Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Bogotá

Colombianos salen de Venezuela con su vida a cuestas

Centenares de colombianos inician éxodo desde Venezuela, ya que Maduro decretó un estado de excepción en la fronteriza región de Táchira

Maduro descarta que se reabra pronto la frontera con Colombia

La frontera de Venezuela con Colombia seguirá cerrada hasta que "no se capture a los autores del ataque militar a venezolanos y se desmantele a los grupos militares en...

BOGOTÁ.  Varios centenares de colombianos iniciaron un éxodo voluntario hacia su país en medio de la crisis fronteriza generada luego que las autoridades venezolanas decidieron cerrar de manera indefinida los pasos fronterizos en el estado suroccidental de Táchira y declarar un estado de excepción en algunos municipios de esa zona tras el ataque que sufrieron tres militares y un civil cuando realizaban actividades de combate al contrabando.

El gobernante venezolano, Nicolás Maduro, aseguró que la frontera seguirá cerrada.

El éxodo voluntario sumado a las deportaciones que han realizado las autoridades venezolanas de 1,118 colombianos indocumentados podría agravar la compleja situación que enfrenta la ciudad fronteriza de Cúcuta, limítrofe con Venezuela, que tiene más de medio millón de habitantes y donde se declaró el estado de calamidad ante la llegada de cientos de personas, en su mayoría pobres.

Centenares de colombianos iniciaron ayer un éxodo masivo y comenzaron a salir de Venezuela atravesando a pie el río fronterizo del Táchira mientras cargaban sobre sus hombros algunos muebles, materiales de construcción, colchones, pequeños enseres, bolsas de ropa, y hasta neveras, ante el temor de que sus casas sean destruidas con todos los enseres que han acumulado en décadas de residencia. 

Niños, ancianos y mujeres embarazadas o con bebés en brazos atraviesan el río bajo la aparentemente descuidada mirada de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) de Venezuela.

“Hoy empezamos a sacar las cositas... la gente se está llevando todo aquí por una trocha. Se llevan los muebles, escaparates, peinadoras, todo lo que puede”, relató con la voz entrecortada Virgélida Serrano, una humilde costurera de 60 años, mientras caminaba por la orilla del río con una bolsa repleta de ropa rumbo hacia un refugio en Cúcuta.

“Nos vamos a Colombia... a ver que el gobierno que ayuda nos da”, dijo entre llantos Serrano al manifestar tristeza por abandonar su humilde casa en la barriada “La Invasión” que fue levantada de manera ilegal en la localidad venezolana de San Antonio muy cerca de la frontera. La costurera indicó que a pesar de vivir por 12 años en Venezuela y tener sus documentos en regla las autoridades le dieron algunas horas para recoger sus pertenencias y salir de la barriada ilegal que será demolida.

La Cancillería y el Ministerio de Relaciones Interiores de Colombia expresaron el martes su rechazo al cierre de los pasos fronterizos e indicaron en un comunicado conjunto que “no es cerrando la frontera ni deportando colombianos como vamos a resolver los problemas de estas zonas”.

El gobierno colombiano rechazó las descalificaciones contra el exmandatario Álvaro Uribe quien fue calificado por el presidente venezolano Nicolás Maduro de “asesino” y “jefe paramilitar” y de promover un plan para derrocar a su gobierno.

La canciller colombiana María Ángela Holguín tiene previsto reunirse hoy con su par venezolana Delcy Rodríguez en la ciudad colombiana de Cartagena para tratar la crisis fronteriza. Venezuela y Colombia comparten una frontera de 2,200 km donde operan delincuentes comunes, contrabandistas y grupos irregulares.

“Se nos pudrió la frontera. Nosotros somos víctimas del modelo capitalista paramilitar de la derecha colombiana (...) que se impone sobre la base de las armas”, aseguró  Maduro.

Aseguró que la “frontera va a seguir cerrada caballero, digan lo que digan” hasta que se logre un acuerdo de cooperación entre autoridades de Venezuela y Colombia. Agregó que no ve a corto plazo que se cumplan las condiciones mínimas.

Mientras, el presidente del Parlamento venezolano, el oficialista Diosdado Cabello, informó que los legisladores chavistas propusieron “formalmente” que se sumen otros territorios al cierre de la frontera con Colombia y al estado de excepción que se decretó el viernes pasado. 

“Si es necesario declarar estados de excepción en toda la frontera de Venezuela, los diputados y diputadas revolucionarios levantaremos las dos manos”, agregó.   

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación