Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

EE.UU.

Enfermera: Iré a los tribunales si Maine me impone cuarentena por el ébola

Kaci Hickox, quien arribó a EE.UU. de África occidental, pasó el fin de semana asilada en una tienda de campaña en un hospital de Nueva Jersey y dijo que había dado negativo en un examen preliminar

La enfermera Kaci Hickox en una tienda de campaña de aislamiento en el Hospital Universitario de Newark, Nueva Jersey.

La enfermera Kaci Hickox en una tienda de campaña de aislamiento en el Hospital Universitario de Newark, Nueva Jersey.

La enfermera Kaci Hickox en una tienda de campaña de aislamiento en el Hospital Universitario de Newark, Nueva Jersey.

Una enfermera que fue aislada en contra de su voluntad en un hospital de Nueva Jersey a su regreso de África occidental, donde trató a pacientes con ébola, dijo el miércoles que está preparada para acudir a los tribunales si el estado de Maine intenta ponerla en cuarentena.

Kaci Hickox habló para los programas de televisión "Today", de la cadena NBC, y con "Good Morning America", de ABC, desde Fort Kent, en el estado de Maine, donde su pareja estudia enfermería.

Dijo que no había tenido contacto con nadie el martes y que tampoco tendría contacto humano el miércoles.

Pero añadió que si no se le levantaban las restricciones para el jueves, acudiría a los tribunales para luchar por su libertad.

"No pienso seguir las directrices", dijo Hickox en "Today". "Sigo horrorizada por estas políticas de cuarentena domiciliaria que me han sido impuestas por obligación aunque estoy perfectamente sana".

Hickox, que viajó como voluntaria con Médicos Sin Fronteras, fue la primera persona afectada por la cuarentena obligatoria impuesta por Nueva Jersey para pasajeros que lleguen al aeropuerto internacional Liberty de Newark procedentes de los tres países de África occidental - Liberia, Guinea y Sierra Leona - más afectados por la enfermedad.

La enfermera, que pasó el fin de semana asilada en una tienda de campaña, dijo que nunca había tenido síntomas de ébola y que había dado negativo en un examen preliminar, y los gobernadores de Nueva Jersey, Chris Christie, y Nueva York, Andrew Cuomo, recibieron duras críticas por imponer los aislamientos obligatorios.

"No voy a quedarme sentada siendo intimidada por políticos ni obligada a quedarme en casa cuando no voy a ser un riesgo para los ciudadanos estadounidenses", dijo.

El martes, la responsable del Departamento de Salud y Servicios Humanos, Mary Mayhew, dijo que tanto su departamento como la oficina del fiscal general estaban preparados para imponer el aislamiento si alguien se negaba a cooperar.

"No queremos tener que imponer legalmente la cuarentena en el hogar", dijo. "Confiamos en que los desinteresados trabajadores sanitarios, que son lo suficientemente valientes como para cuidar de pacientes de ébola en un país extranjero, estarán dispuestos a tomar medidas razonables para proteger a los residentes de su propio país".

Hickox dijo el miércoles que seguía preocupada por la cuarentena obligatoria.

"Realmente creo que esta política no es ni científica ni constitucionalmente justa", dijo.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación