Secciones
×

Síguenos en

Hallan muertos a dos primos en Apopa

El Gabinete de Seguridad admitió que los homicidios van en aumento

Los cadáveres de los adolescentes fueron descubiertos en la finca Apachulco, cantón Las Delicias. Según fuentes de la Fiscalía, ambos vivían en la playa El Majahual y el martes viajaron a Apopa a visitar a unos parientes. Foto EDH / Claudia Castillo.
Los cadáveres de los adolescentes fueron descubiertos en la finca Apachulco, cantón Las Delicias. Según fuentes de la Fiscalía, ambos vivían en la playa El Majahual y el martes viajaron a Apopa a visitar a unos parientes. Foto EDH / Claudia Castillo.

Por Diana Escalante Jenny Ventura Mauricio Pineda sucesos@eldiariodehoy.com

Feb 06, 2013- 19:00

Los cadáveres de José Efraín Urrutia, de 15 años, y su primo Oswaldo Urrutia, de 16, fueron localizados ayer en la finca Apachulco, del cantón Las Delicias, en Apopa.

Los adolescentes, según fuentes de la Fiscalía, estaban extraviados desde el martes y llegaron a la zona desde la playa El Majahual, en La Libertad, a visitar a unos parientes.

Las víctimas estaban con las manos atadas y tenían lesiones de arma cortopunzante. Las autoridades sospechan que fueron torturados y calcularon que tenían 12 horas de haber muerto.

En otro hecho, a las 4:30 p.m., Rudy Alexander Villata, de 25 años, fue atacado a balazos junto a otro hombre dentro de un autobús que de San Miguel conduce a Chinameca, en San Miguel.

Villalta pereció en el hospital, mientras que el otro sujeto está en condición grave.

La Policía dijo que el hecho ocurrió cuando la unidad circulaba por el desvío a Chinameca. No se pudo determinar si las víctimas eran pasajeros o asaltantes del autobús.

Asesinatos van al alza

El pacto de no agresión que hace casi un año hicieron las pandillas no ha evitado que estos grupos sigan matando. Según las estadísticas del Gabinete de Seguridad, enero cerró con 190 homicidios y en los primeros cinco días de febrero se contaron 40.

El ministro de Justicia y Seguridad, David Munguía Payés, admitió, ayer, en una conferencia, que hay un incremento de hechos violentos. Agregó que de cinco asesinatos cometidos en el país, cuatro son obra de las maras.

“Hemos entrado a un proceso que nos ha ayudado a disminuir la violencia, pero esta no se ha terminado. La tregua no es un proceso perfecto”, reconoció Munguía Payés.

Sobre el cuádruple asesinato ocurrido el 1 de febrero en la colonia Carmenza, en San Miguel, dijo que se trató de una purga entre pandillas, pues las víctimas eran de estos grupos, extorsionaban y robaban en autobuses sin el aval de los cabecillas.

Además, se justificó que en el ataque contra un vendedor de aguacates en Ilopango, municipio declarado como libre de violencia, participaron pandilleros de una clica de la mara Salvatrucha que se ha negado a sumarse a la tregua.

En torno a los asesinatos de dos agentes de la Policía, ocurrido la semana pasada en Comacarán, San Miguel, y en Sensuntepeque, Cabañas, el martes anterior, dijo que los casos están casi resueltos.

El primero, según se informó, tuvo un móvil pasional. Mientras que el ocurrido en Cabañas todavía se investiga.

Tras el asesinato del policía, fueron aprehendidos dos adolescentes de 15 y 16 años. Munguía Payés dijo que ya está identificado el homicida, pero hasta ayer por la tarde no se reportaba su detención.

Tags

Abrir Comentarios

Cerrar Comentarios