Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Alcaldía de Nuevo Cuscatlán regresó a IPSFA terreno dado a comunidad pobre

La comuna devolvió al IPSFA, mediante un canje en 2012, un terreno de 2.5 manzanas que éste le había donado como compensación social, pese a que la administración anterior acordó reubicar en ese inmueble a la comunidad en alto riesgo, según denuncia

Durante el invierno, el río que corre por la comunidad Zamora Rivas, de Nuevo Cuscatlán, se desborda e inunda las casas más próximas. Foto EDH / MAURICIO CASTRO

Durante el invierno, el río que corre por la comunidad Zamora Rivas, de Nuevo Cuscatlán, se desborda e inunda las casas más próximas. Foto EDH / MAURICIO CASTRO

Durante el invierno, el río que corre por la comunidad Zamora Rivas, de Nuevo Cuscatlán, se desborda e inunda las casas más próximas. Foto EDH / MAURICIO CASTRO

Cuarenta y ocho familias pobres de la comunidad Zamora Rivas, de Nuevo Cuscatlán, que residen en un área de alto riesgo, se sienten afectadas después de que el concejo que preside Nayib Bukele le devolviera al Instituto de Previsión Social de la Fuerza Armada (IPSFA), en un canje, el terreno que les fue cedido para que vivieran más seguras, denunciaron directivos de la comunidad.

El IPSFA pagó más de 500 mil dólares por el terreno de 2.5 manzanas, situado en la finca Florencia, el mismo que en 2001 había entregado a la alcaldía como compensación social por el proyecto urbanístico Kuaukali (ver documentos anexos).

En palabras de los vecinos, la alcaldía administrada por Álvaro Rodríguez les cedió un terreno para que vivieran más seguras en 2011, pero el concejo presidido por Nayib Bukele revirtió el acuerdo municipal y devolvió al IPSFA la propiedad.

Una de las integrantes de la Asociación de Desarrollo Comunal (Adesco), quien pidió reserva de su nombre por temor a represalias, explicó que inicialmente Bukele prometió a las familias construir casas de dos pisos en el terreno en los meses previos a las elecciones legislativas y municipales de 2012.

Sin embargo, una vez ganada la comuna, según la fuente, Bukele aseguró a residentes de la comunidad que el terreno ya no estaba. "(Bukele) sólo ha venido tres veces aquí. Le dijimos que nos diga dónde están las tierras, porque como directivos (de la Adesco) queríamos saber, y dijo que la tierra está y las casas nos las iban a dar", señaló, recordando que tienen derechos adquiridos.

Explicó que, tras el anuncio de la candidatura de Bukele por San Salvador, las comunidades solo pudieron entenderse con la concejal y candidata del FMLN para Nuevo Cuscatlán, Michelle Sol, quien tampoco les ha dado mayor información, explicó la integrante de la Adesco.

Sol asegura, por su parte, que ya tienen un terreno sustituto, pero no da más detalles.

El trámite

De acuerdo con las fuentes, en febrero de 2011 el concejo de Nuevo Cuscatlán presidido por Álvaro Rodríguez, junto con la Asociación de Municipios de la Zona Sur de La Libertad (Amusdeli) y la Oficina de Planificación de los Municipios de la Zona Sur de La Libertad (OPAMUR), presentaron un informe técnico que determinó el riesgo en que viven las familias de la comunidad Zamora Rivas.

Según vecinos de la comunidad, entonces el IPSFA cedió un inmueble a la alcaldía como compensación social y se comprometió a proveer la conexión de agua potable.

La escritura de donación del inmueble fue firmada entre ambas partes el 17 de junio de 2011, en el cual se especifica que el terreno donado podrá servir para reacomodar a las familias. Un mes más tarde, el 19 de agosto, el concejo emitió un acuerdo en el que especifica la reubicación de la comunidad Zamora Rivas a dicho terreno. Dicho acuerdo fue firmado por el entonces edil, Thomas Álvaro Rodríguez González, y el síndico José Roberto Carlos Mejía.

El acuerdo señala que el sobrante del terreno donde será ubicada la comunidad Zamora Rivas será destinado "para la construcción de espacios de sano esparcimiento para los habitantes de las diferentes colonias y caseríos", así como para la reubicación de "otras familias que habitan en zonas de alto riesgo".

Alcaldía devuelve tierra

No obstante, luego de retirarse de Amusdeli, la administración entrante de Nayib Bukele, mediante una escritura en concepto de dación de pago, devolvió el inmueble al IPSFA por un monto de $571,570, tal como señala el recibo de pago 11924489 que consta en los archivos de la comuna (ver recibo anexo).

En dicha escritura firman el síndico de la comuna, Héctor David Meléndez Ayala, y el apoderado general administrativo del IPSFA, coronel René Antonio Díaz Argueta.

Esta cancelación se realizó el 26 de octubre de 2012, en concepto de "pago de las compensaciones sociales y ambientales", es decir, que la comuna y el IPSFA consideraban que dicho monto era suficiente compensación por parte del IPSFA, pese a que había un acuerdo del concejo para que esas familias residieran en dicho terreno, por la construcción de un terreno urbanístico en la zona.

Promete otro inmueble

Luego de la venta del terreno donde se iba a reubicar a la comunidad Zamora Rivas, la comuna aseguró a sus habitantes que había un nuevo espacio donde serán reubicados, pero hasta la fecha no les han informado dónde se encuentra ni el área que tendrán.

Tras la salida de Bukele para lanzarse a la campaña por la alcaldía de San Salvador, las comunidades solo pudieron entenderse con la concejal Michelle Sol, pero no disipó sus dudas, aseguró la integrante de la Adesco.

"Al final, lo que dijo (Sol) es que no decía adónde estaba la tierra, porque la gente que no tenía casa se iba ir a meter. Y nosotros, ¿qué? Si supuestamente es para nosotros y no vamos a lograr nada. Nosotros lo que queremos es que nos ayuden y que nos saquen de aquí", manifestó otra vecina.

De acuerdo con otros habitantes de la comunidad, una de las versiones que les había dado el edil Bukele es que el terreno "era para animales" y que por ello conseguirían otro lote.

Concejal : "No sé nada"

Por su parte, la concejal Sol sostuvo que no sabe qué pasó con el inmueble ni de los documentos que acreditan la donación hecha por el IPSFA. "De eso no sé nada", aseguró a El Diario de Hoy.

No obstante, afirmó que ya está listo el terreno donde reubicarían a las 48 familias de la comunidad Zamora Rivas, aunque no dio detalles.

"El terreno ya lo tenemos y esperamos pronto empezar a parcializarlos para entregar escrituras por persona. Eso sí es un hecho, la Zamora Rivas se va a trasladar", aseguró.

Según argumentó Sol, aún no se han hecho los traslados porque se está realizando el papeleo.

"Estamos en el trámite de permisos y la gestión que se tiene que hacer, la parcelación. O sea que son trámites largos, no se puede (reubicar a la comunidad) de un día para otro".

Así las cosas, la pelota está quedando en la cancha del IPSFA, al que harán las consultas del caso.

En una visita al municipio, El Diario de Hoy pudo constatar que el terreno donde iban a ser trasladadas las familias está lleno de árboles y no hay evidencias de que hubiese sido preparado para acomodar a los habitantes de la comunidad Zamora Rivas.

El principal riesgo para las familias que viven en la mencionada comunidad son los deslaves, ya que está construida en una hondonada, además de inundaciones sufridas durante el invierno.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación