Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

A un año de Sandy sigue la tarea de reconstrucción

La tormenta devastó Nueva York y dejó miles de familias sin hogar que aún no han superado el trauma

Residentes participaron con velas durante una ceremonia para recordar el paso del huracán Sandy en 2012. foto edh / EFE

Residentes participaron con velas durante una ceremonia para recordar el paso del huracán Sandy en 2012. foto edh / EFE

Residentes participaron con velas durante una ceremonia para recordar el paso del huracán Sandy en 2012. foto edh / EFE

ESTADOS UNIDOS. Al cumplirse ayer un año del azote del huracán "Sandy", uno de los más feroces en EE.UU., centenares de familias en Nueva York y Nueva Jersey están aún sin hogar y muchos negocios no han podido abrir sus puertas, mientras las autoridades de ambos estados continúan los pasos para la reconstrucción y protección.

Los gobernadores de Nueva York, Andrew Cuomo, y de Nueva Jersey, Chris Christie, así como el alcalde de la ciudad de Nueva York, Michael Bloomberg, visitaron ayer diversas zonas donde todavía hay personas sin hogar o se ejecutan proyectos de prevención de inundaciones.

Anoche hubo concentraciones y vigilias con velas y linternas en distintos puntos de ambos estados para recordar a las víctimas y subrayar el espíritu de recuperación de la población.

Tras pasar por el Caribe, "Sandy" tocó tierra primero en Nueva Jersey destrozando su costa y luego Nueva York, con fuertes vientos y una gran avenida de agua que, tras forzar la evacuación de cientos de miles de personas, destruyó o dañó decenas de miles de viviendas y causó graves daños en infraestructuras en ambos estados.

"Es grandioso ver las nuevas medidas de protección en la parte baja de Manhattan, cuando hace justamente un año había devastación", señaló el gobernador en su cuenta de Twitter al referirse a una de las áreas más afectadas en Nueva York por las inundaciones, ya que en la zona de Battery Park, en el extremo sur de esta isla, el agua subió al récord histórico de 4.25 metros.

Cuomo visitó el lugar donde estuvieron las Torres Gemelas, así como estaciones de metro, cuya red sufrió graves daños y la paralización de parte de una línea durante varios meses.

El alcance del huracán fue tal que en los últimos días todavía se han estado reabriendo instalaciones como museos, bibliotecas y carreteras en ambos estados.

"Estamos reconstruyendo una ciudad de Nueva York más fuerte y más inteligente. Seremos más resistentes a una amplia gama de inclemencias del tiempo en el futuro", dijo por su parte el alcalde Bloomberg durante su visita a zonas afectadas.

Se refirió al plan aprobado, con un costo de 20,000 millones de dólares, para las áreas más vulnerables, como Staten Island, Rockaways y Coney Island que quedaron bajo el agua, que contiene 257 iniciativas para afrontar los cambios climáticos y proteger así a la ciudad y sus residentes. —AGENCIAS

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación