SELECTA: 100 años de una pasión INTERNACIONAL: Caos en Afganistán POLÍTICA: Reformas a la Constitución NEGOCIOS: Bitcoin en El Salvador

Préstamo de $600 millones del BCIE será para pagar deuda de corto plazo

El dinero servirá para pagar una deuda de corto plazo de $645 millones en CETES que el Gobierno adquirió el año pasado.

Por Karen Molina | Abr 29, 2021- 06:30

Ministro de Hacienda, Alejandro Zelaya, llegó a la Asamblea a dejar el decreto transitorio para el pago del Fodes. FOTO EDH Archivo

Los $600 millones que el directorio del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) aprobó ayer para El Salvador serán usados para pagar Certificados del Tesoro (Cetes), es decir, deuda de corto plazo que el Gobierno adquirió el año pasado para hacer frente a los gastos de la pandemia.

De acuerdo con el ministro de Hacienda, Alejandro Zelaya, los fondos del organismo son “versátiles” y su operación es bastante amplia por lo que parte de este dinero se podría usar para pagar estos Cetes aunque no aclaró si se pagaría en su totalidad o solo una parte.

La operación es similar a obtener un crédito personal para pagar el saldo de una de las tarjetas de crédito. “No es más deuda, es sustituir deuda de corto plazo por de largo plazo. Como cuando a uno le dan préstamo para consolidar tarjetas de crédito”, explicó en su cuenta de Twitter la economista Tatiana Marroquín.

El año pasado el Gobierno se endeudó con $645.8 millones en Cetes cuyo plazo debe pagarse a más tardar en septiembre de este año. En su momento esta deuda se consideró un “crédito puente”, es decir que el Gobierno los tomaba prestados, pero luego debía conseguir un crédito de largo plazo para cubrirlo, ya sea con el préstamo de un banco multilateral o a través de bonos.

Gobierno paga y presta $327 millones en Letes para no caer en impago

Esta deuda de corto plazo fue usada para financiar el Fideicomiso para la Recuperación Económica de las Empresas Salvadoreñas (Firempresa) dirigido a pequeñas empresas, subsidio de planilla y negocios informales afectados por el prolongado cierre económico de 2020.

Según Zelaya, tuvo que recurrirse a este mecanismo porque los diputados le cerraron las puertas a otros créditos que aunque se aprobaron, no fueron incorporados al presupuesto 2021.

En su momento los diputados alegaron que había poca claridad sobre el uso de los préstamos pues los fondos que en un inicio eran para financiar el Fideicomiso se usaron para otros gastos dentro del presupuesto del Estado y Hacienda usó los Cetes para llenar ese hueco.

Estas maniobras fiscales generaron muchas dudas a los legisladores por lo que en más de una ocasión pidieron al ministro de Hacienda que llegara a la Asamblea a explicar estas asignaciones.

Esta vez el préstamo de $600 millones aún debe ser aprobado, ratificado y asignado al presupuesto 2021 por la nueva Asamblea Legislativa que tomará posesión el 1 de mayo.

Según el BCIE, esta es la operación más grande de la historia del organismo desde su fundación, hace 61 años. El crédito se otorga a 20 años plazo y con una tasa de interés de 2.5% y con cinco años de gracia.

El presidente del BCIE, Dante Mossi, dijo que seguirán apoyando al país con financiamiento.

KEYWORDS

Deuda Externa Deuda Pública Deudas Hacienda Pública Ministerio De Hacienda Ministro De Hacienda Negocios Ver Comentarios

Patrocinado por Taboola

Te puede interesar

Inicio de sesión

Inicia sesión con tus redes sociales o ingresa tu correo electrónico.

Iniciar sesión

Hola,

Bienvenido a elsalvador.com, nos alegra que estés de nuevo vistándonos

Utilizamos cookies para asegurarte la mejor experiencia
Cookies y política de privacidad