Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

FGR investiga a exdirector PNC por presunto tráfico de armas

Se trata de las mismas indagaciones que se le hacen al actual Ministro de Defensa Fiscal General aseguró que investigan el extravío de centenares de armas del Ejército

Fiscal General durante su presentación del informe anual ante la Asamblea Legislativa. / archivo

Fiscal General durante su presentación del informe anual ante la Asamblea Legislativa. / archivo

Fiscal General durante su presentación del informe anual ante la Asamblea Legislativa. / archivo

Las investigaciones sobre un presunto comercio ilegal de armamento del Ejército, aparentemente hacia el crimen organizado internacional y las pandillas, se han ampliado hacia exaltos jefes militares y a altos oficiales de la Fuerza Armada, según la Fiscalía.

El Fiscal General Luis Martínez confirmó ayer, que dentro de las investigaciones también se ha incluido al exdirector de la Policía y exdirector del Organismo de Inteligencia de Estado (OIE), general Francisco Salinas, junto a otros altos oficiales de la Fuerza Armada, por un supuesto comercio ilegal de armas de guerra.

Martínez aseguró que Salinas "es una de las personas que son investigadas, incluso ya se presentó a declarar hace unos 15 días".

Salinas fue viceministro de Defensa durante la primera gestión del general David Munguía Payés, al frente del Ministerio de Defensa.

El general Salinas pasó en enero de 2012 a la Dirección de la Policía, pero en mayo del 2013, la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) lo separó del cargo, por considerar que su nombramiento violentaba la Constitución.

Martínez sostuvo además que volverán a citar a varias personas que ya antes habían declarado en la Fiscalía, sobre el escándalo del comercio ilegal de armas del Ejército.

Según el Fiscal General han aparecido nuevos indicios que no quiso revelar y se requiere profundizar en las investigaciones, debido a que "estamos ante un caso muy serio y grave".

Martínez aseguró que se investiga el extravío de centenares de armas de la Fuerza Armada, que se supone habrían sido comercializadas al crimen organizado internacional o a las pandillas.

Sin embargo, el ministro de Defensa, David Munguía Payés, dijo ayer q+6ue en los últimos años se han sustraído 18 fusiles de los almacenes de la Fuerza Armada.

Aunque Martínez dijo que serán las investigaciones las que establecerán el total exacto del armamento que se ha extraviado de los almacenes de la institución castrense.

Aclaró que no es que se tenga un conflicto entre Fiscalía y Fuerza Armada sino que se trata de una investigación de "altos oficiales de la Fuerza Armada, que posiblemente han cometido graves infracciones penales y que podrían ser sometidos a la justicia".

Martínez sostuvo que cabe la posibilidad que la mayoría de las armas o granadas robadas de los almacenes de la Fuerza Armada hayan sido vendidas al crimen organizado internacional y en ese sentido, recordó el atentado que sufriera una televisora de México, en el que se utilizaron explosivos que pertenecían al Ejército salvadoreño.

"Creo que esto servirá para una depuración de los malos hijos de la Fuerza Armada, que es una institución a la que todos respetamos", dijo Martínez.

Investigan robo de ametralladoras M-60

La Fiscalía también ha comenzado a investigar el robo de cuatro ametralladoras del tipo M-60 y por el cual hay un mayor y un soldado que guardan prisión.

El robo se registró el 21 de junio pasado, del almacén del Regimiento de Caballería.

El ministro de Defensa David Munguía Payés explicó ayer que el soldado, de quien no reveló su identidad por que el caso tiene reserva, aceptó haber sustraído el armamento y explicó que luego se lo había entregado al mayor, de quien tampoco se supo la identidad.

"No son ametralladoras comunes y corrientes, son ametralladoras que solo se pueden disparar montadas en un vehículo, no tienen culatas para apoyarse y disparar", dijo Munguía Payés.

Aseguró que desde que se descubrió el faltante del armamento, se notificó del extravío y de las capturas de los militares al fiscal asignado al Juzgado de Instrucción Militar, que depura el caso.

Sostuvo que aún no se ha localizado ese armamento, aunque no descarta que pudo ir a parar a organizaciones criminales o a las pandillas.

Por su parte, el director de la Policía Mauricio Ramírez Landaverde explicó que existen varias fuentes de abastecimiento de armas largas por parte de las pandillas, como por ejemplo, el robo a las empresas de seguridad privada, la sustracción a la Fuerza Armada y en el mercado negro.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación