Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Contratación de personal no ha sido suficiente para cubrir demanda en H. Rosales

La UCI del Rosales y la UCIN del Bloom siguen sin abrir todos los cupos por la falta de personal de enfermería

La Unidad de Cuidados Intensivos del Rosales no da abasto para atender la demanda. foto edh / Yamileth Cáceres

La Unidad de Cuidados Intensivos del Rosales no da abasto para atender la demanda. foto edh / Yamileth Cáceres

La Unidad de Cuidados Intensivos del Rosales no da abasto para atender la demanda. foto edh / Yamileth Cáceres

La demanda de atención creció en los principales hospitales públicos del país, en el último quinquenio, con la eliminación total de las cuotas voluntarias y la habilitación de nuevas áreas para mejorar los servicios a la población. Sin embargo, la contratación de personal no ha sido suficiente para cubrir las necesidades.

El déficit de recursos afecta los diferentes servicios médicos. En el caso del Rosales, el principal centro de referencia del país, la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) inaugurada en 2012 sigue funcionando parcialmente, pese a la elevada cantidad de pacientes que requieren un cupo. La demanda insatisfecha es del 51 por ciento.

Lo mismo ocurre en el hospital Benjamín Bloom. Ahí, la moderna Unidad de Cuidados Intensivos Neonatales (UCIN) trabaja con 15 de las 18 cunas instaladas en octubre de 2013. En agosto del año pasado eran seis los cupos cerrados.

En el hospital nacional de la Mujer, inaugurado en mayo de 2014, hacen lo que pueden con el déficit de personal que tienen, al igual que en la nueva Consulta Externa del Bloom, abierta en octubre pasado.

Una de las principales necesidades en los hospitales es de personal de enfermería. Las denuncias de sobrecarga de trabajo en esta y otras áreas han sido recurrentes.

Álex Carballo, secretario de conflictos del Sindicato de Trabajadores del Hospital Bloom (Sithbloom), indicó que en los servicios hay enfermeras que atienden hasta diez y quince pacientes cuando la normativa dice que como máximo deben atender a cuatro.

La UCI del Rosales tiene capacidad para 21 camas, pero por la falta de nuevas plazas de enfermería, principalmente, solo 16 funcionaban. La semana pasada se cerraron dos más porque los cables de los monitores se dañaron.

Para abrir los cinco cupos descubiertos con personal, demandan 21 plazas nuevas de enfermería; pero no han sido aprobadas. Por cada paciente en cuidados críticos se necesitan tres enfermeras, manifestó Arnulfo Duarte, jefe de la UCI.

Aunque para atender al resto de enfermos solo tienen dos camas por paciente.

"Cuando un recurso está incapacitado otro lo tiene que cubrir, cuando el recurso goza de vacaciones tiene que haber un recurso para sustituirlo; trabajamos al dos por uno, dos pacientes por una enfermera y los turnos son de diez y 14 horas. Si no tenemos el recurso, la calidad de atención sería baja porque tendría que trabajar cuatro pacientes críticos por una enfermera, eso es imposible", comentó una enfermera.

En enero de este año, Julio Robles Ticas, viceministro de Servicios de Salud, declaró que en el Rosales se han habilitado 169 nuevas camas, y estaban por aumentar 21 cupos en la UCI.

Pero en marzo de este año, Mauricio Ventura, director del establecimiento, manifestó que no tenían aprobadas contrataciones nuevas para esa área.

En febrero de este año se solicitó a la Oficina de Información y Respuesta (OIR) del Minsal el número de plazas nuevas solicitadas por el Rosales para 2015, el detalle de la distribución por áreas en las que se necesitaban y el número aprobadas, pero solo enviaron el detalle de las aprobadas.

Según el documento, al Rosales se le asignaron 26 plazas nuevas, cinco médicos especialistas ocho horas diarias para Cirugía Cardiovascular, tres profesionales de laboratorio, dos profesionales en Química y Farmacia, cinco enfermeras hospitalarias, dos tecnólogos en fisioterapia, entre otros.

Ventura manifestó: "Como queremos empezar a trabajar un poco más en lo de cardiovascular, hemos contratado un cirujano, un especialista en cuidados intensivos para que nos apoye en el postoperatorio cardiovascular y personal de enfermería".

En el caso del Bloom, las autoridades solicitaron 203 nuevas contrataciones, 57 de ellas para la UCIN, pero solo les aprobaron 23, según el documento de la OIR, aunque no se especificó para cuáles áreas.

Entre las 23 plazas hay técnicos informáticos, guardaalmacén, secretarias, motoristas, enfermeras, costureras, cocineros y lavanderas entre otros.

Carballo, del Sithbloom, manifestó: "En lo que va de este año la contratación de recursos humanos ha sido mínima, el director ha obstaculizado las contrataciones, ha entorpecido los nombramientos, hay plazas que en Mantenimiento ya fueron evaluadas y solo está para que el director las autorice".

Carballo indicó que por la falta de más enfermeras tres incubadoras de la UCIN siguen cerradas, pese a que tienen el equipamiento.

El director, Hugo Salgado no concedió una entrevista para abordar el tema. Su equipo de comunicaciones tampoco respondió la solicitud hecha por medio de correo electrónico, como lo solicitan.

En el nuevo Maternidad, pese a que la capacidad instalada creció considerablemente, con relación al inmueble en el que funcionaba antes, según el director Roberto Sánchez Ochoa, entre el año pasado y este se le han aprobado 130 plazas de las 434 requeridas. "Se supone que nos van a ir dando 50 cada año, hasta completar (las que demandan), se necesitaban alrededor de 400; pero recuérdese que está demandando un poco más la actividad especializada que tenemos", agregó.

El Hospital Nacional de la Mujer tiene seis edificios, pasó de tener 232 camas hospitalarias a 400, de 22 consultorios a 30, de ocho salas de operaciones a diez, de cinco camas de UCI a diez, de 21 incubadoras en la UCI Neonatal a 40, entre otros.

Sánchez Ochoa expresó que reforzaron la UCI de adultos y la atención con médicos de planta por las noches y los fines de semana. Lo que hicieron es moverlos de otra área y los cupos que dejaron fueron sustituidos con nuevo personal.

"Hemos cambiado muchas actividades, estamos promocionando más la cirugía ambulatoria, estamos tratando de reforzar los servicios", acotó el director.

Según la OIR, para 2015, a Maternidad se le ha aprobado 70 nuevas plazas, 15 del área administrativa y 55 para atención hospitalaria; eso significa una erogación anual de $1.8 millones con base a un sueldo máximo con escalafón.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación