Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

El brote del virus de Zika en Brasil es peor de lo que se creía: Ministro de Salud

La enfermedad, detectada por primera vez en América en Brasil el año pasado, no tiene ninguna vacuna ni cura conocida

El ministro de Salud de Brasil, Marcelo Castro.

El ministro de Salud de Brasil, Marcelo Castro, previo a una reunión de ministros de salud de países integrantes del Mercosur y la Celac para discutir sobre el avance... | Foto por Agencia EFE

El ministro de Salud de Brasil, Marcelo Castro, previo a una reunión de ministros de salud de países integrantes del Mercosur y la Celac para discutir sobre el avance del virus del zika, dengue y chikunguña en la región, en el edificio del Mercosur en Montevideo (Uruguay). 

BRASILIA. El brote del virus de Zika en Brasil es peor de lo que se pensaba previamente porque en un 80 por ciento de los casos las personas infectadas no tienen síntomas, dijo el ministro de Salud del país sudamericano, Marcelo Castro.

En una entrevista con Reuters, Castro informó que Brasil comenzará a exigir notificaciones obligatorias de los casos por parte de los gobiernos locales a partir de la próxima semana, cuando la mayoría de los estados tendrán laboratorios equipados para la prueba de Zika, el virus transmitido por mosquitos que se ha propagado rápidamente a través de América Latina.

Castro agregó que los investigadores brasileños están convencidos de que el virus de Zika es la causa de 3,700 casos confirmados y sospechosos de recién nacidos con microcefalia en Brasil.

"Los casos de microcefalia están aumentando cada semana y no tenemos una estimación de cuántos habrá. La situación es grave y preocupante", dijo Castro.

También insistió en que el virus no se puede transmitir de persona a persona, solamente por mosquitos.

Brasil seguirá la decisión que tomó Estados Unidos la semana pasada de prohibir las donaciones de sangre de personas que han estado infectadas con Zika, dijo. La enfermedad, detectada por primera vez en América en Brasil el año pasado, no tiene ninguna vacuna ni cura conocida.

En Brasil, que se cree que es el país que más ha sufrido con el Zika, el brote ha suscitado temor, especialmente entre las embarazadas por las preocupaciones de que sus hijos nazcan con microcefalia.

"Un 80 por ciento de las personas infectadas con Zika no presentan síntomas significativos. Un gran número de personas tienen el virus sin los síntomas, así que la situación es más grave de lo que podíamos imaginar", dijo Castro.

"Nuestra mayor esperanza es encontrar una vacuna", agregó.

La aparición del Zika ocurre en un momento particularmente malo para el impopular Gobierno de la presidenta Dilma Rousseff y añade un problema adicional para un sistema de salud golpeado por los recortes presupuestarios en medio de una severa recesión.

Además, proyecta una sombra sobre los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, en agosto. El Gobierno ha dicho que no hay ninguna posibilidad de que la cita deportiva se suspenda por razones sanitarias.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación