EPAPERDonald Trump|Alza precios alimentos|Lluvias en El Salvador|Selecta|Espectáculos

¡Me lo tragué! Mitos y verdades de comerse el chicle

A todos se nos ha advertido más de una vez y nunca falta quien asegura que la goma de mascar permanecerá en tu cuerpo por siete años. Pero eso no es tan cierto

Por T. Estrada | Ago 06, 2023- 10:54

Foto de referencia / Shutterstock

René, un niño de 4 años, mascaba chicles todo el día, para finalmente tragárselos.

Cuando te comes un chicle, la goma de mascar llega a tu estómago y este trata de digerirlo como si se tratase de cualquier otra comida. Pero si no lo consigue, la goma avanza hasta el tracto intestinal, y es ahí donde podría haber problemas.

La composición del chicle es a base de goma, edulcorante y aromas. Todos estos elementos son absorbidos por nuestro organismo con facilidad, a excepción de la goma de mascar.

Lee también: De medicina para el estomago a limpiador de metales, descubre 5 secretos mágicos del bicarbonato de sodio

René tuvo que ser intervenido por obstrucción intestinal debido a la ingesta masiva de chicles. Ni la saliva ni los ácidos del estómago fueron lo suficientemente fuertes para deshacerlos.

No obstante, que a este chico le haya pasado tal dificultad no significa que siempre pase esto.

Según el sitio kidshealth.org, aclara que si bien "casi todo el mundo se ha tragado un chicle, pero pocos niños han necesitado un médico por eso".

Ilustración sobre obstrucción en el intestino
Imagen de referencia de una obstrucción del intestino. Foto: Shutterstock

Y aquello de que la goma se queda 7 años dentro del organismo, es un mito. "Aunque su estómago no puede descomponer un chicle de la misma manera que descompone otros alimentos, su sistema digestivo puede  moverlo a través de la actividad intestinal normal. En otras palabras, sale por el otro extremo cuando se defeca", se enfatiza en la web antes citada.

Entonces, ¿cuándo se vuelve un problema? Kids Healt indica que tragar una gran masa de chicle o muchos pedazos pequeños de chicle en un corto período de tiempo puede bloquear el tracto digestivo en casos raros. "La obstrucción es más probable cuando se traga chicle junto con objetos extraños, como monedas, o cuando se traga con materiales no digeribles como semillas de girasol", se resalta.

Te puede interesar: ¡No te salvaste de la resaca! Sigue estos consejos

Para el staff de la Cleveland Clinic, comerse un chicle de forma eventual no tiene porque causar alguna afección. "Pero no deberías acostumbrarte a tragarte el chicle con regularidad, ya que tiene el potencial de causar algún daño", aclara.

Ahora bien, ¿de qué está hecho el chicle? La goma de mascar está hecha de una sustancia llamada base de goma, que es en gran parte sintética, no está hecha de ningún ingrediente alimenticio. La goma base no es nutritiva, lo que significa que no proporciona ningún valor nutricional y no es digerible, por lo que el cuerpo no puede descomponerla como lo hace con otros alimentos. 

“La base de la goma de mascar no se puede digerir, por lo que permanece en el intestino durante todo el proceso y no se descompone”, explica la dietista certificada Beth Czerwony, para la Cleveland Clinic.

Dolor estomacal
El dolor es parte de los síntomas de una obstrucción intestinal que te alerta de que algo anda mal. Foto: archivo EDH

No hay que olvidar que por lo general son los más pequeños los que suelen tragarse los chicles.

¿Cuándo debés ir al médico?

Tragar un chicle probablemente no te hará daño, pero más allá de eso, tenés que tener cuidado.

La especialista Czerwony afirma que tragar chicle, por ejemplo, una pieza diaria durante una semana, o un mega fajo que consta de cuatro chicles a la vez, sí puede poner en peligro tu sistema digestivo.

“Si hace esto todos los días, o varias veces al día, puede provocar una obstrucción intestinal”, advierte. “Cualquier cosa que coma después de eso no podrá pasar, lo que provoca un retroceso que provoca dolor y presión”, enfatiza.

Entérate: Alivia el incómodo sarpullido por calor con estos remedios caseros

Para ilustrarlo mejor, imaginate una tubería bloqueada en tu casa: si algo se atasca en la tubería, obstruye todo el sistema. Nada más podés superar el bloqueo, aumentando la presión dentro de la tubería. Y si el bloqueo no se elimina, las tuberías pueden eventualmente romperse o incluso explotar.

“Un bloqueo no se va a eliminar solo”, advierte Czerwony. “Si no se trata, puede causar una ruptura del tracto gastrointestinal”.

Ante una situación así, tenés que correr al médico de inmediato. ¿Cuáles son los síntomas? Dolor abdominal, constipación, sensación de plenitud extrema o hinchazón, calambres severos y vómitos.

REGRESAR A LA PORTADA

MÁS SOBRE ESTE TEMA

KEYWORDS

Mitos Salud Sistema Digestivo Trends Ver Comentarios

Patrocinado por Taboola

Te puede interesar

Ver más artículos

Inicio de sesión

Inicia sesión con tus redes sociales o ingresa tu correo electrónico.

Iniciar sesión

Hola,

Bienvenido a elsalvador.com, nos alegra que estés de nuevo vistándonos

Utilizamos cookies para asegurarte la mejor experiencia
Cookies y política de privacidad