Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Interrumpen a Obama y le piden parar deportaciones

Desde el año 2009, el actual gobierno ha deportado a más de 1.5 millones de indocumentados.

LOS ÁNGELES. El discurso sobre inmigración del presidente Obama, ayer en San Francisco (California), fue interrumpido a gritos por uno de los asistentes que acudieron al acto, quien le pidió que pusiera un "alto a las deportaciones".

El joven, situado justo detrás del mandatario, no tuvo reparos en cortar la intervención de Obama y exigirle que hiciera uso de sus poderes para frenar las deportaciones de inmigrantes ilegales en EE.UU.

"Usted tiene el poder para hacerlo", exclamó, segundos antes de entonar: "Paren las deportaciones" con ayuda de otras personas entre el público.

Obama indicó al joven que si la decisión dependiera exclusivamente de él la habría tomado ya con anterioridad, pero recordó que para conseguirlo se requiere la aprobación del Congreso.

"Este es un país de leyes. La solución fácil es gritar y pretender que yo puedo hacer algo violando nuestras leyes. Lo que propongo es el camino duro: usar nuestro proceso democrático para lograr ese mismo objetivo", indicó.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación