Banca estatal rechaza cobrar bajos intereses a préstamos de sector agropecuario

La Asamblea Legislativa aprobó un decreto que ordena a la banca estatal crear líneas de crédito con una tasa específica en cierto tiempo. Sin embargo, dichos bancos aseguran que esas disposiciones los pueden llevar a la quiebra.

Foto EDH / Jessica Orellana

Por Guadalupe Hernández

May 22, 2020- 14:17

El Banco de Fomento Agropecuario, el Banco Hipotecario y el Banco de Desarrollo de El Salvador (BANDESAL) se pronunciaron esta mañana sobre el decreto aprobado ayer por la Asamblea Legislativa que establece medidas especiales para el uso de los fondos de dichas instituciones,
Se trata del Decreto 642 que contiene Ley transitoria de medidas al sector agropecuario para garantizar la seguridad alimentaria, ante la emergencia por la pandemia COVID–19, emitido ante el  veto presidencial a la ley de créditos a productores agropecuarios.

Según el decreto, la banca estatal deberá crear las líneas de crédito necesarias para productores de granos básicos y todos el sector agropecuario, las cuales tendrán una tasa de interés para el usuario final, no mayor del 5% de interés anual.

Las medidas planteadas en el nuevo decreto buscan además la suspensión del pago de capital e intereses a los productores, ya sean estos personas naturales o jurídicas, así como cooperativas agropecuarias que tienen deudas vigentes con el sistema financiero del país, sea con bancos privados y banca estatal provenientes de créditos agropecuarios por el periodo de tres meses.

Asimismo establece que las cuotas no canceladas por la emergencia deberán ser saldadas en un plazo de hasta seis meses.

Sin embargo, dichos bancos aseguraron que los términos planteados por la Asamblea Legislativa, en el que establece el interés para los préstamos, podría enviar al quiebre bancario de las instituciones financieras estatales.

“Si se nos ordena a la banca estatal crear líneas de crédito con una tasa específica en cierto tiempo, obviamente nos están dando una instrucción inaplicable, porque hay que entender que el dinero que administra la banca pública no es dinero 100% estatal”,  dijo Juan Pablo Durán, presidente de Bandesal.

En su  opinión, no puede venir un decreto a ordenar otra cosa, y romper la normativa de la Ley de Regulación y Supervisión del Sistema Financiero a la que estamos sometidos.

“En el país todos estamos en un marco jurídico, todos debemos respetar esa cadena de normativa, no podemos romper una parte de esa cadena porque rompemos el Estado de Derecho”, reiteró.

Añadió que a penas la situación es complicada, si toma en cuenta que el Estado solo invierte un porcentaje en cada uno de los bancos estatales, que además deben responder a acreedores de fondos o en algunos casos como el BFA y el Hipotecario a depositantes que confían en ellos.

“Queremos establecer como banca que la intención es muy buena, no tenemos objeción, pero la forma en la que fue discutido y aprobado es absolutamente controversial y hasta cierto grado contradictorio. Tal como está el decreto es  inaplicable, añadió Durán.

Celina Padilla Meardi, presidente del BH, lamentó que la Asamblea Legislativa no efectuará las consultas técnicas y financieras correspondientes a los bancos estatales  y a los entes supervisores del sistema financiero.

Los titulares adelantaron que el presidente de la República, Nayib Bukele, tiene lista una política integral para la reactivación del sector agrícola, que incluye un fideicomiso.

Te puede interesar:

La Asamblea supera veto presidencial que da beneficios a sector agropecuario

Con 59 votos los diputados superaron el veto a la ley que aporta la creación de medidas económicas y financieras que ayuden a garantizar la seguridad alimentaria.

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad