Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Familiares ansían saber del avión perdido en Malasia

El vuelo MH370 de Malaysia Airlines aún no ha sido localizado tras cinco días de búsqueda. Las autoridades malasias piden paciencia a los parientes.

Familiares de los pasajeros del avión desaparecido salen de la sala de un hotel tras reunión informativa en Pekín (China). EFE

Familiares de los pasajeros del avión desaparecido salen de la sala de un hotel tras reunión informativa en Pekín (China). EFE

Familiares de los pasajeros del avión desaparecido salen de la sala de un hotel tras reunión informativa en Pekín (China). EFE

MALASIA. Tras cinco días de búsqueda del avión de Malaysia Airlines, cuyo vuelo MH370 desapareció con 239 personas a bordo, los familiares ansían noticias sobre la suerte de sus allegados mientras que las autoridades amplían el radio de exploración.

El ministro de Defensa e interino de Transportes de Malasia, Hishamudin Husein, reconoció que siguen sin encontrar el aparato o sus restos.

Explicó que han ampliado el área a revisar y se centran en dos zonas: una en el estrecho de Malaca y la otra en el mar de China Meridional.

Mientras que el primer ministro de Malasia, Najib Razak, pidió ayer paciencia a los familiares de las 239 personas que viajaban en el avión.

Los familiares de los viajeros chinos reclamaron que se intensifique la búsqueda, no solo por mar, sino por tierra, y se preguntan por qué cuando algunos llaman al teléfono de alguno de los desaparecidos suena y luego se activa el contestador.

Hishamudin señaló que Brunei, India y Japón se han incorporado a las operaciones internacionales de búsqueda.

El principal problema es que los expertos no saben aún dónde pudo caer el avión y las autoridades malasias no descartan el secuestro o el sabotaje.

Mientras que el Gobierno chino publicó ayer tres imágenes captadas por uno de sus satélites de lo que podrían ser restos del avión. —AGENCIAS

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación