Agricultores de granos básicos no perciben apoyo estatal

Los productores insisten que debe haber una Ley Nacional de Política Agropecuaria

Los agricultores también quieren que el gobierno les brinde asistencia técnica para mejorar su producción agrícola, y por tanto sus rendimientos. Foto EDH / archivo

Por Jessica Guzmán

Nov 23, 2019- 04:30

Productores representantes del sector agropecuario manifestaron su preocupación por la disminución del presupuesto que refleja el monto estimado para el 2020, por la falta de apoyo del gobierno y las pérdidas que viven año con año debido al cambio climático.

El presidente de la Asociación Cámara Salvadoreña de Pequeños y Medianos Productores Agropecuarios (Campo), Luis Treminio, señaló que no comprenden por qué solo han destinado $63 millones para el Ministerio de Agricultura, es decir $3 millones menos (5.2% ) que el presupuesto actual ($66.5 millones) ya que las necesidades del sector son muchas.

Los productores señalan que están cansados de la indiferencia de los gobiernos con el sector de granos básicos, ya que solo ven apoyos para otros sectores como el cafetalero o el azucarero.

“Este sector enmarcado en una visión política electoral por parte de cada gobierno central que llega al poder; con lo único que se quedan es dar el paquete agrícola, pero no hay asistencia técnica para un mejor desarrollo de los granos, no hay otros programas que ayuden al pequeño productor”, señaló Treminio.

Los productores agrícolas enfatizan que el presupuesto no debe bajar, ya que para lo único que le servirá al MAG es para pagar salarios, y no tendrá recursos para apoyar a agricultores en proyectos.

“La preocupación es porque el presupuesto ahora viene con $3 millones menos, esperamos que los diputados logren que al menos se mantenga el presupuesto del Ministerio de Agricultura; porque apoyar al sector agropecuario es importante. El sector agropecuario genera ingresos pues produce la alimentación y nos preocupa ver que los gobiernos no le apuestan al sector agropecuario”, señaló Daniel Moreira, representante de agricultores de Oriente y presidente de la Federación salvadoreña de cooperativas de la Reforma Agraria.

Representantes de Campo, Anpres, Fesacora y otras organizaciones agrícolas piden más presupuesto para el sector. Foto EDH / Jessica Guzmán

En espera

Según dijeron los agricultores fue el 27 de agosto que tuvieron una reunión con personal del MAG, a la que el ministro de Agricultura, Pablo Anliker, llegó a saludar y se retiró. En esa reunión abordaron varios temas, entre ellos la propuesta del sector de crear la Política Nacional Agropecuaria y la activación “urgente” y permanente del Consejo Agropecuario Nacional, explicó Treminio.

También abordaron el tema de reactivar al Centro Nacional de Tecnología Agropecuaria (Centa) “que ha estado abandonado y solo es utilizado para distribuir los paquetes agrícolas, pero no se usa para investigación”. También discutieron el tema de monitoreo de los precios de los granos básicos y de los insumos agrícolas, entre otros.

Sin embargo y a pesar de que vieron disposición del personal del MAG, no han tenido noticias al respecto, ni de seguimiento a todas estas propuestas, dijo Treminio.

“El gobierno debe ser inclusivo, que nos tome en cuenta, que no solo haga documentos para tenerlos ahí guardados, sino una política nacional para ser ejecutada. El sector se ha convertido en uno de los más grandes del país, con más de 345,000 agricultores destinados a cultivo de subsistencia y son los que carecen de asistencia técnica y de nuevas formas de producción”, señaló el presidente de Campo.

Agricultores urgen de apoyo

Los agricultores quieren que este gobierno les dé el apoyo, que según aseguran, no han tenido en mucho años y presentan una propuesta de la Política Nacional Agrícola que integra varios puntos, entre ellos el de un fondo especial de inversiones, por un monto de $100 millones.

Según la propuesta, ese fondo especial debe ir incluido en el Presupuesto General de la Nación y debe ser destinado a proyectos productivos que permita aprovechar el potencial de desarrollo en los diversos subsectores agrorurales a nivel nacional.

Otro de los puntos es la creación de un sistema de comercialización por parte del Estado, que permita a los productores tener mejores rendimientos. Esto va enfocado a la creación de convenios de comercialización de producción agrícola por contrato y reserva estratégica, explicó Treminio.

También señalan una política de protección y conservación del suelo, mediante un programa masivo de construcción de micro, pequeño y medianos reservorios de agua lluvia a fin de almacenarla para que en tiempo de sequía y de verano. Unido a eso crear un sistema de bajo costos de riesgo por goteo y por gravedad.

Los productores también quieren que este gobierno ponga a funcionar al Centa, para lo que fue creado, para investigación y desarrollo tecnológico de producción agrícola y mejora e innovar los servicios técnicos que brinda el MAG, todo esto para aumentar la producción y mejora la calidad de los productos y la competitividad de los agricultores.

Necesitan un sistema de monitoreo y control de precios de los insumos agrícolas para que el productor pueda comprar a precios accesibles.

Y otro de los puntos que señalaron fue que el gobierno les garantice la seguridad jurídica de la tenencia de la tierra; además que les garantice no reformar la Constitución en su artículo 105, que regula la tenencia de tierra rústica en El Salvador.

El artículo dice que “La extensión máxima de tierra rústica perteneciente a una misma persona natural o jurídica no podrá exceder de doscientas cuarenta y cinco hectáreas”, sin embargo Treminio dijo que algunos diputados quieren reformarla y quitar ese límite, “lo que afectaría al pequeño productor”.

Las pérdidas

Respecto a la producción de la cosecha 2019/2020 los agricultores señalan que enfrentan una pérdida del 5 % en maíz y de 8 % en frijol a lo que se había proyectado, en dinero esto suma unos $27 millones debido a los períodos de sequía que afectaron los cultivos este año.

Pero Carlos Arteaga, presidente de la Asociación Nacional de Productores Rurales (Anpres), no solo es el clima el que afecta al productor agrícola, sino los bajos precios a los que venden su cosecha. “Porque aunque haya buena cosecha le toca vender a muy bajo precio su grano, porque el sistema de monitoreo de precios no funciona”.

Los productores agrícolas esperan que el gobierno dé buenas señales de querer trabajar junto con ellos y fortalecer al sector y a la producción de granos básicos.

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad