Conoce las 5 alteraciones en la piel que provoca el COVID-19

Médicos españoles detectaron nuevos síntomas del virus, todos asociados a manifestaciones dermatológicas. Según los expertos, estos signos pueden presentarse en cualquier etapa de la enfermedad, incluso tras el alta.

Foto Por Shutterstock

Por Sara Castro

May 17, 2020- 00:35

La tos seca, las altas fiebres, el dolor de cabeza y garganta, el cansancio extremo, las dificultades para respirar o el dolor en el pecho son los síntomas más comunes del COVID-19, el virus que llegó a revolucionar el mundo. Sin embargo, semanas atrás, nuevos signos fueron detectados por médicos españoles.

Son específicamente manifestaciones en la piel, y con ello se reconfirma que falta mucho más por investigar sobre esta enfermedad.
Fueron dermatólogos españoles quienes comenzaron a reconocer nuevos síntomas en los pacientes diagnosticados con SARS-CoV-2 (nombre científico del virus), por lo que decidieron estudiar 375 casos tratados en diferentes centros sanitarios de dicho país europeo.

Los resultados fueron publicados en la revista British Journal of Dermatology, y recibieron el apoyo de la Academia Española de Dermatología y Venereología (AEDV). A través de los análisis se determinó que las manifestaciones cutáneas pueden clasificarse en cinco patrones “asociados a un pronóstico específico de la infección por COVID-19”, según afirmó el rotativo español El Mundo.

“Hemos visto un gradiente de enfermedad, de menos grave en los casos donde había pseudo-sabañones, a más graves en pacientes con lesiones livedo-reticularis, que presentaban más casos de neumonía, ingresos hospitalarios y necesidad de atención en cuidados intensivos”, señaló el director de la Unidad de Investigación de la AEDV, Ignacio García-Doval.

PUEDES LEER: Los túneles de desinfección afectan gravemente a pacientes con psoriasis

Y uno de los signos más recurrentes en los pacientes estudiados fue el exantema (rash o sarpullido) en un 77 % de los casos.

Aunque muchos especialistas han considerado que los síntomas surgen como una reacción a los medicamentos utilizados para contrarrestar el virus, en el hospital Lecco de Lombardía, ciudad epicentro del COVID-19 en Italia, se analizaron a 88 pacientes, de los cuales 18 presentaron lesiones cutáneas sin haber tomado ningún medicamento durante 15 días antes.

Estas señales pueden aparecer en cualquier etapa de la enfermedad, algunos presentan alteraciones al inicio, otros durante la hospitalización o, incluso, tras el alta; y a ellos se suma que muchos de estos síntomas pueden ser confundidos con otros padecimientos. Frente a esto, el programa de formación Actualización de Medicina Familiar de la Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria (SEMFYC) ha señalado que estamos “ante otra enfermedad ‘gran simuladora’, con múltiples posibilidades de aparición cutánea”.

El tema se vuelve complejo cuando algunas personas presentan alteraciones dermatológicas, pero que pasaron una infección (diagnóstico de coronavirus) con síntomas muy leves, por lo tanto jamás se les hizo una prueba de COVID-19. Para la SEMFYC dicha situación dificulta grandemente encontrar una relación entre el virus y las lesiones cutáneas.

Aunque el estudio publicado no puntualizó cómo abordar estas reacciones en la piel, esta sociedad médica considera que en casos de erupciones urticariforme o erupciones vesiculosas se puede pautar antihistamínicos, emolientes, antisépticos y corticoides tópicos; para las lesiones acro-isquémicas leves debe evitarse emolientes con lanolina y glicerina. Lo recomendable siempre será consultar con un especialista o con tu doctor de cabecera.

PUEDE INTERESARTE: ¿Manos irritadas por el uso excesivo del alcohol gel? Un especialista te dice cómo evitar ese problema

Para comprender un poco más estos nuevos síntomas, compartimos las descripciones que señalaron los dermatólogos españoles.

Erupciones similares a los sabañones en zonas acrales (manos y pies): estas son inflamaciones rojizas y dolorosas en pequeños vasos sanguíneos de la piel, aparecen como ampollas o llagas, provocando áreas violáceas. Se detectaron en el 19 % de los casos, en pacientes más jóvenes y en las etapas más tardías del proceso del virus. Puede durar entre siete y 12 días. Se asocian a un pronóstico menos grave.

Fotos publicadas por la AEDV

Erupciones vesiculosas: estas son llagas monomórficas (similares entre ellas) pequeñas que aparecen, principalmente, en el tronco y en las palmas de las manos. En algunos cuadros clínicos aparecen con hemorragia, podrían agrandarse o diseminarse. Se asocian a una gravedad intermedia del COVID-19 y es más frecuente en pacientes de mediana edad. Su duración media es entre seis y diez días.

Lesiones urticariformes: estas son ronchas o angioedema (inflamación de piel y mucosas) que aparecen en el área del tronco de manera dispersa. Suelen producir un intenso picor. Se observaron en pacientes más graves y con frecuencia han aparecido al mismo tiempo que otros síntomas vinculados al COVID-19.

Erupciones máculo-papulosas: según el estudio de España, este síntoma se presentó en el 47 % de los casos. Consisten en lesiones circunscritas, elevadas, sólidas, de bordes bien definidos y menores a un centímetro de diámetro. Su cuadro dermatológico puede ser muy similar al de otras infecciones víricas (enfermedades causadas por virus). Dura entre ocho y nueve días.

Livedo-reticularis o necrosis por obstrucción vascular: se trata de marcas en la piel que recuerdan a una red, similares a las que se ven a raíz de una exposición mantenida a una fuente de calor, como un brasero. Aparecen en los pacientes de más edad y más graves (en este grupo se registró un 10 % de mortalidad). Los enfermos mostraron grados diferentes de afectación.

Foto retomada de neurotalk.org

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad