Fútbol

VIDEO: “Le quité al ‘Mágico’ un gol de antología”: Gail, el jugador quien impidió su gol de taquito

Cancha platicó con el exdefensor Luis Miguel Gail, quien le quitó al “Mágico” González la posibilidad de haber marcado uno de los mejores goles de la historia del fútbol

Este fue el gol que Jorge "Mágico" González intentó hacer ante el Real Betis y lo quitó con la mano Luis Miguel Gail. Ilustración EDH: René "Tonaca" Cortez.

Por Robbie Ruud | Twitter: @RobbieRuud | Jun 16, 2020- 05:30

Cancha platicó con el exdefensor del Betis Luis Miguel Gail, quien le quitó al “Mágico” González cuando jugaba en el Cádiz la posibilidad de haber marcado uno de los mejores goles de la historia del fútbol. También hablamos con Alfonso Del Castillo, historiador del Real Betis.

De todos es sabido que el “Mágico” González la recontra descosió en su paso por el Cádiz. La ciudad homónima sigue dando la sensación de mimar más al cuscatleco mucho más que todos nosotros acá en El Salvador. Su gol al Barcelona, al Real Madrid… hay repertorio amplio de dónde escoger para recordar a Jorge, pero justo ese gol de taconazo que no fue contra el Betis también nos quedó en la retina y en el pensamiento.

Platicamos con Luis Miguel Gail para que “comparezca” sobre la osada maniobra que impidió al mejor futbolista de la historia de nuestro país ser aún mucho más recordado en suelo ibérico y fuera de él. El exdefensor español atiende con cortesía, y entre risas y con muy buen humor, explica lo que ocurrió.

TAMBIÉN: El fútbol de El Salvador podrá volver con público a partir del 6 de agosto

“Me traspasaron del Valladolid al Betis; yo no quería moverme, pero tuve la fortuna de caer en un gran club y con una gran afición. Como muy aficionados al fútbol, al igual que los de El Salvador, la hinchada del Betis trasciende fuera de España”, comienza Gail.

“Al ‘Mágico’ González le teníamos un gran respeto cuando le enfrentábamos en los juegos contra el Cádiz. Sé que en El Salvador es de los más grandes que hay, y acá en España los clubes que nos medíamos ante el Cádiz cuando ‘Mágico’ jugaba con ellos, ya te digo, él era de muy a tener en cuenta. Tuve la fortuna también de tenerle antes como compañero en el Valladolid, él es un tipo campechano, humilde, sencillo… A mí me han preguntado en varias ocasiones quién es el jugador a quien me enfrenté mejor dotado técnicamente, aun cuando Maradona ha estado por aquí esos años, puedo decir que ha sido ‘Mágico’ González”.

Gail dijo que muy poco tuvo la oportunidad de compartir con ‘Mágico’ fuera de la cancha. Recuerda que la leyenda salvadoreña era una persona muy introvertida, quien tiene su mundo, pero que siempre en el vestuario vallisoletano se comportó de forma extraordinaria. “Valladolid siempre ha sido un equipo muy familiar. ‘Mágico’ estuvo solo media temporada, yo creo que nos recuerda como un grupo de amigos, porque esa ha sido siempre la esencia del equipo púrpura y blanco”.

Al grano

Betis y Cádiz jugaron por la jornada 34 y final de La Liga en la temporada 1986/1987. Betis quería meterse en el top 10 con la victoria. Cádiz, mucho, por el contrario, último de la clasificación, soñaba con una victoria sorpresiva en el Benito Villamarín.

“Ya te digo que le hice (al ‘Mágico) una faena de la que no me arrepiento, ya no éramos compañeros porque yo estaba en el Betis y él lo recuerda. Con los años ya me di cuenta que le quité la posibilidad de haber marcado un gol que quedaría en la antología; el no marcarlo pues no queda ¿no? Pero la acción técnica del ‘Mágico’ en esa maniobra es para catalogarla como si hubiese sido un gol. En ese momento tuve que meter la mano. ¿Lo recordará? yo le dije: ‘No sé por qué el árbitro ha pitado mano, creo que le he dado con la nariz’ (Risas) y el ‘Mágico’ se reía mucho. Ya viendo la acción con el tiempo, me dije ‘no puedo volver a ver atrás’, el resultado estaba muy justo (2-0), le quité la gloria de haber marcado un gran gol, un golazo a nivel de lo que era “Mágico”, un portento técnicamente”.

“Si se sigues la trayectoria de cómo sigo esa jugada, a Salva, quien era el portero nuestro, ‘Mágico’ le elude y le pilla de espaldas, yo en ese momento salgo a tapar la meta, el mete ese gran tacón, y como te podrás dar cuenta, tuve que darme una buena estirada. ¡El golpeo que hizo el ‘Mágico’!… te puedo decir que normalmente este tipo de jugadas, todos los jugadores que lo hemos intentado es a donde salga, pero con “Mágico” yo estoy seguro que lo quiso hacer así, la quiso tirar ahí (con dirección a gol)”.

ADEMÁS: Insisten en Cádiz en cambiarle el nombre al estadio y “Mágico” es una de las grandes opciones

“En aquella época no existía esa reglamentación como ahora, porque de haberse aplicado era tarjeta roja para mí, claro está. Yo intenté seguir jugando, pero creo que lo vio todo mundo (Risas). En esa jugada nos ponemos 2-1, y ya luego, vamos, que terminamos ganando 4-1. Pero un gol de ventaja en el fútbol, sabes, no es nada, así que apretamos para poder ganar; no fue fácil eh, el marcador puede engañar a cualquiera”.

“Un Betis-Cádiz no deja de ser una rivalidad regional, viaja mucha gente de Cádiz a Sevilla para poder alentar, hay cierta rivalidad. Lo de ganar cómodamente muy pocas veces ocurre, en ocasiones vemos un 3-0 y decimos, bah, ganó fácil, marcas un 1-0 y los otros dos han sido a partir del minuto 80, y ahí puede haber discrepancia. Al final a nosotros nos salió bien y conseguimos ganar ese partido, en parte, por la faena que a ‘Mágico’ le hice”.

Gail no lo recuerda, pero fue ‘Mágico’ quien cobró el penal en aquella temporada 86-87. El salvadoreño se quitó las ganas de anotar tras hacerse parte de justicia, pero para nada no se sacó la espina; haber culminado ese taconazo en gol, por supuesto, le hubiese merecido un Premio Púskas con autoridad hace ya más de 30 años. Una pena que no pasó, y que tampoco la distinción se entregara en la rememorada época.

“Realmente si hay alguien quien lo podía hacer era el ‘Mágico’. Le tuve como compañero, y quiérase o no, tú entiendes a tu compañero, sabes que cuando te enfrentas a él de lo que es capaz de intentar hacer; y efectivamente ‘Mágico’ hizo aquel gesto con toda la intención. Cuando lo comentamos en el vestuario del Real Betis todos decían ¡qué pedazo de jugador es el ‘Mágico’! ¡Qué golpeo! Estando de espaldas él tenía muy bien ubicada dónde estaba la portería”.
“Quiero enviarle un saludo al “Mágico” porque como compañero se portó impresionante. El frío que pasó él de venir de Cádiz a Valladolid (risas)… un gran abrazo para él y para El Salvador”.

Descripción de la jugada que terminó en el “no gol” de Jorge “Mágico” González. Ilustración EDH: René “Tonaca” Cortez.

La Tacita de plata

En los últimos meses ha sido dilatado el tema por razones de pandemia, pero ahora que Cádiz enfrenta de a poco la normalidad, la comunidad azul y amarilla puede permitirse pensar de nuevo en aquellos temas pendientes. Como el cambio de nombre a su estadio, por ejemplo. Gail opina al respecto.

“Yo a ‘Mágico’ le tengo un gran aprecio, un gran cariño, en Cádiz está consideradísimo, pero creo que no se debería de cambiar el nombre del estadio. Si por razones comerciales el Estadio Ramón de Carranza tuviese que cambiar el nombre, y por ahí obtener unos buenos ingresos para ceder a una marca, me parece que el Cádiz debería considerarlo eh. El estadio del Betis cambió de nombre un par de veces, y recuerdo que el aeropuerto de Barajas ha pasado también como por dos o tres cambios de nombre, así que ¿por qué no? Pero Ramón de Carranza, creo, es para tenerlo en cuenta, insisto.

“Si yo tuviera un poquito de voto yo lo daría para que el estadio del Cádiz mantuviese el nombre. Si el ‘Mágico’ pudiese tener su nombre en alguna otra cuestión institucional en el equipo, pues creo que se lo merece; una rotonda, un campo de fútbol, una circular, pero ya como primer nombre, para el estadio… yo le quiero muchísimo al ‘Mágico’, pero creo que debería mantenerse como Ramón de Carranza”.

Luis Miguel Gail, exjugador del Real Betis. Foto / Tomada de betisweb.com

Una pasadita

“El ‘Mágico’ casi siempre llevaba una pelota de Ping Pong y en el vestuario del Valladolid podíamos verle varias veces haciendo técnicas, aquello era impresionante. Exhibía un gran dominio, y nos sentíamos capaces de retarlo. Entonces nosotros le decíamos ‘oye pásala para intentarlo’ y el resto del equipo le dábamos a la pelotita cinco o seis toques apenas (risas), pero a él no se le caía nunca”.

Azul y Blanco

“¿Sabes? Estuve a punto de ir a entrenar a un equipo de El Salvador hace unos 15 años más o menos, y por un pelín no se concretó. No puedo mencionar nombres, pero sí puedo manifestar que fue una posibilidad que no se dio por muy poco, muy poco”.

VER TAMBIÉN:  Las propuestas para que vuelva el balompié en El Salvador 

“Tras la temporada 80-81 el Valladolid hizo una gira por Latinoamérica, y entre esos países estaba Honduras. Fuimos a Tegucigalpa, San Pedro Sula, y estuvimos a punto de ir a El Salvador para disputar un amistoso, pero no se pudo. Teníamos a Yearwood, y por eso se nos dio la posibilidad; pero sí que estuvimos a punto de ir a tierras salvadoreñas”.

Jorge “Mágico” González en su etapa como jugador del Valladolid CF. Allí coincidió con Gail. Foto Tomada de Diario El Mundo de España

Dulces y amargas memorias

“He sido el jugador más joven en debutar con la camiseta del Valladolid, fue algo muy grande. De niño soñé en jugar un día con el equipo, marqué el último gol en el viejo estadio y conseguí con el esfuerzo de mis compañeros la Copa de la Liga en 1984”.

“En el Real Betis yo firmé por siete años, primero logré un vínculo por tres y luego hice una renovación por cuatro. Los primeros años fueron extraordinarios y fue esa la razón por la que pude extender mi estadía. Tuve la desgracia de lesionarme en el tendón de Aquiles en la temporada 89-90, conseguí recuperarme, pero en la siguiente temporada me lo volví a romper. Ya no pude sanar y eso fue lo que me retiró prematuramente a los 31 años”.

Orgullo

“He conversado con jugadores del Real Madrid, del Atlético, del Barcelona, del Espanyol, y bueno, sus derbis son importantes ¿no? Pero si quitas toda la parafernalia de medios, lo que se vive en Sevilla con los derbis andaluces son tremendamente emocionantes. Puedo decirte que ganarlo es un disfrute, perderlo lo pasas mal, muy mal (risas)”

El estadio Ramón de Carranza, del Cádiz CF.

¿Qué hace?

Ahora tengo mis negocios basados en inversiones, tengo mi título nacional de entrenador y entrené a equipos como el Xeréz, Sabadell, equipos de Segunda B de España. La última ocasión en que trabajé como entrenador fue en las inferiores del Real Valladolid.

Del Castillo, historiador del Betis: “Iba al Sánchez Pizjuán solo para ver jugar al ‘Mágico, imagínate’”.

Cancha también platicó con Alfonso Del Castillo, un notable recopilador de datos y contextos béticos, él nos habló de Luis Miguel Gail, y por supuesto, de Jorge González.

“Ese gol que le quitó al “Mágico” con la mano, bueno, es que el salvadoreño era demasiado buen futbolista, tenía que pararle como fuese. En España es muy reconocido, yo recuerdo como hincha del Betis, pero imagínate, que yo partía a la cancha del Sevilla solo para verle jugar. Para mí el “Mágico” era un auténtico crack”.

“Me hubiese gustado que ‘Mágico’ fichara por el Betis, porque fue un jugadorazo. Había rivalidad deportiva con el Cádiz, pero también mucha hermandad, hay simpatía entre una afición y otra, quitando a los grupos ultra. El Betis históricamente cae muy bien en el campo del Cádiz, y viceversa”.

Sobre Luis Miguel Gail

“Gail hizo trece partidos en las últimas tres temporadas, una lesión en Badajoz durante el calentamiento previo a un juego de Copa le marcó. Fue un futbolista que venía al Betis, ya consolidado, y en el que se tenían muchas esperanzas. No dio mala sensación, pero quedó muy limitado con las lesiones. En las tres anteriores tuvo un buen rendimiento, sobre todo en las dos primeras, fue casi titular en todos los partidos”.

“En la primera campaña jugó 37 partidos de liga y en la segunda 36, era un referente para la defensa y el mediocampo defensivo. En la tercera temporada Gail entra en un periodo muy conflictivo porque el equipo baja a la segunda división, y es en dicho tiempo cuando se lesiona. Del club Gail no salió muy bien, el Betis estaba muy mal económica, deportiva e institucionalmente, él denunció al club porque se le debió dinero, y en ese momento se deterioró la relación entre ambos”.

“Cuando Gail jugaba en Valladolid lo hacía como delantero, con el paso de los años fue retrasando su posición. En el aspecto defensivo, ya en el Betis, quiero agregar que por el aspecto anterior que acabo de señalar se le veía una gran técnica, muy buena. A veces se iba al ataque desde el fondo, siendo defensa le daba por recordar sus inicios en pleno juego. Eso sí, no puedo decirte a quién se asemeja en el equipo bético estos años. Fue un jugador muy particular, tanto por su historia como por su desempeño”.

Agradecimientos especiales para Mario Pérez y Arturo Posada.

 

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad