7 consejos para estudiar en esta cuarentena

El drástico cambio que han sufrido niños y adolescentes a raíz de la pandemia puede, lógicamente, minar su ánimo. Los expertos recomiendan a los padres aceptar que este tiempo es diferente y que en él sus hijos pueden descubrir nuevas formas de aprendizaje.

Fotos EDH / Shutterstock

Por Sara Castro

Abr 16, 2020- 04:30

¿Cuánto tiempo durará el confinamiento? Quizá esa sea la interrogante que más retumba en la cabeza, y tras ella, pensar cuándo se volverá a las rutinas regulares: ir de compras, asistir a reuniones con amigos, trabajar de forma presencial o llevar a los hijos al colegio.

Y es esta última escena la que ha puesto en jaque a millones de padres de familia alrededor del mundo. La suspensión de clases ha significado un drástico cambio para los núcleos familiares. Las aulas se cerraron, los recreos no existen más, la convivencia entre compañeros y amigos ha quedado excluida y lo habitual ahora es un cúmulo de tareas, clases en línea, hábitos interrumpidos y un desánimo por estudiar mayúsculo.

Aunque el confinamiento represente desafíos esta puede ser una gran oportunidad para “reinventarse y redescubrir nuevas formas de acceder al conocimiento”, según la neuropsicóloga clínica y psicóloga sanitaria del Instituto Psicoeducativo de España, Zaida Moreno.

Si crees que tus hijos están atravesando por un período difícil, están poco enfocados a concretar sus planes de estudios y prefieren estar todo el día navegando en las redes sociales o jugando en línea, compartimos algunos consejos, desde los expertos, para motivarlos a estudiar.

1. Evita insistir: si tu hijo es displicente con sus tareas o para prepararse para sus pruebas, detente. No insistas. Ellos pueden oír tu mandato, pero quizá no escucharte. Da una indicación y explica las consecuencias negativas de no cumplir con sus responsabilidades escolares. Sé coherente.

2. Disminuye la presión: ya lo decía el profesor Athole McLauchlan, que tu hijo se enfoque en las materias básicas. Las circunstancias y el contexto en el que se da el aprendizaje en casa y en el colegio son diferentes. Según el rotativo español El País, “los requisitos pueden ser distintos y las tareas más dinámicas”.

3. Crea una rutina: los horarios son importantes para forjar la responsabilidad y cumplir con las metas, aunque sean pequeñas. Incluye tiempo de tareas, descansos y actividades lúdicas.

4. Aprendizaje más allá de lo tradicional: no todo debe estar centrado en libros o en las plataformas digitales. Ahora es válida la pintura, los dibujos, los cuentos, la jardinería, hornear, tocar un instrumento, bordar, leer algo de interés, actividades físicas en línea (bailes, pilates o yoga).

5. Comunicación positiva: padres, profesores y alumnos deben establecer un diálogo auténtico y eficaz. Las pláticas sobre las evaluaciones ya no existen, ahora deben estar enfocados en el proceso y el interés por aprender nuevas cosas.

6. Crea un espacio agradable: ahora más que nunca es clave proporcionar un buen espacio para que tus hijos realicen sus deberes. Debe ser un lugar iluminado, ventilado, con todas las herramientas a su disposición, pero alejando los distractores tecnológicos: TV, radios, tablets, videojuegos, móvil.

 

7. Enseña a estar y detenerse: las charlas banales o trascendentales, dejar pasar las horas, el aburrimiento, el silencio, la contemplación también son importantes en el desarrollo del niño o adolescente. Permíteles un momento de pausa.

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad