Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Más de 81 mil recetas no despachadas en 2014 en cuatro hospitales públicos

El desabastecimiento de una buena cantidad de fármacos se prolongó hasta por siete meses, según datos de la OIR

La empresa INPRO demandó por primera vez al Ministerio de Salud en 2013 ante la Corte de Cuentas.

La empresa INPRO demandó por primera vez al Ministerio de Salud en 2013 ante la Corte de Cuentas.  

La empresa INPRO demandó por primera vez al Ministerio de Salud en 2013 ante la Corte de Cuentas.  

La falta de medicamentos es uno de los dolores de cabeza que a diario deben enfrentar los usuarios de los hospitales públicos. Se trata de un problema que, pese a los discursos políticos, persiste y pone en riesgo la salud de la población.

Una de las promesas de Violeta Menjívar, al asumir el cargo de ministra de Salud, fue apostar por el abastecimiento de los fármacos y dejar en un segundo plano la creación de más Equipos Comunitarios de Salud (ECOS), pero los datos oficiales de la misma entidad dan cuenta de la magnitud del problema de escasez.

En los últimos siete meses del año pasado (entre junio y diciembre), hubo 81 mil 947 recetas que no fueron despachadas en cuatro hospitales públicos: Maternidad, Zacatecoluca, San Juan de Dios de Santa Ana y el de San Miguel, de acuerdo con los datos proporcionados por la Oficina de Información y Respuesta (OIR) del Minsal.

También se pidieron las cifras del hospital Bloom y Rosales pero estas no fueron entregadas.

De los cuatro establecimientos de los que proporcionaron los datos, los usuarios del Santa Teresa, en Zacatecoluca, fueron de los más afectados.

Zacatecoluca

En los últimos siete meses del año pasado, en ese hospital hubo ocasiones en que no se entregaron 3 mil 692 recetas y en otras hasta 6 mil 128 en un solo mes.

En ese periodo en total, no se despacharon los productos prescritos en 34 mil 200 recetas, se desconoce a cuántos pacientes equivale no haberles dado su medicamento.

Otros hospitales

En Santa Ana, en los últimos siete meses de 2014 no se despacharon 29 mil 770 productos recetados, por mes la cifra osciló entre 2 mil 500 y 6 mil 543.

Mientras que en San Miguel no se entregaron 15 mil 842 medicamentos. Cada mes eran más de mil recetas sin despachar.

En San Salvador en el hospital de Maternidad hubo 2 mil 135 recetas que no fueron despachadas, siempre en el mismo periodo del resto de establecimientos médicos.

Hasta por 7 meses

El desabastecimiento registrado no fue esporádico. Una buena cantidad de fármacos escasearon siete, seis, cinco y cuatro meses, según el informe de la OIR.

En el caso de Maternidad, el tamoxifeno de 20 mg tab. para tratar el cáncer de mama, estuvo desabastecido entre junio y noviembre de 2014.

Los estrógenos vaginales, una terapia hormonal recetada en la menopausia, hizo falta entre junio y diciembre. La prednisona para la gastritis escaseó entre julio y diciembre.

Mientras que la medroxiprogesterona, usada en el programa de planificación familiar, estuvo sin entregarse entre junio y diciembre de 2014.

Otro fármaco que faltó por seis meses fue el primetamina, utilizado para reducir las alteraciones de los bebés en el vientre, cuando sus madres fueron diagnosticadas con toxoplasmosis.

Además, la levotiroxina no fue dada a los pacientes por tres meses y el alendronato por cuatro meses, entre otros que contiene el documento.

Antonio Minero, médico auditor y miembro de la Junta Directiva de la Asociación de Salud Pública, dijo en el caso del tamoxifeno, "seis meses no han tenido ¿entonces qué alternativas le han dado a los pacientes? El problema es que cuando tiene un medicamento que es el que escoge, el segundo que se puede dar, que se llama alternativo, generalmente es el que presenta más resultados adversos".

La metformina que se usa para quistes de ovario también estuvo desabastecida y tiene una gran incidencia en el país, la mayoría de casos de mujeres infértiles es provocada por esa enfermedad y el medicamento no lo han tenido en Maternidad, declaró Minero.

En los siete meses, la lista de medicamentos desabastecidos en el hospital materno suma 25, el número y el tipo de fármaco tuvo variaciones en cada mes.

Santa Ana

El Hospital San Juan de Dios en Santa Ana fue de los más afectados.

"No sé cómo hacen los médicos de este hospital para sacar la consulta", reaccionó Minero al revisar la cantidad y el tipo de fármacos que escasearon en los últimos siete meses del año pasado.

Entre los medicamentos que no se despacharon se encuentran antibióticos, tanto orales como endovenosos, para tratar el Mal de Chagas, para la hipertrofia prostática, problemas cardíacos, tuberculosis, la presión arterial, fiebre de adultos y niños, analgésicos y gastritis.

Por ejemplo, en el reporte de la OIR se pueden encontrar que faltaron por siete meses los antibióticos azitromicina y estreptomicina, tampoco hubo nadroparina, indometacina 25 mg, pantoprazol, amitriptilina, clomifeno citrato, por el mismo periodo.

Por seis meses no hubo candersantan, eritropoyectina y nifurtimox y por cinco meses faltó acetaminofén supositorio, aciclovir 400 mg, terazosin e ibersartán 300 mg tableta, entre otros.

Solo en junio hubo 67 diferentes tipos de productos desabastecidos. En noviembre fueron 68.

Minero indicó que "si nos vamos a Santa Ana, el cuadro se magnifica porque empezamos a encontrar medicamentos específicos para enfermedades endémicas en esa región, que no hubo".

El miembro de la Asociación de Salud Pública expresó que es preocupante que un hospital regional tan grande, como el de Santa Ana, no haya tenido para tratar la tuberculosis y antibióticos de amplio espectro para infecciones.

"Es decir que en todas las especialidades se ha tocado el medicamento de combate", opinó el doctor Minero.

En el Bloom

En cuanto al Hospital Bloom, la situación es delicada porque se trata del único hospital especializado en la atención pediátrica.

El listado de productos no despachados da cuenta que entre los fármacos no entregados están antiparasitarios, antibióticos, para el herpes, problemas cardíacos, analgésicos, para enfermedad renal, anestésicos, relajantes musculares y anticonvulsivos, entre otros.

"Faltaron medicamentos de Infectología, gastroenterología, nefrología, neurología… hay productos para las infecciones comunes de vías respiratorias superiores, gastrointestinales, infecciones nosocomiales. Cuando revisamos no han habido anestésicos… son áreas bien gruesas", añadió Minero.

Por siete meses

Durante siete meses, cerca de 30 fármacos escasearon en el Bloom, entre ellos el abendazol para los parásitos, fluconazol 50 mg, aciclovir, hidrazalina clorhidrato 50 mg, digoxina 0.5 mg/ml, morfina sulfato 30 mg, pridestigmina bromuro 60 mg tableta, imipramina y triamcinolona.

En la lista de los productos no despachados entre junio y diciembre de 2014 también se encuentra vitamina D3, vitamina E , potasio cloruro, vacuna inactiva del virus de la poliomielitis cultivadas en células vero, hierro sulfato, mercaptopurina, solución salina balanceada, inmunoglobulina humana antirrábica, terazosin, factor IX humano, vacuna antiinfluenza y diazepam.

En meses como junio no se entregaron 63 distintos tipos de productos a los infantes, en agosto fueron 47, en noviembre 55.

"Aquí no estamos hablando que fueron dos semanas de escasez, estamos hablando de desabastecimiento de seis meses y eso es preocupante, porque si la alternativa ha sido la compra directa, entonces se compra poquito y no les alcanza. Yo caigo en la cuenta que no se compra lo que hace falta porque se mantiene la falta de la misma medicina", añadió Minero.

Alternativa a paciente

A través de la OIR; también, se solicitaron las alternativas que le dieron a los pacientes a los que no se les despacharon los fármacos prescritos a causa del desabastecimiento.

La respuesta fue que en Maternidad no se tenían otro medicamento alterno. En Zacatecoluca se limitaron a decir que de acuerdo con la patología del paciente, pero no brindaron el listado.

En el caso de Santa Ana dijeron que no se encontraron datos de los productos alternativos entregados. Y en San Miguel indicaron que no tenían registros, igual respuesta hubo en los casos del Bloom y Zacatecoluca.

Se buscó obtener declaraciones del director del hospital de Maternidad, Roberto Sánchez Ochoa, pero no dieron fecha para la entrevista. También se solicitó hablar con el director del Bloom, Hugo Salgado, desde hace meses, pero como en otras ocasiones no contestaron a las diferentes solicitudes enviadas a través de la Unidad de Relaciones Públicas del centro médico pediátrico.

Miguel Majano, presidente del Colegio Médico, dijo que es grave y preocupante que la población no reciba el tratamiento completo.

Según información oficial publicada en la página web del Minsal, el abastecimiento de medicamentos entre enero y agosto del año pasado, (últimos datos que se pueden verse) en la red de hospitales públicos, osciló entre el 78.7 en mayo y 85.9 en agosto.

Violeta Menjívar, ministra de Salud, en la rendición del informe de labores correspondientes al primer año de gestión destacó como avance "el aumento en el abastecimiento de medicamentos (al 84 %) en hospitales y (superior al 90 %) en establecimientos del primer nivel de atención".

Pero el descontento y la preocupación de los usuarios del sistema público por el desabastecimiento al que se enfrentan en los hospitales es un calvario constante.

El 15 de junio de este año, la ministra de Salud, Violeta Menjívar, manifestó en una entrevista televisiva que la escasez de fármacos es del 15 por ciento en el sistema de salud pública del país, pero que "hay mejoras" en comparación a años anteriores.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación