EE. UU. pide pena de muerte para pandillero salvadoreño

lmer Zelaya Martínez es acusado de ser un peligroso cabecilla y cometer un doble homicidio. Sus víctimas fueron encontradas en Falls Church Park, Virginia. Es procesado junto a 10 mareros más.

Edvin Escobar Méndez, de 17 años; y Sergio Arita Triminio, de 14, ambos víctimas de la MS en Virginia. Foto EDH / Archivo

Por Wiliam A. Hernández / Agencias

Ene 08, 2020- 04:00

La lucha contra los pandilleros de la Mara Salvatrucha (MS-13) en Estados Unidos arreció ayer luego que fiscales federales pidieron en un tribunal de Virginia la pena de muerte para un marero responsable de la muerte de dos jóvenes.

De acuerdo a diferentes medios y la agencia AP, los fiscales federales buscan que se condene a pena de muerte a Elmer Zelaya Martínez, alias el Killer, uno de 10 pandilleros más de la MS-13 (todos de origen salvadoreño), acusados por un doble homicidio y otros hechos delictivos.

G. Zachary Terwilliger, fiscal en Alexandria, Virginia, presentó documentos el lunes que indican la intención del gobierno de Trump de buscar la pena de muerte contra Zelaya Martínez, de 29 años.

De acuerdo a la agencia AP, los fiscales sostienen que Zelaya fue uno de los cabecillas de la MS-13 que en 2016 ayudó a coordinar el secuestro y posterior asesinato de Edvin Escobar Méndez, de 17 años, y Sergio Arita Triminio, de 14.

Según publica también el Dailymail, Méndez desapareció a fines de agosto de 2016, y su familia denunció su desaparición el 1 de septiembre.

Agrega la publicación de ese medio, que usando información en Facebook, su hermano pudo localizar a Triminio, quien dijo que Méndez había sido secuestrado y luego asesinado por pandilleros de la MS-13 porque creían que era un espía de la pandilla rival.

Triminio desapareció dos días después, el 27 de septiembre. La policía desenterró los restos de los jóvenes en Holmes Run Park, en marzo de 2017, después de recibir un aviso donde se encontraban ambos cuerpos de los jóvenes.

Según la acusación, Zelaya y otros miembros de la MS-13 mataron a Escobar porque creían que era un espía y proporcionaba información de sus actividades a otra pandilla. Mientras que Arita fue asesinado porque los pandilleros pensaron que estaba cooperando con la policía.

Ambos cuerpos de los jóvenes fueron encontrados por las autoridades en Falls Church Park, Virgnia, en el 2017.

Por el mismo caso, son acusados, según la publicación, Elmer Zelaya Martínez, Erick Palacios Ruiz, 20; Ronald Herrera Contreras, 20; Josué Vigil Mejia, 21; Henry Zelaya Martínez, de 24 años; Oscar Contreras Aguilar, 20; Yonathan Melgar Martínez, 21; Anderson Villatoro, 21; Francisco Ávila Avalos, 20; Fredys Baires Abarca, 20 y Óscar Contreras Aguilar, 20. Todos son inmigrantes indocumentados, a excepción de uno de ellos que es residente explicaron las autoridades aunque no lo identificaron.

Los sujetos están acusados de conspiración para cometer secuestro y asesinato, actividades de crimen organizado, conspiración, y secuestro que resulta en la muerte.

Robert Jenkins, uno de los abogados de Zelaya Martínez, dijo que los fiscales buscarán la pena de muerte por motivos políticos, en referencia a la política contra la MS-13 del presidente Donald Trump.

El abogado defensor señaló que, si bien las acusaciones son graves, no son más graves que muchos otros casos de violencia y asesinatos en los que no se consideró la pena capital.

“Se ajusta muy bien a la retórica del presidente Trump sobre la inmigración ilegal”, dijo Jenkins. La última vez que los fiscales en el Distrito Este de Virginia solicitaron la pena de muerte fue en el año 2012.

El periódico cita que el procurador general William Barr anunció inesperadamente en julio, del año pasado, que el gobierno federal comenzaría a reanudar las ejecuciones a partir del 9 de diciembre, poniendo fin a una moratoria informal sobre la pena capital federal a medida que el problema se retirara del dominio público.

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad