Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Las noticias positivas van más allá de la propaganda oficial

Los propagandistas del gobierno critican a los medios independientes por no publicar noticias positivas, sobre las gestiones gubernamentales del FMLN, lo cual es un error o una confusión o ambos

Hay en Internet un sitio que se llama noticias positivas, que trabaja en varias plataformas de comunicación; me llamó la atención la agencia de noticias y otra publicación periódica; no termino de saber si se trata de empresas diferentes o si forman una unidad, lo que sí tengo claro es que sus productos tienen en común una visión semejante de cómo manejar la información, desde el ángulo positivo.

También me queda claro que poseer una visión positiva va más allá de publicar únicamente lo bueno, lo bonito y lo agradable de un gobierno, de una organización o de las personas; se trata de una cuestión mucho más de fondo, tiene que ver con la perspectiva de quienes publican las noticias, lo que los teóricos llaman: “el punto de vista desde donde se observan los hechos”. Ese criterio, en el caso de las noticias positivas, tiene que ver con resaltar los nuevos proyectos sociales, el trabajo innovador y el emprendimiento creativo y responsable.

Popularmente esto tiene que ver con aquel dicho de que las cosas se ven según el color de los lentes que llevamos puestos. El punto de vista, el lente de estas publicaciones, es mostrar a los constructores de realidades que buscan hacer las cosas cada vez mejor, construir una sociedad donde todos podamos vivir con mayores oportunidades para desarrollarnos.

En pocas palabras el propósito es desvirtuar la confusión que quiere proyectar el actual gobierno que se queja de no encontrar noticias en los medios independientes acerca de lo bueno que hace su gestión; la cosa va más allá de errado concepto difundido por los propagandistas del gobierno efemelenista que pretenden que las noticias y los medios de comunicación privados e independientes se vuelvan, como lo son ellos, propagandistas como en el caso de Canal 10 de Televisión, Transparencia, como medio digital, o Radio Nacional, en radiodifusión.

En este sentido, en su sitio web, la agencia de noticias positivas dice que “su labor es dar a conocer a la opinión pública iniciativas y propuestas desarrolladas por quienes piensan que otro mundo es posible”. 

Asimismo da seguimiento noticioso a temas que contribuyen a la consecución del objetivo global: comercio justo, economía alternativa, energías renovables, proyectos educativos, nuevas tecnologías, fomento de la paz entre los pueblos, además de otros asuntos de interés público.

Desde esta perspectiva, este medio informativo “contribuye a un cambio positivo en la sociedad creando valores a través de la difusión de actuaciones sustentables e innovadoras de personas y organizaciones”. Y su visión editorial es que fomenta “un estilo periodístico conciliador, constructivo y optimista. Nos ocupamos de temas que no están en los medios masivos y leemos la realidad desde una visión que rescata lo positivo. No se busca el conflicto sino soluciones posibles y sustentables”.

Las noticias que publican estos medios tratan sobre educación, el trabajo de una organización no gubernamental que ha puesto el tema educativo en la agenda nacional; otro ejemplo, cómo llegará el mundo a la nueva cumbre climática en París, artículo que fue retomado del diario La Nación, uno de los principales periódicos argentinos.

En la sección denominada buenas prácticas, se publica una noticia de Avon, la compañía para la mujer que propone una belleza que hace la diferencia; otros ejemplos son desarrollo sostenible y marketing, vehículos eléctricos para combatir el calentamiento global.

En síntesis se puede decir: uno, las noticias son eso, noticias y no tienen que ver con lo positivo o lo negativo, sino que la relevancia, lo novedoso, lo curioso, lo trascendental de la realidad y esto puede ser un descubrimiento científico, una masacre, la tragedia de las migraciones en Europa como que algunos países latinoamericanos recibirán inmigrantes sirios; dos, no se puede obligar ni encasillar a todos los medios para que tengan una única visión de trabajo, como los comunicadores de noticias positivas; tres, medios que se dedican a las noticias positivas los hay y son valiosos, como también hay medios informativos de los gobiernos o de propaganda, o medios religiosos cuya óptica es la religión; y cuatro, los medios de noticias positivos no se reducen en ningún momento a promover o promocionar las gestiones de ningún gobierno de turno. 
 
*Editor Jefe de El Diario de Hoy.
ricardo.chacon@eldiariodehoy.com