Secciones
×

Síguenos en

Peregrinos bailarán “El Sombrero Azul”

Los jóvenes salvadoreños participarán en una pre jornada en la ciudad de Teresópolis, donde mostrarán un poco de la cultura del país

Guillermo Jiménez ha sido el encargado de enseñar la coreografía a este grupo de jóvenes. Foto/EDH René Estrada.
Guillermo Jiménez ha sido el encargado de enseñar la coreografía a este grupo de jóvenes. Foto/EDH René Estrada.

Por

Jul 09, 2013- 00:00

Faltan pocos días para que los “Peregrinos de la Paz” emprendan la travesía para conocer al Papa Francisco en la Jornada Mundial de la Juventud, que se llevará a cabo del 22 al 29 de julio en Río de Janeiro, Brasil.

Desde hace un mes el grupo número 1 de la delegación ha estado preparándose para hacer una presentación ante jóvenes de todo el mundo durante una prejornada, una semana misionera, que se llevará a cabo en la ciudad de Teresópolis, dónde tendrán la oportunidad de compartir la cultura salvadoreña con delegaciones de todo el mundo.

Para mostrar un poco de la cultura popular ellos bailarán la canción “El sombrero Azul” (original del grupo Los Guaraguo), mientras que el resto la cantará a capela. Esta danza estará acompañada de una presentación multimedia en la que se mostrarán algunas imágenes de lugares representativos del país, fotografías de comidas típicas y de las costumbres del pueblo salvadoreño.

El maestro de estos embajadores de la fe ha sido Guillermo Jiménez, un joven de 21 años con síndrome de Down. Él es el encargado de montar la coreografía.

Con esfuerzo y dedicación los chicos han ensayado los fines de semana en el Hogar Padre Vito Guarato.

Según Estefany Morataya, de la parroquia Santa María Madre de América, este acto se preparó con el objetivo de poner en alto el nombre de El Salvador.

“Hay mucho nerviosismo, pero a la vez entusiasmo de mostrar un poco de nuestra cultura , lo hacemos también como una ofrenda para Dios “, puntualizó Morataya.

Por su parte, Rosa Cantizales, quién también forma parte de “Peregrinos de la Paz”, expresó que estar en esta Jornada Mundial de la Juventud, es “una gran oportunidad para conocer nuevas culturas pero también para fortalecer la fe”.

” A veces como jóvenes estamos tambaleando en nuestras creencias pero el hecho de ir a ver al santo Papa es una oportunidad para que nosotros pongamos en claro el mensaje que Dios quiere con nosotros”.

Estos jóvenes se unirán el resto de la delegación compuesta por 145 jóvenes durante la Fiesta de Acogida, a realizarse en el paseo marítimo de Copacabana.

Durante estos meses la hermana Eliana Rodríguez, directora del Hogar Padre Vito Guarato, quién es de origen brasileño, orientó a estos jóvenes para conocer algunas frases en portugués.

Saludos como “boa tarde” (buenas tardes), “¿Como vai você?” (¿Cómo está usted?), entre otras.

“Hay mucho entusiasmo y mucha fe porque gracias a Dios él me ha dado la oportunidad de compartir con otros jóvenes de otros países. Es un momento muy importante para nuestro crecimiento, ya que estamos en el Año de la fe”, añadió Rodríguez.

Tags

Abrir Comentarios

Cerrar Comentarios