Bolivia se salvó gracias a su ejército pero la opción no vale para Venezuela

Mientras no se emprendan acciones militares contra narcoterroristas, éstos van a continuar agrediendo a poblaciones y gobiernos en el Hemisferio y España.

Por El Diario de Hoy

Nov 19, 2019- 06:00

Maduro y Ortega deben reflexionar sobre lo ocurrido a Evo para “poner sus barbas en remojo”, dio a entender el presidente Trump, olvidando una pequeña diferencia en el asunto: que el ejército boliviano jugó un papel esencial en la renuncia de aquél, pero tanto Maduro como Ortega controlan a sus ejércitos, como controlan los castristas a la milicia cubana con todas las prebendas imaginables en un país que pasa gran hambre.

Con tales declaraciones volvemos a una de las esenciales facetas del gravísimo problema que sufre Hispanoamérica, cual es la agresión de narcoterroristas contra Ecuador, Chile, Perú y Estados Unidos, que sufre el permanente embate de los carteles de la droga, como en el caso de la familia mormona atacada en México.

Estados Unidos, al igual que la Unión Europea, puede quejarse y censurar con toda vehemencia, pero olvida o rehúsa reconocer un hecho clave: mientras no se emprendan acciones militares contra narcoterroristas, éstos van a continuar agrediendo a poblaciones y gobiernos en el Hemisferio y España.

La situación recuerda el consejo de Lenín a sus enloquecidos seguidores: avancen con la bayoneta calada hasta topar con acero…

La marcha está en movimiento, como lo demuestran los violentos sucesos en Ecuador y sobre todo la terrible destrucción causada en Chile por terroristas venezolanos y de otras latitudes, según denunció la OEA, un horror que tomará un largo tiempo recomponer, si no es que cada vez que esas infraestructuras vayan recuperándose vuelvan a ser atacadas por el narcoterrorismo.

En los sucesos bolivianos, como en Chile y Ecuador, la prédica clasista de los comunistas salta a la superficie: los pobres, los grupos de menos ingresos, los menos productivos, atribuyen sus carencias y problemas a “los ricos”, a ser víctimas de un despojo generacional, aunque nunca hayan tenido nada “despojable” fuera del tapesco, caites y cuma.

No será con la violencia que la gente saldrá de sus pobrezas, como no ayuda nada a los desafortunados que politicastros, predicadores y rojos proclamen que tienen “opción preferencial” por los pobres, pues la opción tiene que ser por todo aquello que saque a la gente de la pobreza, desde estudios y capacitaciones hasta asistirlos en ordenar sus vidas.

Es parte de la naturaleza humana culpar a otros del propio fracaso

En Bolivia hubo turbamultas apoyando a Evo, muy indiferentes a todo lo que ha venido revelándose sobre sus saqueos, la opulencia en que vivía, su mansión; lo que vale es que sea indígena, que se ponga plumas para invocar a los dioses en lo alto de los Andes, que atribuya todos los males de la nación a la civilización europea.

Tal postura es muy propia de algunos grupos que reniegan de todo, como ahora con muchos en Estados Unidos a causa de la xenofobia: las dificultades, el bajo ingreso, las difíciles condiciones de vida no son resultado de indolencia, de haber desaprovechado oportunidades de estudio, de no poner más empeño en lo que se hace, sino de que inmigrantes “roban trabajo y oportunidades”.

El capo del narcotráfico según el ABC de Madrid, Diosdado Cabello, debe de estar riéndose a carcajadas de las sanciones anunciadas por la Casa Blanca.

El fiero tigre americano ruge y da zarpazos… en el aire…

Te recomendamos

Movistar Salen a la luz reveladoras imágenes de la hija de Lucero y Mijares, así se ve a sus 14 años
Movistar ¿Recuerdas a “Lady frijoles”? Tras ser deportada, ahora es presentadora de TV y emprendedora en Honduras
Movistar Fuertes revelaciones: Así es la vida de Melania Trump en la Casa Blanca

Utilizamos cookies y otras tecnologias para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.

Política de privacidad