusula democrática contra Venezuela el pasado octubre, cuando Macri hizo esa promesa durante su campaña.

Apoyo
Mientras, la Unión Europea (UE) felicitó ayer a Macri y aseguró estar dispuesta a trabajar con él en el marco del Mercosur, con el que sigue estancada la negociación de un acuerdo comercial.

Macri planteó la necesidad de dar “vitalidad” al Mercosur y converger con la Alianza del Pacífico, además de avanzar en los acuerdos comerciales entre el bloque y la UE.

 El secretario de Estado de EE.UU., John Kerry, prometió cooperar “estrechamente” con el futuro nuevo Gobierno de esa nación. 

“Estamos seguros de que EE.UU. y Argentina seguirán cooperando profundamente para promover la seguridad y la prosperidad regional, y para alentar el desarrollo humano y los derechos humanos tanto dentro de nuestro continente como en todo el mundo”, indicó.  

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación