Secciones
×

Síguenos en

Más de 3,000 detenidos en las bartolinas policiales

Hacinamiento amenaza con más fugas y contagio de enfermedades

Por Jaime López sucesos@eldiariodehoy.com

Ago 02, 2013- 19:55

La Policía Nacional Civil cuenta con 72 bartolinas a nivel nacional, todas están saturadas, han sobrepasado su capacidad, según indicó ayer el subdirector de dicha institución, comisionado Mauricio Ramírez Landaverde.

El funcionario reveló que la capacidad instalada en los reclusorios de la Policía es de 1,200 detenidos y hay 3,200, es decir, existe un hacinamiento superior al 200 %.

“Ese hacinamiento es considerable, bastante fuerte y lógicamente eso lo convierte en un factor de riego muy importante”, afirmó el subdirector.

El funcionario aclaró que la sobrepoblación en las bartolinas no justifica las fugas que se han dado en los últimos días, como en Lourdes, Colón, al norte de La Libertad.

En esa guarnición, seis internos y presuntos miembros de la 18 se fugaron la madrugada del 30 de julio. Cinco de los fugados están acusados de homicidios y de agrupaciones ilícitas.

Por este caso, un agente policial que en momentos de la fuga tenía bajo su responsabilidad la custodia de las bartolinas está detenido.

A casi cuatro días de la fuga, la Policía aún no sabe del paradero de los sujetos.

En otros casos, también han sido involucrados agentes policiales en las investigaciones, a quienes se les acusa de complicidad al facilitar la salida y la planificación de las fugas.

“En su mayoría, la conducta que se ha tipificado a los policías implicados es de negligencia, descuido y hay circunstancias en que no tiene culpa”, afirmó Ramírez Landaverde.

Por este tipo de hechos hay dos policías en prisión.

El subdirector de la Policía manifestó también que la saturación de las bartolinas afecta las condiciones en las que opera la Policía, pues se sale de todo presupuesto.

Como solución a esta saturación, las autoridades planean trasladar en los próximos días a unos 500 sujetos desde bartolinas hacia centros penales.

Aunque esta cantidad no resolverá del todo el problema, al menos contribuirá un poco al descongestionamiento.

Esta situación pone en riesgo también la salud de los detenidos y de la misma Policía, como el caso recién sucedido en las bartolinas del Centro Judicial Isidro Menéndez, en San Salvador, donde un grupo de reos resultó afectado con tuberculosis.

Ramírez Landaverde puntualizó que estos casos han ocurrido antes en las bartolinas policiales por el mismo problema de hacinamiento.

Tags

Abrir Comentarios

Cerrar Comentarios