Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

El realismo mágico de Alfredo Milián

Veinticinco grabados inspirados en la obra "Cien años de soledad", del premio Nobel de Literatura Gabriel García Márquez, están a disposición del público desde hoy a las 6:30 p.m., en el Centro Cultural de España

El realismo mágico de Alfredo Milián

El realismo mágico de Alfredo Milián

El realismo mágico de Alfredo Milián

Un año de soledad ha pasado desde que el máximo exponente del realismo mágico latinoamericano, Gabriel García Márquez, dejó este mundo para sumarse al parnaso literario, lugar donde goza de la inmortalidad, gracias a su extraordinario legado.

Ante el hombre que nos hizo vivir en Macondo junto a la familia Buendía, El Salvador rendirá tributo al Gabo en el marco del Día Internacional del Libro.

El Centro Cultural de España (CCESV) se viste con las escenas más cautivadoras de la obra que le mereció al colombiano el Premio Nobel de Literatura en 1982.

Hoy, a las 6:30 p.m., la tierra cuscatleca podrá viajar al mundo del coloso latinoamericano, a través de 25 grabados elaborados por el artista nacional Alfredo Milián J.

Sus creaciones se congregan en la exhibición titulada "El realismo mágico en Cien años de Soledad", y podrán admirarse de forma gratuita.

"Para América Latina, Gabriel García Márquez y su obra son un referente de la identidad cultural, donde las historias de Macondo nos introducen en nuestra propia cultura. Nadie es ajeno a ello", explicó el pintor Alfredo Milián.

El oriundo de San Miguel se formó en las artes plásticas en México y Estados Unidos, incursionando en las técnicas calcográficas como el grabado, la litografía y la xilografía.

Su obra se encuentra en colecciones nacionales e internacionales, además de haber realizado exposiciones en el país y en el extranjero.

Milián le rinde homenaje al colombiano, con grabados de varias escenas de este clásico de la literatura universal.

"Cuando Gabo ganó el Nobel, busqué la obra. Yo estaba en Estados Unidos en un Centro de Artes. Allí me di cuenta que la literatura es una gran fuente de inspiración", dijo.

Antes de aventurarse para construir este portafolio de "Cien años de soledad", el artista realizó una lectura exhaustiva.

Al inicio sacó 80 historias que retrataría, luego decidió trabajar solo con 30 y por último dejó 25 grabados.

El criterio de selección fue simple: "La verosimilitud de Macondo con la realidad latinoamericana".

"Los grabados están hechos en blanco y negro. La gente podrá apreciar los temas de 'la enfermedad del sueño' que sufrieron los habitantes de Macondo o las impactantes ruinas de la Compañía Bananera", comentó Milián.

Según la doctora Astrid Bahamond, especialista en Historia del Arte, en la obra estilística del salvadoreño: "Los agentes de comunicación logran su intención y captan la contemplación del público, enriqueciendo nuestro poder de la comprensión del grabado", señaló.

Milián hizo énfasis en que su obra no es abstracta. "Yo pude haberlo hecho usando las influencias del cubismo y tendría mucho significado, pero no me interesó. Así que veremos cómo el realismo mágico toma acción cuando la gente los vea", añadió.

El único grabado con color es el de la imagen de "Mauricio Babilonia y Meme", en la que se ven las mariposas amarillas, cuya especie es de phoebis philea, una representación de las vivencias del literato en el jardín de la casa de sus abuelos maternos en Aracataca.

Además, la admiración que tiene Milián por el grabado refleja su deseo por resguardarlo en la historia del arte, centrándose en el dramatismo propio de la calcografía.

Con esta exposición se busca rescatar el valor del grabado como un medio ejemplar de las artes plásticas que debe ser proyectado a nivel popular y contar con el apoyo de los nuevos talentos nacionales.

La exposición podrá ser admirada por el público hasta el 28 de abril, en horario de martes a viernes de 10:00 de la mañana a 7:00 de la noche, y los sábados de 10:00 de la mañana a 1:00 de la tarde. Se ofrecerán visitas guiadas a grupos de más de 10 personas, para eso llamar al 2233-7300.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación