Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Autoridades del Rosales pidieron destituir a siete jefes médicos

La medida se debe a que "no colaboran ni respetan las reglas", aseguró el director del nosocomio, Mauricio Ventura

Los médicos y trabajadores del hospital Rosales han denunciado varias veces la falta de insumos y medicamentos, así como el deterioro de infraestructura y equipo médico. Varias veces han pedido destituir al director.

Los médicos y trabajadores del hospital Rosales han denunciado varias veces la falta de insumos y medicamentos, así como el deterioro de infraestructura y equipo médico. Varias veces...

Los médicos y trabajadores del hospital Rosales han denunciado varias veces la falta de insumos y medicamentos, así como el deterioro de infraestructura y equipo médico. Varias veces han pedido destituir al director.

Al menos siete jefes de servicios médicos del hospital Rosales podrían ser destituidos si así lo decide el juez de lo Civil y Mercantil que estudiará sus casos.

El director de ese centro, Mauricio Ventura, dijo ayer que no solo se ha iniciado un proceso para la destitución de Alcides Gómez, actual jefe del servicio de Cirugía Plástica, sino de un total de siete jefes. En el Rosales, hay 30 jefaturas médicas. Según Ventura, se busca destituir a quienes no colaboran ni respetan la reglas.

Cuando se le preguntaron los nombres del resto de médicos contra quienes ha iniciado un proceso de destitución dijo que "el juez les notificará". Ventura es consciente de que el juez debe decidir si los casos proceden o no.

Sobre los motivos para buscar la destitución de siete jefes de servicios médicos, Ventura sostuvo que un jefe debe respetar las normas, las leyes, los reglamentos del hospital y ser parte del equipo de trabajo de la dirección. Según él, los denunciados no cumplen con este perfil, sino que se han dedicado a criticar y se han negado a colaborar.

En el caso de Alcides Gómez, afirmó: "Él ha irrespetado las normas, reglamentos e indicaciones por parte de las autoridades del hospital y no contribuye en nada a mejorar la calidad de la atención a los pacientes, a cumplir metas, a cumplir objetivos".

Ventura reconoció que desde que asumió la dirección del hospital la relación entre él y varios jefes médicos ha sido tirante: "Desde el primer mes que llegué aquí empecé a recibir cartas del doctor Alcides Gómez, ellos empezaron a mandar cartas a la señora ministra que me destituyera, que yo estaba haciendo una mala gestión".

Alcides Gómez y otros jefes médicos integran el Sindicato de Médicos del Hospital Rosales y en reiteradas ocasiones han denunciado la falta de insumos, de equipo y de medicamentos; así como también el mal estado de la infraestructura del hospital.

El conflicto más largo que han mantenido con las autoridades del Rosales es su negativa a usar el marcador biométrico para que se controle cuántas horas trabajan.

"Yo no niego que el hospital tenga problemas, yo no niego eso. Pero en cinco años hemos hecho una cantidad de obras importantes", aseguró.

"Se quejan de que la UCI está en problemas, pero tenemos casi 40 camas de UCI; cuando yo vine eran ocho camas", esgrimió.

Otra de las críticas que han hecho los médicos a la actual administración del hospital es el hecho de estar restaurando algunos pabellones de hospitalización y pasillos. Según Gómez se ha tratado de trabajos estéticos. Pero Ventura lo refuta. La remodelación que se lleva a cabo tiene un costo de 1.4 millones de dólares.

Ventura sostiene que durante su gestión ha habido muchos logros, pero las quejas y la inconformidad de los galenos se mantienen. "Si yo tengo jefes con los que me pongo de acuerdo para hacer planes de trabajo para mejorar el hospital, eso se va a ver en una mejor gestión del hospital. Pero ellos, su papel es estarme criticando a mí y a las autoridades del Ministerio (de Salud) y cuando pedimos apoyo para mejorar indicadores y mejorar la atención, hay una oposición completa", aseguró.

Puso como ejemplo la negativa de Alcides Gómez a utilizar la llamada "lista de cirugía segura". Con esta lista, en sala de operaciones, el médico debe verificar la identidad del paciente y el órgano por intervenir. "Nosotros queremos mejorar la calidad de la atención de los pacientes, pero con jefes que se oponen a eso, ¿qué vamos a hacer? Tenemos que buscar otras opciones, otras jefaturas que nos apoyen", concluyó.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación