LMF | Repasa los fichajes del Apertura 2022 CONCACAF | Águila quiere jugar Concacaf en el Barraza SELECTA | Darwin Cerén sueña con retirarse clasificando al Mundial

"Nosotros con una buena huelga cambiaríamos muchas cosas", Nelson Bonilla

¿Qué piensa el futbolista Nelson Bonilla de la Fesfut? él también opina sobre los temas de premios, mejora de condiciones y hasta explica su celebración de gol

Por Robbie Ruud |

Nelson Bonilla, delantero de la Selecta durante el partido ante Canadá por Eliminatorias Mundialistas. Foto EDH / Jonatan Funes

El delantero de la Selecta, Nelson Wilfredo Bonilla Sánchez, platicó de todo un poco con la cuenta de "Compañeros de Fórmula" en Twitter Spaces. El jugador quien ha militado en Tailandia en los últimos años dio su mirada sobre varios aspectos que conciernen a Selecciones Nacionales.

Nelson Bonilla se refirió a condiciones a mejorar, trato de los federativos, aclaraciones, y hasta por qué celebra de una manera particular cada vez que anota un gol.

Dejamos entonces hablando en PRIMERA PERSONA a Nelson Bonilla:

Nelson Bonilla celebra tras anotar ante Granada. Foto EDH/ AFP

DESPUÉS DE ESO que hubo contra Canadá hubo un punto de quiebre con respecto a los jugadores, al grupo, a los que no tenían la valentía de expresar sentimientos de inconformidad. Ahora está bastante unido por muchas cosas. Creo que es el mismo sentir de todos, al final estaba viendo ahí si era de acabar una guerra o no, la verdad es que no debería acabar con guerra ni con peleas, el fútbol no es para eso; porque al contrario, el deporte no es para eso, ni de parte de ellos ni de parte de nosotros. Tenemos que ser inteligentes para aportar lo que se pueda ahora y dar lo que se necesita para poder crecer como Selección Nacional, como federación de fútbol; y nosotros como jugadores debemos entrenar y respaldar a los técnicos que hemos tenido. En esta caso ya se llegó a un límite de parte de ellos (federativos) ya han estado mucho tiempo ahí y siempre hubo esta clase de problemas. Siempre nos han tirado a la gente encima y como que ahora la gente ya no les creyó lo que pasa. Creo que ellos no están capacitados para poder seguir al frente de la federación.

NO SOY DE LAS PERSONAS que hablan sin tener pruebas o de hablar solo por hablar. Viendo los resultados y todo lo que pasa es bastante frustrante de parte de nosotros como jugadores porque es problema tras problema. El comunicado era de la Sub-20 y al final salimos a flote nosotros quienes no teníamos nada que ver, lo de querer tapar un problema con otros para que se hable de los jugadores y no de lo pésimo que actúan (los federativos) con los jugadores. La verdad es que yo tampoco sigo sin entender, no sé cuál es el fin de seguir; si es puro estatus, no encuentro yo las palabras, no encuentro el motivo del por qué quieren seguir. Por mi forma de expresarme a veces la gente mal interpreta lo que yo digo y recibo bastantes insultos. Yo si fuera uno de los directivos yo con todos estos problemas diera un paso al costado y continuara mi vida tranquilamente, no vale la pena continuar con todo esto si medio mundo les dice que están actuando mal. Quisiera poder esclarecer en el futuro por qué tanta necedad de querer seguir al mando.

EN LO QUE TENGO de estar en Selección Nacional el periodo más difícil ha sido cuando estuvo el "Primi" Maradiaga, todo estaba súper mal. No quiero que la gente piense que soy arrogante o mal agradecido, se trata de ser profesional. Sé qué significa serlo aquí en El Salvador y serlo afuera, el trato que se le da al jugador es muy diferente. En esa época (cuando dirigía Ramón Maradiaga) no teníamos dónde dormir, la comida era muy mala, entrenábamos muy mal, (los directivos) manejaban todo muy mal. Esa época fue la más difícil, había carencia en todos lados, alimentación, descanso, el fútbol y nosotros aguantamos muchas cosas. No tenía rumbo la Selección, hubo una racha de casi 20 partidos sin ganar. Era bien difícil porque nosotros queríamos sacar las cosas adelante pero no teníamos las herramientas adecuadas para poderlo hacer. Ahora todo es más difícil porque varios tenemos familia, hijos, nosotros los mayores, quienes damos la cara, se nos hace más difícil esto. (Los federativos) hacen las cosas mal y después nos quieren tirar a la gente encima cuando no debería ser así, la exposición pública lo hace difícil.

Nelson Bonilla cabecea en el partido ante Granada por la Liga de Naciones de la Concacaf. Foto EDH/ Jonatan Funes

DESDE QUE LLEGUÉ tengo en la memoria que siempre los jugadores eran quienes iban a negociar los premios, algo que era comidilla de la prensa. "Estos jugadores fueron a la federación para hablar de premios". Para mí eso es una mala cultura porque eso ya debería de estar establecido y debería ir cambiando con respecto al tiempo, la moneda y todo. Porque van cambiando dependiendo la época y lo que logrés. Sí, parece que es una molestia de parte de los directivos, y no solo hablo de la federación, también en la liga local. Pondré un ejemplo, jugué en Alianza un total de cinco años, debuté en el 2009 y me fui en el 2014, ahí nunca supe lo que era un premio por ganar. Cuando ya me fui para Rumanía (Viitorul Constanta) recuerdo que metí gol para la primera victoria que tuvimos, le ganamos a un equipo bueno (Astra) y recuerdo que el capitán me dijo: "Andá allá arriba que tenés un premio por ganar"; hasta allá me vine a enterar qué significaba un premio por ganar y fue de parte del presidente del club. En Turquía igual, cuando yo llegué (al Gaziantep FK) estábamos peleando por no descender, el presidente del equipo llegaba y decía, "vaya, este será el premio por ganar". En el caso de acá en El Salvador, nunca, ningún presidente de la federación, en lo que tengo de jugar, se nos ha acercado para definir premios; eso debería ya de estar estipulado y no estar negociando a cada rato por clasificación a Eliminatorias, Copa Oro... ya no debería de llegar a negociar ninguna generación, quizás solo ver que los premios se adapten a la época, de ser necesario. Pero los jugadores ya no tendrían que ir porque se exponen. Fuimos a negociar premios y viáticos y luego apareció una hoja que yo hice, un documento, y a mí se me hace una falta de respeto que una conversación privada salga a la luz en los medios.

NO ME DA MIEDO, no me interesa (ninguna represalia), hemos hablado con el profe Hugo Pérez, no es que sea mi chero, pero él no se presta para esas prácticas (marginar jugadores como venganza u orden de un federativo). A mí no me interesa que me regañen, si me hubieran hablado ni les hubiera contestado porque no son mis jefes, no me pagan, a mí quienes me pagan son los equipos afuera. Saben que siempre me he manejado así, y no es que me la quiera llevar de verg*n. Yo no tengo nada en contra de Hugo Carrillo, no me cae mal como persona, no lo conozco como persona y así a todos los directivos, no es nada personal, se trata solo del ámbito profesional. Para mí sería fácil quedarme callado, yo ya hice mi vida, ya hice mi carrera, jugué donde me tenía que ir a jugar, y siempre dije las cosas que están mal porque están mal. ¿cómo se puede competir con la gente a tu alrededor y a donde sí están haciendo las cosas bien? porque aquí todos te exigen, la afición te exige. Si me vetan yo me voy con la frente en alto porque no dije ninguna mentira y todo lo que he dicho siempre ha sido para mejorar el fútbol aquí en El Salvador, hasta el día en el que me retire yo seguiré peleando por los jugadores en el equipo en el que esté.

EL MAYOR SACRIFICIO que uno hace es por la familia. Mi hijo nació un 04 de diciembre y yo un 15 de enero yo estaba viajando para Ohio, Estados Unidos, para jugar con la Selección. Dejé a mi esposa, a mi hijo, gracias a Dios estaba mi suegra con mi hijo recién nacido y me fui. Creo que ese es uno de los mayores sacrificios que uno hace, vos ponés la balanza muchas cosas porque estar en la Selección es lo mejor que le puede pasar a un futbolista por más que alguien te diga: "no yo no quiero estar", estar en la Selecta es lo mejor, representar a tu país es un orgullo, y cuando estoy afuera yo lo digo y te da un estatus diferente. Cuando salí me enteré de las grandes carencias que se tienen en El Salvador.

Nelson Bonilla de El Salvador celebra su gol hoy, en un partido de las eliminatorias de la Concacaf para el Mundial de Catar 2022 entre Honduras y El Salvador en el estadio Olímpico Metropolitano en San Pedro Sula (Honduras). Foto: EFE

LO PRINCIPAL para poder mejorar nuestro rendimiento como futbolistas es la materia prima, la cancha, y no solo la de entreno, sino también un estadio con una cancha de primer nivel. Algo que mejoró mucho desde la llegada de Diego Henríquez y el profesor Hugo Pérez fue la comida, el descanso, el trato, la tecnología... pero debemos tener una o dos canchas con grama de primer nivel. Los ejercicios que hace el profe Hugo son a uno o dos toques y en estas canchas no se puede. A muchos nos criaron diciéndonos que con coraje o con huevos podemos ganar y eso se acabó a nivel mundial, ni siquiera la camiseta gana ya, gana el que mejor trabaja, el que mejor plan de juego tiene, quien mejor tácticamente esté. Siempre nos dicen que cuando vamos a EE.UU. nos cuesta el inicio del partido, claro, porque te tenés que adaptar a las mejores condiciones que ellos tienen y que no las tenés en El Salvador.

LOS PROBLEMAS recientes en la Mayor han surgido por un bono objetivo, no por un salario, se dan por empates o por victorias. La molestia fue, cuando antes de enfrentar a Canadá, hacen una reunión y nos dicen (los federativos) que ya no tenemos chance de clasificar y que ya no nos iban a pagar los bonos. Esa fue la primera molestia, hacen una reunión y después nos dicen que sí. Después hicieron una reunión para preguntarnos quién había hablado sobre el tema de las chaquetas (para el frío en EE.UU.), se hizo un solo problema y lo que todos ya saben. La falta de respeto a nuestra profesión. La gente lo mira como un juego, pero somos profesionales, tienen que respetar el tema de la comida, la vestimenta, los descansos, la planificación para el día del juego. No tendríamos que sufrir todo eso. No dependíamos de nosotros pero teníamos posibilidades aunque pequeñas de ganar a Canadá y esperar a que Panamá perdiera. Podríamos haber hecho seis puntos, pero todas esas desconcentraciones, el comunicado, lo de Álex (Roldán) y es que ellos (junto a Zavaleta) no están acostumbrados a este trato poco profesional y tomaron la decisión de no venir. Todo esto extra cancha nos vino a desmotivar.

YO ENTIENDO que con los microciclos, no aseguro nada, creo que es para desarrollar bien una idea que tenga el profe, porque sino practicas se te olvida y cada equipo juega diferente. Yo estoy ilusionado con el próximo proceso mundialista, esto no es nada personal, no tengo ganas de tener protagonismo. No como figura, sino como profesional, hay cosas que no puedo dejar pasar y no puedo ser hipócrita conmigo. Quiero que la Sub-20 nos haga el relevo y nos lleven al próximo mundial. Queremos que la generación que venga no sufra lo que nosotros sí. La forma de cómo se votan para la elección de comité debe cambiar, los estatutos deben cambiar, no tengo nada en contra de las ADFAS ni nadie, insisto, esto no es personal. Pero hay que hacer cambios para mejorar.

HASTA EL DÍA de hoy nunca he recibido una llamada para poderme integrar, la asociación de fútbol, lo diré tajante y fijo: nosotros con una buena huelga podríamos cambiar muchas cosas. Ese maltrato al jugador, los salarios, las deudas, lo del Seguro, AFP... Tendríamos que unirnos todos. Antes de abogados y representantes, deberíamos tener clubes profesionales. Nosotros como jugadores, somos 'mercancía', pero solo sí estamos bien elaborada. Si aquí tuviésemos otra formación, todo mejoraría. El fútbol tendría más ingresos con ventas de jugadores.

YO NO TENGO nada en contra de ningún directivo de FESFUT. Absolutamente nada. Yo lo único que crítico es la gestión, las formas... Yo no creo que ellos, sí se reeligen, vayan a generar un cambio. Lo más fácil es que den un paso al costado y dejen gente capacitada.

MI CELEBRACIÓN de gol tiene este significado que explicaré a continuación. Como saben, siempre parece que hablo por teléfono con alguien; lo que sucede es que he portado en mis espaldas el número nueve y el once, que significan mucho para mí. Entonces al unir esos números pues hablas al 911, algo así como ¿emergencias? aquí estoy para anotar goles. Esa es la razón del por qué celebro así siempre cuando anoto un gol.

Nelson Bonilla marcó el tercero, de los cuatro con el que ganó el Thai Port en la Liga tailandesa. Foto Cortesía Thai Port

VOLVER A PORTADA

MÁS SOBRE ESTE TEMA

KEYWORDS

Deportes FESFUT Nelson Bonilla Sánchez Primera División Redes Sociales Selecciones Nacionales Selecta Ver Comentarios

Patrocinado por Taboola

Te puede interesar

Ver más artículos

Inicio de sesión

Inicia sesión con tus redes sociales o ingresa tu correo electrónico.

Iniciar sesión

Hola,

Bienvenido a elsalvador.com, nos alegra que estés de nuevo vistándonos

Sigue a CANCHA en

Utilizamos cookies para asegurarte la mejor experiencia
Cookies y política de privacidad